×
  • Buscar
Publicidad

¿Cómo afecta el embarazo a los ovarios poliquísticos?

¿Cómo afecta el embarazo a los ovarios poliquísticos?

Los ovarios poliquísticos son aquellos que liberan más folículos de lo normal, los cuales no desaparecen al madurar uno de ellos y convertirse en un óvulo, sino que se quedan en reposo, haciendo que los ovarios presenten a su alrededor una serie de bultitos similares a quistes. En general, este trastorno no afecta a la fertilidad ni al embarazo.

Publicidad

Los ovarios poliquísticos es un problema bastante habitual que presentan hasta un 15% de las mujeres en edad fértil y que no suele causar síntomas, por lo que se descubre en alguna ecografía rutinaria al visualizar los ovarios rodeados de folículos en reposo.

Como decíamos, no suele presentar síntomas, aunque a veces puede hacer que los ciclos sean más largos o un poco irregulares, pero no siempre es así. Por lo tanto, no tiene por qué afectar a la fertilidad. De hecho, las mujeres con ovarios poliquísticos suelen ser más fértiles al producir más folículos de lo normal, aunque en ocasiones esta cantidad de folículos extra produce más dolor y quistes en la ovulación.

Asimismo, puede hacer que sea un poco más complicado averiguar los días fértiles, pero siempre se puede recurrir a otros métodos como tomarse la temperatura basal, examinar los cambios en el flujo vaginal o comprarse un test de ovulación.

Por otra parte, una vez que la mujer se quede embarazada no tiene por qué causar complicaciones al embarazo ni problemas como abortos espontáneos o partos prematuros, pero sí es cierto que aumenta las posibilidades de tener un embarazo gemelar ya que, en cada ciclo, el ovario puede madurar más de un óvulo a la vez, y si dos óvulos llegan a las trompas de Falopio, son fecundados por dos espermatozoides y consiguen implantarse en el endometrio, se producirá un embarazo de mellizos.

Además, con el tiempo es posible que los ovarios poliquísticos se vayan reduciendo al disminuir el número de óvulos en reserva de la mujer, por lo que lo normal es que este problema sea más habitual en chicas de 15 a 30 años.

Síndrome del ovario poliquístico (SOP)

Muchas personas confunden los ovarios poliquísticos con el Síndrome del Ovario Poliquístico (SOP), pero no es lo mismo. El primero, como veíamos, es una condición que no suele causar problemas ni molestias a la mujer, mientras que el SOP es un trastorno de tipo endocrino causado por una alteración en las hormonas de la mujer afectada que causa muchos síntomas diferentes:

- Alteraciones en el ciclo menstrual que incluyen anovulación (lo que puede provocar infertilidad)

No te puedes perder ...

¿Cómo afecta el embarazo a los ovarios poliquísticos?

¿Cómo afecta el embarazo a los ovarios poliquísticos?

Los ovarios poliquísticos son aquellos que liberan más folículos de lo normal, los cuales no desaparecen al madurar uno de ellos y convertirse en un óvulo, sino que se quedan en reposo, haciendo que los ovarios presenten a su alrededor una serie de bultitos similares a quistes. En general, este trastorno no afecta a la fertilidad ni al embarazo.

Y tambien:

- Dolor fuerte en la zona pélvica

- Ciclos menstruales muy largos y con mucho sangrado

- Exceso de vello y/o acné en determinadas zonas del cuerpo (cara, pecho, abdomen, muslos)

- Aumento de peso o problemas para adelgazar

- Mayor resistencia a la insulina, lo que puede causar diabetes a la larga

En este caso, es necesario tratamiento para regular las alteraciones hormonales y para lograr el embarazo, ya que suele ser más complicado quedarse embarazada si se padece el SOP. Por ello, lo primero que habrá que hacer será regular los ciclos para favorecer la ovulación y, después, adoptar una serie de medidas que ayuden a lograr la fecundación, como controlar el peso, ya que está demostrado que el sobrepeso dificulta el manejo de los síntomas del síndrome y la fertilidad. También es importante hacer ejercicio de manera regular para mejorar los niveles de colesterol, controlar la insulina en sangre y aliviar otros síntomas derivados de este trastorno.

Y, una vez se logre el embarazo, es importante controlarlo de manera especial, ya que el SOP sí afecta a la gestación y aumenta el riesgo de aborto espontáneo, diabetes gestacional, preeclampsia o cesárea. También implica mayor riesgo para el bebé de sufrir macrosomía, por lo que se deberá controlar el embarazo con más visitas, poniendo especial atención en el aumento de peso y el control del azúcar en sangre. 

En resumen, si padeces ovarios poliquístcios no debes preocuparte, ya que lo normal es que puedas quedarte embarazada sin problemas y que el embarazo transcurra con normalidad, aunque se recomienda siempre hacer una visita al ginecólogo antes de buscar el embarazo para que confirme que todo va bien y que ningún folículo se ha convertido en un quiste grande que pueda dificultar el embarazo.

Pero si padeces el Síndrome del Ovario Poliquístico sí puedes tener problemas de fertilidad, por lo que deberás hablar antes con tu médico para que te indique cuál es el protocolo y tratamiento a seguir para lograr el embarazo y evitar complicaciones en este.


Te puede interesar:

"¿cuáles son los días más fértiles?" es la primera pregunta que se hace una mujer cuando decide quedarse embarazada. Si es regular resulta sencillo averiguarlo ya que coincide con la mitad del ciclo menstrual. En el caso de tener un ciclo irregular debe basarse a través de otros indicadores como la temperatura basal o las características del flujo.

Fuente:

Clínica Mayo

IVI

Fecha de actualización: 24-05-2019

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.