¿Un bebé puede extrañar a su papá?

¿Un bebé puede extrañar a su papá?
comparte

Es cierto que el apego con una madre es enorme, y la importancia de esta en la vida de cualquier bebé también. Sin embargo, la figura paterna también es fundamental en la vida de cualquier bebé. ¿Es normal que los bebés extrañen a sus padres?

¿Cuándo un bebé debe empezar a tomar agua?

¿Cuándo un bebé debe empezar a tomar agua?

El 70% del peso corporal de un bebé de 1 a 24 meses es agua, pero la Organización Mundial de la Salud recomienda la lactancia exclusiva hasta los seis meses. Y después, seguir siendo su fuente de nutrientes principal hasta el primer año de vida.

Entre los seis y los nueves meses de edad los bebés cuidados de una manera afectuosa y consecuente ya están desarrollando un fuerte vínculo con su papá, con su mamá y también con el resto de las personas significativas en su vida. A medida que este vínculo se va fortaleciendo los bebés comienzan a confiar. Empiezan a desarrollar una memoria y también una preferencia marcada por los seres queridos. Normalmente a esta edad también comienzan ya a demostrar miedo e incomodidad con personas que no conoce.

¿Qué pasa entre los nueve y los doce meses?

A esta edad, por norma general, los bebés comienzan ya a tener una preferencia clara por algunas personas en particular y también manifiestan su afecto por ellas. Es normal, por tanto, que estos bebés comiencen a extrañar a aquellas personas que los cuidan normalmente, como son su papá y su mamá. Estos lo van a demostrar llorando o dando la espalda. Un comportamiento que podría denominarse ansiedad de separación o protesta por separación.

La ansiedad por separación, es decir, esas despedidas llenas de llanto y rabietas son habituales en los primeros años de vida del bebé. Son muchos los bebés que alrededor del primer cumpleaños comienzan a experimentar dicha ansiedad y que se alteran cuando el padre o la madre lo deja con otras personas o familiares porque tienen que hacer algo, y que se acentúa, además, al volver al trabajo cuando el tiempo se alarga. No existe la edad exacta en la que aparece esta ansiedad, pues va a variar dependiendo del ritmo de vida del bebé.

¿Cuánto dura?

La ansiedad de separación va a durar más o menos dependiendo del ritmo de crecimiento y desarrollo del bebé, pero también de cómo vayan respondiendo sus progenitores. También va a depender del temperamento del niño.

En los bebés esta ansiedad de separación se desarrolla después de que este adquiera una comprensión de la permanencia de un objeto y, a pesar de que algunos muestran entendimiento de la permanencia de un objeto y de la ansiedad de separación desde los cuatro a los cinco meses de edad, la gran mayoría lo suele experimentar en torno a los nueve.

Síntomas o señales del trastorno de ansiedad por separación

Los bebés que suelen experimentar trastorno de ansiedad por separación temen que el progenitor o la progenitora abandone la habitación y no regrese. El miedo, por ejemplo, puede empeorar en la presencia de un extraño. Las respuestas más típicas y frecuentes que los bebés experimentan en esta fase normal de desarrollo son:

- llorar cuando el progenitor abandona la habitación
- apegarse o llorar (sobre todo en situaciones nuevas)
- despertar y llorar por la noche después de haber dormido
- no querer dormir sin alguno de los dos progenitores cerca

¿Qué hacer para que todo sea más fácil?

Los bebés que se sienten seguros son más capaces de manejar las separaciones. Mimar y consolar al bebé cuando estéis juntos podrá ayudarle a sentirse más seguro. Es importante consolar y tranquilizar al bebé cuando tenga miedo, decidle que os vais a ir a otra habitación, pero que volveréis (y lo hagáis), intentar separaos del bebé cuando esté descansado y alimentado, y no alargar demasiado las despedidas. Tened en cuenta también que suele ser bastante bueno para los bebés que su papá o su mamá le ofrezcan una manta o un juguete suave. Esto ayuda a facilitar las separaciones.

¿Qué hacer cuando la separación viene por el trabajo?

Está claro que el truco para sobrevivir a la ansiedad de separación exige preparación, transiciones rápidas y el paso del tiempo, aunque también es cierto que en la mayoría de las ocasiones tanto los papás como las mamás han escuchado a familiares y cuidadoras que se tenían que encargar de ellos que las lágrimas duraban poco. Porque pronto se ponen de nuevo a jugar y se les olvida… a la mayoría al menos, pero a los papás y a las mamás que se van a trabajar y tienen que separarse, se les parte el corazón.

Cuando llega el momento, además, de que ambos volvéis de nuevo a trabajar la cosa se puede complicar un poco, pues durante los últimos meses os habéis estado centrando en prepararos para el momento del nacimiento y también para cuidar a vuestro bebé. De hecho, es posible también que os lleguéis a sentir algo culpables por abandonar al bebé, pero la vuelta al trabajo también es necesaria, y beneficiosa para vosotros, y si vosotros estáis felices vuestro bebé lo notará, y será beneficioso para él.

También suele ser bastante habitual que os lleve algunas semanas habituaros de nuevo al trabajo pues hace nada que por fin habíais establecido una rutina, y ahora, por primera vez, vais a tener que enfrentaros a un horario distinto y concentraros también en otra serie de prioridades, hacer frente, por tanto, a las presiones y a las responsabilidades añadidas en casa. Si los dos trabajáis a jornada completa debéis tener en cuenta que la rutina de la casa también cambiará. Es fundamental compartir las responsabilidades, y las tareas.

Finalmente, tendréis que intentar también tener preparada siempre una estrategia de emergencia si, por ejemplo, el niño se pone malo. De hecho, si no tenéis una niñera o ningún abuelo, abuela, tío o tía se puede encargar, uno de los dos deberá faltar al trabajo. También es necesario que ambos tengáis el teléfono de la niñera para que cualquiera de los dos compartáis la responsabilidad si surge algún problema. Además, recordad que al bebé podrá afectarle mucho la separación.

Para cualquier bebé el papá o la mamá son completamente intercambiables, pues el bebé solamente reconoce el amor y los cuidados prenatales sin importar de quién vienen, por tanto, sean ambos o solamente el padre quien se aleje del bebé para trabajar lo extrañará.


Fuentes:

Stoppard M. (1998,2006) Padres primerizos, Madrid. Pearson Alhambra.

Trastorno de ansiedad por separación https://www.stanfordchildrens.org/es/topic/default?id=ansiedadprovocadaporlaseparacin-90-P05392

Ansiedad de separación https://kidshealth.org/es/parents/separation-anxiety-esp.html

 

Redacción: Ana Ruiz

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×