• Login
  • Registrarme
×


×
×

Trastornos de ansiedad en los niños

Trastornos de ansiedad en los niños
comparte

Estos trastornos están caracterizados por un miedo intenso y específico a algo, acompañados de ansiedad, que impiden al niño una vida social normal. Pueden presentarse en todas las etapas del desarrollo (niño, adolescente, adulto), pero adquieren una importancia fundamental en la niñez

Los niños portadores de algún tipo de trastorno de ansiedad tienden a tener un tipo de pensamiento particular que se caracteriza por ser exagerado, irracional, negativo, difícil de controlar, casi parásito. Esta forma de pensar podrá dar lugar a cierto tipo de sentimientos excesivos como miedo, vergüenza o preocupación que pueden durar largos periodos de tiempo y afectar significativamente sus vidas. Si no se trata con prontitud, los trastornos de ansiedad pueden derivar en:

 

- Repetidas ausencias a clase o una incapacidad para terminar el periodo de escolaridad.

 

- Deterioro en las relaciones con iguales.

 

- Baja autoestima.

 

- Abuso de alcohol u otro tipo de drogas.

 

- Problemas de ajuste en situaciones laborales.

 

- Trastornos de ansiedad en edad adulta.

 

Las principales características de estos trastornos son:

 

- Trastorno de ansiedad generalizada: se preocupan en extremo por sus actividades, ya sea por su rendimiento académico, deportivo o incluso por ser puntual. Esta clase de personas suelen ser muy responsables, se sienten tensos y necesitan mucha seguridad. Pueden quejarse de dolores de estómago u otras afecciones que no parecen tener una causa física.

 

- Trastorno de ansiedad por separación: dificultad en dejar a sus padres para ir a la escuela o campamento de verano, quedarse en casa de un amigo o estar solo. A menudo, se “aferran” a sus padres y tienen problemas para quedarse dormidos. El trastorno de ansiedad por separación puede ir acompañado de depresión, tristeza o miedo a que algún miembro de la familia se vaya o muera.

 

- Fobias: excesivos miedos no reales de ciertas situaciones u objetos. Muchas fobias tienen nombres específicos, y el trastorno puede centrarse en animales, tormentas, agua, lugares altos o situaciones específicas como encontrarse encerrado en un lugar reducido. Sienten verdadero pavor a ser criticados o juzgados duramente por los demás. Intentarán evitar los objetos y situaciones temidas, por lo que el trastorno puede limitar gravemente sus vidas.


 

- Trastorno de pánico: son periodos de intenso miedo acompañados por fuertes latidos del corazón, sudoración, mareo, náuseas o sentimiento de muerte inminente. La experiencia es tan terrible que viven con el miedo a sufrir otro ataque.

 

- Trastorno obsesivo-compulsivo (TOC): atrapados en un patrón de pensamientos y comportamientos repetitivos. Aunque puedan reconocer que éstos parecen sin sentido y traumatizantes, son muy difíciles de parar. El comportamiento compulsivo puede incluir lavarse repetidamente las manos, contar o poner en orden objetos una y otra vez.
 

 

¿Qué pueden hacer los padres?

 

- Hablar de ello con el médico de cabecera para que determine si los síntomas son ocasionados por un trastorno de ansiedad o por algún otro trastorno.

 

- Buscar un profesional de la salud mental especializado en trabajar con niños y adolescentes, que utilice la terapia cognitivo-conductual o terapia del comportamiento, entre otras.

 

- Obtener información adecuada de bibliotecas, librerías u otras fuentes.

 

- Hablar con otras familias que estén pasando por lo mismo.

 

- Localizar organizaciones o asociaciones de familias con el mismo problema.

 

 

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
Volver

Utilizamos cookies para mejorar la calidad del servicio, medir la audiencia y ofrecerle publicidad que pueda ser de su interés. Si continua navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.