×
  • Buscar
Publicidad

Antibióticos y lactancia, ¿qué puedo tomar dando el pecho?

Antibióticos y lactancia, ¿qué puedo tomar dando el pecho?

Seguro que si estás en período de lactancia te habrás preguntado más de una vez si puedes tomar antibióticos. La respuesta es totalmente afirmativa, aunque nunca debes automedicarte.

Publicidad

Indice

 

Impacto de los medicamentos en la lactancia

En los prospectos de los medicamentos siempre están relacionados el embarazo y la lactancia, pero lo cierto es que no tiene nada que ver. A la hora de tomar medicamentos durante el embarazo, el bebé lo recibe de forma directa. Sin embargo, en la lactancia el medicamento es absorbido por el organismo y en pequeñísimas cantidades pasa a la sangre y a la leche. Al ser cantidades mínimas no suele afectar al bebé.

No te puedes perder ...

¿Por qué se abandona la lactancia materna?

¿Por qué se abandona la lactancia materna?

La lactancia materna es de vital importancia para el desarrollo saludable del recién nacido. Sin embargo, a pesar de que muchos países apoyan la recomendación de la OMS de que los niños deben alimentarse exclusivamente con leche materna hasta los seis meses de vida, diferentes estudios demuestran que actualmente, tanto en países desarrollados como subdesarrollados, las tasas no son todo lo buenas que debieran.

Y tambien:

Asimismo, los efectos secundarios de las medicinas en los bebés y niños suelen ser los mismos que en los adultos. Lo único que se diferencia es que la capacidad para expulsarlas es menor.

No obstante, una minoría de medicamentos pueden ser peligrosos porque llegan en gran cantidad a la sangre, pero en este tipo no entran los antibióticos. Los únicos que tienen riesgo son los antivirales, que no es común utilizarlos, los empleados para tratar el VIH y los antiparasitarios.


Antibióticos en la lactancia

La penicilina, amoxicilina, eritromicina, cefalosporina, antitubercoloso, metronizadol y tinidazol se pueden tomar y no afectan a tu bebé. El único que puede presentar controversia es la quinolina.

Puedes consultar el consumo de cualquier medicamento en la página de E-Lactancia, elaborada por los pediatras y expertos de la Asociación para la Promoción e Investigación científica y cultural de la Lactancia Materna (APILAM).

Otra opción, ante cualquier duda, es visitar al ginecólogo o al pediatra de tu bebé para evitar cualquier problema futuro.

No obstante, como decíamos, durante la lactancia se pueden tomar la mayoría de lso antibióticos, aunque siempre debes consultarlo antes para evitar posibles interacciones o efectos secundarios en el bebé.

 

Lactancia y enfermedades crónicas

Hablando de las enfermedades crónicas más comunes nos encontramos con:

-anemia: aunque son inocuos para el niño, los suplementos de hierro podrían provocarle trastornos en la barriga.

-diabetes: la madre lactante puede administrarse la insulina con total tranquilidad. Esta, aunque pasa a la leche materna, el bebé la destruye en su tracto intestinal.

-epilepsia: muchos de los fármacos antiepilépticos pueden consumirse con tranquilidad durante la lactancia ya que no tienen efectos secundarios peligrosos para el bebé. Si en cambio las dosis de medicamento son muy elevadas, tendrás que interrumpir la lactancia o pedir un reajuste de la medicación (esto en el caso de que fuese posible).

 

Lactancia y enfermedades puntuales

Se tendrá que confirmar con el pediatra siempre que la madre esté lactando y tenga una enfermedad que quiera tratar con medicación. Existen unas indicaciones generales que seguir.

- Resfriado o gripe: se puede tomar paracetamol con total tranquilidad o ácido acetilsalicílico en dosis bajas y en un periodo de tiempo breve.

-Infecciones bacterianas: los antibióticos de uso común se pueden utilizar bajo prescripción médica con total tranquilidad.

Se deben evitar todo medicamento que contenga las tetraciclinas, el cloramfenicol, las sulfamidas, los quinolónicos de nueva generación, la clemastina, las sales de oro, los corticoides y la ergotamina.

 

¿Qué medicamentos están contraindicados en la lactancia?

Los medicamentos que los médicos no aconsejan tomar durante la lactancia son fármacos los cuales contienen sustancias que estudios han demostrado que son perjudiciales para el bebé. Aunque no son muy numerosos es importante que si se tienen que tomar se suspenda la lactancia materna. En ocasiones especiales de forma definitiva, pero normalmente se hará por un periodo de tiempo concreto. Estos fármacos son:

- los psicotrópicos (para psicosis agudas): esto se debe a que los principios activos de estos medicamentos son el plomo y el litio. Estos elementos si pasan a la leche, podrían interferir en el sistema nervioso del bebé y alterar su comportamiento.

- los antitumorales: estos fármacos contienen radioisótopos, es decir, sustancias que aportan radiación en el organismo. Estos medicamentos hacen imposible la lactancia.

- los anticonceptivos a base de estrógenos: estos, aunque se pasasen en pequeñas cantidades a la leche materna podrían interferir en el crecimiento del bebé y producir en el una “feminización”. Los anticonceptivos seguros durante la lactancia con los que tienen base de progestínicos.

- los antidepresivos y los antiepilépticos en dosis elevadas: si se toman en cantidades elevadas puede ser necesario que se suspenda la lactancia ya que podrían interferir en los ritmos fisiológicos del pequeño produciendo sueño, inapetencia, etc.

Los efectos de algunos de estos medicamentos no se conocen totalmente por lo que no pueden catalogarse ni como seguros ni como peligrosos al cien por cien. Por lo que el médico tendrá que recetar estos con cautela. Un ejemplo de esto son los fármacos psicoactivos que actúan sobre el sistema nervioso (los antiepilépticos, los antidepresivos y los tranquilizantes).

 

Otros casos en los que se tiene duda sobre interrumpir la lactancia

- Anestesia: en el caso de que sea imprescindible someterse a un procedimiento quirúrgico que implique tanto la anestesia local como la general, no habría que interrumpir las tomas. Estas sustancias anestésicas no pasan a la leche. Antiguamente se creía que era necesaria la extracción de la primera leche tras una operación con anestesia general, hoy en día se sabe que no.

- Radiografía: la madre se puede realizar radiografías sin ningún problema ya que la radiación no pasa a la leche. Tampoco la calidad de la misma se ve afectada, incluso aun cuando los rayos X se apliquen cerca del pecho.

- Escintografía: aquí las sustancias radioactivas inyectadas en la madre sí pueden pasar a la leche. Hay que resaltar que es algo que sólo afecta de forma temporal. El médico estipulará cuánto tiempo deberá estar sin dar el pecho en función de tu caso.

- Prótesis mamaria: en el caso de que te hayas sometido a una operación con fines estéticos donde el tejido glandular no está afectado se puede dar el pecho. En cambio, si la intervención ha alterado la estructura glandular de la mama (esto normalmente se da después de una mastectomía parcial o total), no se podrá ofrecer la lactancia al bebé.


Fuentes:

Guía de lactancia materna, Asociación Española de Pediatría. http://www.aeped.es/sites/default/files/7-guia_baleares_esp.pdf

www.e-lactancia.org

Fecha de actualización: 21-07-2020

Redacción: Esperanza Pavón

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.