×
  • Buscar
Publicidad

Estimulación del bebé de 9 meses

Estimulación del bebé de 9 meses

El tiempo pasa cada vez más rápido, tu bebé ya tiene 9 meses y es como un mini tú. Es gracioso y a la vez hace ilusión ver como interactúa y como reconoce a aquellas personas con las que pasa más tiempo. Su desarrollo no para de sorprenderte pero puede que tengas dudas de si lo que hace es propio de su edad. Ayudarles a avanzar a través de la estimulación es esencial para que no se queden atrás.

Publicidad

Índice

 

Importancia de la estimulación en bebés

Algunos padres primerizos piensan que no deben intervenir en el desarrollo natural de su bebé, que este debe desarrollarse a su propio ritmo, sin nadie que le rete a hacer cosas que nunca ha hecho o para las que parece no estar preparado.

Hace algunas décadas se pensaba que nuestros genes determinaban quiénes somos desde el momento del nacimiento y que el desarrollo infantil se producía de forma independiente al medio. Se creía que era perjudicial acelerar el desarrollo y que este ocurriría de forma natural.

Con los nuevos estudios se ha demostrado que la estimulación temprana es beneficiosa para el bebé tanto a corto como a largo plazo. No es exigirle a un niño de 3 años las responsabilidades de uno de 6, sino darle ese empujoncito para que conozca sus límites y quiera batirlos.

La estimulación temprana en forma de actividades de gimnasia, de relación de nombres y objetos, de identificación de colores… está recomendada desde los primeros meses de vida teniendo en cuenta las capacidades del bebé a cada edad.

Esta estimulación les ayudará más adelante a razonar, ser independientes, tener rutinas…

No te puedes perder ...

Estimulación del bebé de 7 meses

Estimulación del bebé de 7 meses

Tu bebé ya tiene 7 meses, ¡qué rápido pasa el tiempo! Ya es un pequeño explorador, todo le llama la atención, lo mira, trata de agarrarlo… Va definiendo sus gustos y sabe con quién le gusta estar. ¿Quieres saber más sobre la estimulación de tu bebé de 7 meses?

Y tambien:

 

¿De qué es capaz un bebé a los 9 meses?

Cuando tu bebé haya cumplido los 9 meses ya tendrás una idea formada de qué le gusta más y menos a la hora de jugar. Le has visto crecer, cambiar y avanzar. Este desarrollo no para, y en este momento tu bebé es capaz de hacer cosas que antes no.

Algunos cambios que notarás este mes son:

- Movimientos variados: tu bebé ya ha descubierto cómo ponerse boca abajo desde una posición sentada y volver a levantarse. Todos estos movimientos fortalecen sus músculos y los  preparan para eventualmente poder caminar. Es posible que ahora tu bebé esté gateando o haciendo algo similar, como deslizarse sobre su culo o deslizarse boca abajo. Recuerda: algunos bebés omiten el gateo por completo, mientras que otros lo dominan un poco más tarde.

Las habilidades de las manos y los dedos del bebé también están mejorando. Por ejemplo, probablemente habrá dominado el agarrar y estirar de algo, como una toalla o unas cortinas. Ahora está trabajando en el desarrollo de lo que se llama el agarre de pinza: la capacidad de coger y sujetar cosas entre el pulgar y el índice. Probablemente aún no haya llegado a ese punto, pero está ganando un mejor control de sus dedos y manos mientras juega con objetos y comienza a alimentarse. Recoge cosas, las agita, las golpea y las tira, divirtiéndose con el ruido que hace cuando los objetos chocan contra el suelo. Por esta razón, también, asegúrate de que con lo que juega sea seguro e irrompible.

- ¡Tu bebé no para de crecer!: cada bebé crece a su propio ritmo pero en este mes seguro que ya has notado una gran diferencia respecto de los meses anteriores. Si aún no ha conseguido ponerse de pie, lo hará en cualquier momento y es posible que notes que su vientre y su culo sobresalen un poco. Esta postura puede parecer un poco extraña, pero es perfectamente normal para esta etapa de desarrollo. Su alineación se corregirá por sí sola cuando tenga más confianza y equilibrio.

- Desarrollo cognitivo: En estos momentos el bebé aún tiene una capacidad de atención muy corta y es posible que solo esté interesado en jugar con un juguete durante dos o tres minutos antes de querer el siguiente. Sin embargo, no es necesario que compres juguetes nuevos todo el tiempo ya que al bebé también le gusta explorar aquellos objetos que se encuentran dentro de casa. La clave puede ser la siguiente: el bebé disfrutará jugando con cosas que son un poco diferentes de las que ya conoce y con las que está familiarizado. De hecho, si algo es demasiado nuevo y diferente, es posible que se sienta asustado. Entonces, por ejemplo, si a tu peque le encanta jugar con una caja, puedes ponerle una pelota dentro o agregarle una cuerda para que pueda tirar de la caja.

Otro de los placeres simples de la vida para un bebé podría ser un espejo. Si bien en los últimos meses es posible que no haya podido reconocer su propio reflejo, ahora puede estar reaccionando  de manera que sabe que lo que ve es él mismo. Refuerza esta "imagen de sí mismo" jugando con él frente al espejo: toca diferentes partes de su cuerpo y nómbralas o haz diferentes expresiones faciales. A los 9 meses ya reconocen distintas expresiones faciales, por lo que en el día a día intenta que te vea feliz para que así se sienta seguro y amado.

- Desarrollo de los sentidos: en esta etapa, todos los sentidos de su bebé lo ayudan a aprender sobre su mundo. Para ayudarle a explorar su sentido del olfato, déjale oler muchos aromas nuevos y diferentes. Deja también que asimile los olores de varios tipos de alimentos, objetos, materiales…. Si le resulta agradable seguro que sonría o se ríe.

 

¿Cómo estimulo a mi bebé de 9 meses?

Seguro que quieres ayudar a tu bebé a desarrollarse de una manera acorde a su edad, po lo que aquí van algunos consejos y estrategias:

- Juega en el suelo con tu bebé. Siéntate o túmbate junto a él para estar a su altura. En estos momentos una alfombra en el suelo es el sitio más seguro de juego, y si le observas sentado desde el sillón no estarás interactuando al máximo. Si el bebé ya está gateando, una idea divertida es crear una pista de obstáculos con almohadas, cajas y cojines para que pueda gatear entre ellos. Cuelga un objeto atractivo justo fuera de su alcance para convencerle de que se arrastre hacia él.

- Actividades creativas. Puede que parezca un poco pronto, pero es la edad perfecta para que empiecen a experimentar con el arte. Puedes untar sus manos en pintura apta para niños y darle un papel grande para que pinte a su manera, seguro que lo pasa genial, además es un bonito recuerdo para guardar.

- Espera antes de ofrecer ayuda. Saber cuándo ayudar y cuándo dejar que descubra cómo hacer algo por sí mismo es un equilibrio complicado. Digamos que está jugando con un juguete, pero rueda debajo de una almohada, ¿le ayudas a sacarlo o le dejas intentarlo? Si el bebé empieza a frustrarse es mejor ayudarle, pero antes anímale o dale alguna pista para que lo encuentre por sí solo, que sea como un desafío.

- Hazle preguntas simples y dale la respuesta, por ejemplo ¿dónde está la nariz?, y luego se la tocas y la señalas en tu propia cara. Así podrá empezar a relacionar términos con objetos y a reconocerlos.

- Dale al bebé la oportunidad de conocer a otros bebés y a sus padres, pero también ten en cuenta que puede sentirse incómodo con gente nueva. Dale tiempo para que se familiarice con nuevas personas y situaciones, y una vez haya cogido confianza lo pasará en grande con un bebé de su misma edad, ya que ambos interactuarán al mismo nivel.


Fuentes: Babies exposed to stimulation get brain boost -The Norwegian University of Science and Technology (NTNU)

Fecha de actualización: 24-08-2020

Redacción: Laura Abad

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.