¿Se puede confundir la menstruación con embarazo?

¿Se puede confundir la menstruación con embarazo?
comparte

Los primeros síntomas del embarazo se pueden confundir con los de la menstruación porque son muy similares. Por este motivo, hay mujeres que tardan algún tiempo en descubrir que están embarazadas. Lo más normal es que la mujer que no tenga en mente quedarse embarazada espere a que le venga la regla y, la que tenga el deseo de ser madre, piense que sea una probabilidad de embarazo y se haga enseguida un test de embarazo.

Si tienes relaciones sexuales sin protección y la regla se te retrasa, es normal que se te pase por la cabeza que puedes estar embarazada, puesto que el porcentaje de la fecundación del óvulo es muy alto si se mantienen relaciones frecuentes sin protección. No obstante, tampoco se te puede olvidar que se puede tratar del Síndrome Pre Menstrual (SPM), cuyos síntomas pueden ser bastante fuertes en los días previos a la regla.


Por eso, cuando una mujer está intentando quedarse embarazaba suele confundirlo. Para no equivocarnos, es necesario conocer los primeros síntomas del embarazo:


- Náuseas

- Hinchazón del vientre

- Dolor de cabeza

- Dolor de pechos

- Antojos

- Oscurecimiento de los pezones


Para no confundirlos con el Síndrome Premenstrual, necesitas saber:


- La diferencia entre el sangrado de implantación y la menstruación. El primero se produce cuando el óvulo fecundado se adhiere al útero, es escaso, de color rosa o marrón y dura varios días, pero no más de cinco. Por el contrario, la regla es abundante, de color rojo y se puede extender a una semana.

¿Se puede confundir la menopausia con un embarazo?

¿Se puede confundir la menopausia con un embarazo?

Tanto la menopausia como el embarazo se distinguen, sobre todo, por la desaparición de la menstruación, aunque ambas van acompañadas de otros muchos síntomas; algunos similares y otros no. Por eso es posible que una mujer crea que está entrando en la menopausia y, realmente, esté embarazada.


- El dolor de mamas es otro síntoma que se suele confundir con el embarazo, puesto que también en los días previos a la menstruación se puede sentir sensibilidad e, incluso, puede que estén más hinchados.


- Normalmente, tanto si estás embarazada como si sufres el SPM, es muy normal que tengas ganas de comer más y muchas veces se traduce en tener antojos de chocolate y alimentos dulces y salados. La diferencia radica en que en el embarazo se desarrolla una aversión a ciertos olores y sabores.


- Las náuseas es muy normal que las padezcan las mujeres embarazadas y sólo en casos aislados las suelen sufrir las que sufren el SPM.


- Durante el período y los días previos es muy común que tengas dolores y calambres en la zona baja del vientre, pero desaparecen cuando la menstruación finaliza. En cambio, las embarazadas pasan de un dolor leve a uno más fuerte y  ese dolor suele durar bastante más.


Finalmente, ante la duda siempre es mejor hacerse una prueba de embarazo cuando notas un retraso de una o dos semanas de la menstruación para no caer en el error del falso negativo. Hay que esperar ese tiempo porque es cuando empieza a aparecer la hCG la hormona gonadotropina coriónica humana, también llamada hormona del embarazo.


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×