×
  • Buscar
Publicidad

Mi bebé nunca se enferma

Mi bebé nunca se enferma

¿Estás preocupada porque te parece raro que tu bebé nunca se ponga malo? ¡El caso de las madres (y padres) es preocuparnos por algo, y si no hay motivo, lo inventamos! Si tu bebé nunca se enferma porque tiene un sistema inmunológico fuerte, disfrútalo.

Publicidad

Durante los primeros meses de vida del bebé, siempre que su alimentación sea lactancia materna exclusiva, es raro que enferme ya que la leche le proporciona una serie de anticuerpos que protegen al bebé contra enfermedades e infecciones. Destacan las inmunoglobinas, sobre todo la IgA, aunque también podemos encontrar IgM, IgG, lisozima y otras enzimas, lactoferrina, factor bífido, interferón, gangliósidos, prostaglandinas y otras sustancias inmuno-reguladoras, que protegen frente a infecciones de todo tipo, como E.coli, salmonella, rotavirus, citomegalovirus, virus respiratorio sincitial, estreptococos, candida albicans, etc.


Además, si la madre se resfría o contrae alguna infección leve durante el tiempo que dure la lactancia, genera anticuerpos contra esos virus que también pasan al bebé, por eso es extraño que el pequeño se ponga malo en estos primeros meses de lactancia materna exclusiva.

No te puedes perder ...

Mi bebé nunca pide comer

Mi bebé nunca pide comer

Muchas madres se agobian pensando que su hijo tiene un problema o que no va a crecer porque no pide comer cada 2 horas como el bebé de su amiga o porque duerme más que come. Pero no hay de qué preocuparse, ningún ser humano que esté sano y no tenga problemas se va a dejar morir de hambre teniendo comida a su alcance.

Y tambien:


También es importante el ambiente en el que se cría el pequeño ya que no es lo mismo que estar en casa con mamá o papá, evitando a personas que estén enfermas, que ir a la guardería. Y es que el síndrome de la guardería es real y provoca que los niños menores de 12 meses que acuden a la guardería enfermen más que los de su misma edad que se quedan en casa, aunque generalmente solo contraen enfermedades leves y sin importancia.


Por lo tanto, si tu bebé nació sano y sin problemas, está alimentado exclusivamente con leche materna hasta los 6 meses, duerme bien y no va a guardería, es normal que no se ponga malo en sus primeros meses de vida. Incluso cuando deje el pecho puede seguir teniendo un sistema inmunológico fuerte si sigue una dieta sana y equilibrada rica en frutas y verduras que fortalezcan sus defensas y descansa adecuadamente.


Así que si estás extrañada por que tu bebé tiene casi un año y no se ha puesto malo ni una vez, no le des más vueltas y agradece esta condición ya que las enfermedades de los bebés, aunque no suelen ser graves, sí implican muchos cuidados y atenciones ya que, cuando están malitos, lloran más, les cuesta dormir y comer y solo quieren estar con sus papás. Además, tienen más posibilidades de que una enfermedad leve se convierta en algo más serio.


Por el contrario, si tu bebé nació prematuro, con bajo peso o con alguna enfermedad crónica es más posible que enferme muy a menudo y que te hagas habitual de la consulta del médico. En este caso, tendrás que aumentar las medidas de higiene en casa (lavarse las manos a menudo, ventilar la casa todos los días, nada de fumar y evitar contacto con personas enfermas) y procurar que tu bebé coma lo más sano posible para que no se pase el año malito.


Y, como decíamos, disfruta mientras tu peque no se ponga malo ya que en algún momento enfermará, y deberéis estar preparado para cuidarle adecuadamente y saber qué hacer si tiene fiebre, tos, muchos mocos, dolor de garganta, vómitos o diarrea. Es importante que no te alarmes cuando esto pase aunque la primera vez que se ponga malo tenga 12 meses porque es algo normal en algunos bebés y, por supuesto, en algún momento tenía que llegar. Consulta con tu pediatra cualquier duda, no le automediques y mantén la calma que la mayoría de las veces las enfermedades de los bebés y niños pequeños se deben a virus sin importancia que se curan solos en unos días. Cuídale mucho mientras la convalecencia y verás cómo enseguida se pasa.


Fecha de actualización: 18-06-2018

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.