×
  • Buscar
Publicidad

Causas más frecuentes de la anafilaxia en niños

Causas más frecuentes de la anafilaxia en niños

La anafilaxia es la reacción más grave precipitada por una alergia. Es una respuesta extrema del organismo ante un alérgeno y se manifiesta en forma de síntomas realmente serios y peligrosos para la vida de quien lo sufre.

Publicidad

Generalmente este tipo de reacción ocurre tras la administración de un medicamento, el consumo de un alimento o la picadura de una avispa o una abeja. Si bien, los factores implicados en una anafilaxia son tantos como alérgenos hay.

Según datos de Galaxia: Guía de Actuación de la Anafilaxia, los fármacos, con un 56% de incidencia, comprenden el grupo más extenso, especialmente los antibióticos y antiinflamatorios. Después se encuentran los alimentos, que provocan el 26% de los choques anafilácticos. Le siguen las picaduras de abejas y avispas y en menor medida otras causas, como el látex, el parásito anisakis u otras sustancias.

No obstante, las causas de la anafilaxia varían según la edad del paciente, entre otros factores.

Causas de anafilaxia en niños

En cuanto a frecuencia, en los más pequeños, los motivos de una anafilaxia varían ligeramente respecto a los de los adultos:

1. El desencadenante más común de anafilaxia en la infancia son los alimentos, en concreto en los menores de 12 meses, el huevo y la leche, por ser ingredientes presentes en infinidad de comidas, además de ser proteínas que se introducen en la dieta de los lactantes de manera precoz. Otros alimentos de riesgo en niños alérgicos son los frutos secos, las frutas, el pescado y el marisco.

2. Tras ellos, la segunda causa principal de choque anafiláctico en menores son los medicamentos, entre ellos los antibióticos como la penicilina y sus derivados, por la frecuencia de su uso; también lo son los antiinflamatorios no esteroideos o AINEs (aspirina, ibuprofeno, etc.), la tiamina, la vitamina B12, la insulina-tiopental, los anestésicos locales, etc.

3. El tercer puesto lo ocupa el veneno de los himenópteros, esto es, la picadura producida por avispas y abejas.

4. Con menor incidencia se encuentra la anafilaxia originada por el contacto con el látex, en especial en medios sanitarios, también la que producen ciertas vacunas, etc.

5. En raras ocasiones, aunque no debe subestimarse su riesgo, intervienen otros factores como el ejercicio o el frío.

No te puedes perder ...

Síntomas de la celiaquía en niños

Síntomas de la celiaquía en niños

La enfermedad celiaca (EC) es la patología crónica intestinal más frecuente en España y se estima que 1 de cada 100 recién nacidos la padecerá a lo largo de su vida. “Aunque todas las investigaciones realizadas hasta el momento apuntan a que los factores genéticos juegan un papel determinante, no son suficientes a la hora de establecer el desarrollo de la EC, precisándose, además, la existencia de otros factores de riesgo”, afirma el Dr. Cristóbal Coronel, presidente del XXVI Congreso Nacional de la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (SEPEAP).

Y tambien:

Cómo reconocer una anafilaxia

La anafilaxia se manifiesta con síntomas bastante llamativos, como ronchas en la piel, hinchazón de partes del cuerpo, especialmente de la dermis y la glotis, asma, rinitis, diarrea, mareo, náuseas, vómitos, descenso de la tensión arterial, etc. Habitualmente estas reacciones se producen repentinamente después del contacto con un alérgeno, y se intensifican progresiva y rápidamente.

En los niños son más frecuentes los síntomas que afectan a la piel (angioedema, eritema, prurito, etc.) y a las vías respiratorias (asma, congestión nasal, tos, dificultad para respirar, etc.) que aquellos que comprometen el sistema circulatorio; pero también se dan casos sin manifestación cutánea, por lo que no debe descartarse una anafilaxia en ningún caso.

Consejos para evitar una anafilaxia

En España se dan entre 1.500 y 15.000 casos de anafilaxia, de los cuales entre 1 y 300 son mortales. Como vemos la incidencia de la anafilaxia no es muy alta, sin embargo lo trágico de esto es que con un diagnóstico y un tratamiento adecuados los casos de muerte por anafilaxia podrían haberse evitado, sobre todo en niños y jóvenes que normalmente carecen de otras enfermedades previas.

Se  recomienda por ello que toda aquella persona susceptible de sufrir un choque anafiláctico conozca su patología alérgica y lleve consigo el tratamiento correspondiente, para poder ser aplicado en caso de reacción. Tampoco está de más que familiares y allegados sepan las causas que pueden originar una anafilaxia, a fin de identificarlas y evitar la exposición a ellas, en especial en los más pequeños, quienes por razones de inmadurez o restricción en la comunicación no pueden expresar claramente lo que les ocurre.


Te puede interesar:

El percentil del bebé en los primeros meses es un dato muy útil con el fin de determinar de manera rápida y precisa si un bebé está creciendo de manera adecuada en relación con otros bebés de su misma edad.

Fecha de actualización: 21-05-2014

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Publicidad