¿En qué consiste el proceso de fecundación?

¿En qué consiste el proceso de fecundación?
comparte

La fecundación es el proceso mediante el cual un óvulo de la mujer es fecundado por un espermatozoide masculino, creando así un grupo celular que irá creciendo y desarrollándose para transformarse primero en un embrión y luego en un feto que, si todo va bien, nacerá unas 40 semanas después.

Para que esto ocurra, tiene que tener lugar la penetración del hombre en la mujer con eyaculación, para que el semen eyaculado en la vagina de la mujer viaje por las trompas de Falopio hasta encontrarse con un óvulo maduro. En cuanto uno de los espermatozoides entre en el óvulo, se habrá producido la fecundación.


La fecundación es el primer paso del embarazo, el momento en el que los gametos masculinos y femeninos se unen para comenzar el proceso de formación de un nuevo ser vivo. Durante este proceso, se dan una serie de acontecimientos que permiten que un espermatozoide entre en un ovocito, lo cual permite que este nuevo conjunto celular formado por el ADN de ambos gametos comience a dividirse creando, en primero lugar, el cigoto, que bajará por las trompas de Falopio hasta llegar al útero, donde se implantará para continuar su desarrollo.


Aunque no se puede observar este proceso in vivo, se sabe mucho acerca de él gracias a los trabajos de fecundación in vitro. Así se sabe que tanto el óvulo como el espermatozoide tiene que haber completado su proceso de maduración para que la fecundación tenga éxito. Por ejemplo, las células germinales masculinas sufren procesos de división, diferenciación y maduración dentro de los testículos, pero también son importantes los procesos de maduración extratesticular para adquirir el potencial completo de movilidad y fertilización. Solo aquellos espermatozoides maduros podrán alcanzar el ovocito y fecundarlo.

No te puedes perder ...

¿Qué es el estirón de la pubertad?

¿Qué es el estirón de la pubertad?

La pubertad es el tránsito de la infancia a la adolescencia y de esta a la edad adulta. El incremento de la talla y la aparición y desarrollo de los caracteres sexuales secundarios son los fenómenos más característicos de esta etapa.


En el caso de los ovocitos, maduran dentro del folículo. Una vez son expulsados, están listos para ser fecundados.


Generalmente, la fecundación tiene lugar en la parte superior de las trompas de Falopio. Son muchos los espermatozoides que llegan a contactar con las capas externas del ovocito, pero solo uno logra atravesarlo. Una vez que el espermatozoide ha atravesado el espacio perivitelino se encuentra con la membrana vitelina. En ese momento el ovocito responde engullendo la cabeza del espermatozoide.


La fusión entre el espermatozoide y el ovocito provoca profundos cambios en el metabolismo de éste último que causan la activación del ovocito, que pone en marcha dos fenómenos visibles: una reacción cortical y la reanudación de la meiosis. Al mismo tiempo que se produce la fusión de los gametos, se completa la segunda división meiótica en el ovocito. Una vez fusionados, se completa el número de cromosomas necesarios para crear el genoma del embrión (23 de cada gameto que dan lugar a los 46 cromosomas que tiene un ser humano). Pero la unión de los cromosomas maternos y paternos no se realiza inmediatamente, antes tiene lugar la formación de los dos pronúcleos: el masculino y el femenino. En este punto, el ovocito es una célula binucleada que cuenta con el número normal de cromosomas. En ese momento comienza el ciclo de división celular normal mediante una duplicación de los cromosomas y se forma el cigoto, la primera célula del ser humano.


El cigoto tarda en llegar hasta el útero unos 3 días. Una vez allí, no anida inmediatamente, sino que permanece suelto esperando a que la cavidad uterina se prepare. Mientras esto sucede el cigoto se divide celularmente. A su llegada al útero está en una fase de multiplicación de 16 células, adoptando el aspecto de una mora, de ahí su denominación: mórula. A partir de entonces, las células, además de dividirse, empiezan a diferenciarse y a cumplir diferentes funciones. Estas divisiones dan lugar al blastocisto, que se fija a la pared del útero unos 7 días después de la fecundación. En el interior del blastocisto hay una masa celular que será lo que forme el embrión.


En este momento comienza la organogénesis, es decir, la formación de todos los órganos del futuro feto, proceso que culmina en torno a la 12 semana de embarazo.


Te puede interesar:
Salir de cuentas del embarazo significa que se ha cumplido el día previsto para el nacimiento del bebé y el parto aún no ha tenido lugar. En estos casos, el obstetra debe evaluar la situación fetal para tomar una u otra decisión.


Fecha de actualización: 24-07-2018

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>