×
  • Buscar
Publicidad

¿A qué edad reptan los bebés?

¿A qué edad reptan los bebés?

Reptar es una de las etapas que suelen tener los bebés  antes de los primeros pasos. Es algo que suele salir de los bebés para alcanzar objetos que desean pero, ¿a qué edad comienzan a reptar los bebés? ¿se puede fomentar que repten? ¿por qué es bueno que los bebés repten? ¡Para descubrirlo tendrás que seguir leyendo!

Publicidad

¿Qué etapas existen en la movilidad de los bebés?

 

Para que los bebés empiecen a caminar sobre las dos piernas, lo natural es que pasen por tres fases. Empiezas a tener un bebé que no se movía de donde lo dejabas a uno que se mueve por todas partes. Puede ser un peligro para ellos, pero forma parte de su desarrollo motriz normal.

-Rodar: los bebés comienzan a rodar entre los 5 y los 6 meses. Empiezan a descubrir que rodando alcanzan objetos que le interesan por lo que la curiosidad es el motivo por el que comienzan a rodar. Primero aprenden a cambiarse de boca arriba a boca abajo y más tarde aprenderán de boca abajo a boca arriba.

-Reptar: sobre los 6 o 7 meses el bebé empieza a ser capaz de reptar sobre su barriga. Cuando esté un poco más desarrollado lo hará también sentado. Se desplaza hacia delante y hacia atrás y puede llegar a sentirse frustrado si no consigue sus objetivos.

-Gatear: sobre los 7 meses los bebés intentan empezar a gatear. Lo normal es que hasta los 8 meses o más tarde no lo consigan. Lo que si pueden llegar a conseguir es la posición de gateo a la que acompañan de movimiento hacia delante y hacia atrás.

No te puedes perder ...

Y tambien:

Hay niños que pasan directamente de reptar a caminar sobre dos piernas, nunca llegan a gatear. Si tu bebé no gatea, no te preocupes, es normal y no tiene que llegar a hacerlo. De hecho si tu hijo no gatea es probable que comience a caminar antes que los que lo hacen.

No hay que obsesionarse con los los plazos, cada bebé es un mundo. Los datos que se citan siempre son  estadísticas, pero puede que tu bebé empiece más tarde y eso no quiere decir que se vaya a desarrollar fuera de la normalidad.

 

¿Puedo estimular a mi bebé para que comience a reptar?

 

Siempre hay cosas que se pueden hacer para estimular a un bebé, también a la hora de que un bebé repte.

-Poner a tu bebé sobre tu barriga y llamarlo para que repte sobre ti hasta llegar a tu cara.

-Pon a tu bebé en el suelo sobre una manta y ponle cerca algunos juguetes que sepas que le gusten. Seguramente tu bebé no le quitará el ojo de encima y acabará adoptando posturas para alcanzar el juguete. Igual al principio tienes que ayudarle enseñándole en que zonas del pie tiene que hacer presión, pero seguramente lo acabe haciendo por su cuenta.

 

Recuerda que en esta etapa es muy beneficioso estar junto al bebé para motivarle y darle seguridad.

 

¿Qué desarrollos potencia que mi bebé repte?

 

Que un bebé comience a reptar no solo sirve para que desarrolle habilidades para poder caminar sobre dos piernas, existen otros aspectos que desarrollan reptando:

-la coordinación corporal

-el fortalecimiento de la columna vertebral

-aumento de la seguridad en si mismo

-alcanzan un grado de independencia superior ya que pueden alcanzar lo que desean

-el desarrollo de la inteligencia del bebé

-el desarrollo de los hemisferios del cerebro

-experimenta nuevas sensaciones

-la coordinación visual y desarrollo del mismo en todas sus facetas (aprende a ver, a  mirar, a enfocar, etc)

-aprende a percibir los espacios tal y como son teniendo una imagen más completa de su entorno

-aumenta su equilibrio, aunque siguen siendo torpes

-aumenta el control de su cuerpo

 

Estos desarrollos no son a corto plazo, se desarrollarán a la larga y con ayuda de otras actividades, pero si tú le animas a reptar, puede que se desarrolle de una manera más temprana.

 

 

¿Por qué es importante que mi bebé esté en el suelo?

 

Los bebés no son seres pasivos, son activos por naturaleza y aprenden básicamente de la experiencia. Muchas veces los padres cometen el error de dejar a los niños en aparatos que venden, no se les debe colocar en una postura que a los adultos nos parece bien, por el tiempo que nos parece bien y con el juguete que nos parece bien hasta el momento que nos deje de parecer bien. Así se están olvidando las verdaderas necesidades del bebé.

Hasta los 2 años el bebé desarrolla su inteligencia a partir de dos cosas:

-el movimiento

-sus sentidos

Si se les quita la libertad de movimiento colocándolos en determinados aparatos que fuerzan al bebé a estar en una determinada postura o se encuentran atados con arneses para no moverse, también se les está limitando el desarrollo de su inteligencia. Seguramente también conseguirás que con esto cuando el niño se canse de estar en esa postura comience a llorar hasta que le cambies de posición, cosa que no ocurriría si tuviese libertad de movimiento. Los inconvenientes de esto son:

-se le obliga al niño a estar inmóvil ya que al estar en una posición en la que no puede ponerse él solo, no puede corregirlo.

-las posiciones en las que se coloca al niño no son normales para ellos, por consiguiente los músculos se les quedan tensos y no relajados.

-estás fomentando su dependencia al ponerle en una postura en la que te necesita si quiere cambiarse.

Por el contrario si decides dejar a tu bebé en el suelo, sin forzarlo a estar en una postura que él solo no sabe o sin la posibilidad de cambiarse, ahí se empezará a desarrollar. Podrá empezar a moverse, girar, desplazarse, coger objetos, etc.

Cuando se deja a los bebés en el suelo se debe hacer en la posición de boca arriba, llegará un momento (aproximadamente entre los 3 y los 6 meses) que se empiece a girar sobre sí mismo. Al principio no lo conseguirán del todo, pero finalmente aprenderán a realizar la maniobra completa.


Te puede interesar:

Calcular la talla de los hijos cuando sean mayores puede hacerse de manera aproximada teniendo en cuenta la altura de los padres o de manera más precisa a través de una serie de pruebas médicas.


Fuentes:

Orvalle, https://www.orvalle.es/por-que-los-bebes-tienen-que-estar-en-el-suelo/

 

 

 

Fecha de actualización: 12-11-2019

Redacción: Sara Tizón

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Publicidad