×
  • Buscar
Publicidad

¿Cómo enseñar las vocales a los niños?

¿Cómo enseñar las vocales a los niños?

El aprendizaje es el proceso por el cual se modifican y se adquieren habilidades, conocimientos, conductas y valores. Está relacionado con la educación y también con el desarrollo personal. Pero ¿qué es lo más asombroso en este proceso de aprendizaje? La capacidad tan asombrosa que los niños tienen de hacerlo.

Publicidad

Porque por más que lo deseemos, los adultos jamás tendremos tan alta capacidad de aprender como los niños, o como tuvimos nosotros cuando éramos pequeños, aunque ya no lo recordemos. La mente de los niños es como una esponja y ávida de conocimientos que se adquieren prácticamente sin esfuerzo. Aunque realmente el funcionamiento óptimo de la mente de los niños se da, sobre todo, en la etapa que va de los 0 a los 3 años y se debe al juego de las interconexiones neuronales.


Para aprender, por ejemplo, a leer y a escribir los niños necesitarán las vocales. Enseñar las vocales para los padres, y también para los profesores, se convierte en un proceso en el que se va a ir dotando de significado a unas simples letras y, aunque se les esté enseñando algo para que lo aprendan, hay que tener siempre claro que son niños y que este proceso de aprendizaje cuando son tan pequeños debe ser, sobre todo, algo divertido. Antes de aprender a leer y a escribir lo que deben hacer es comenzar a reconocer, trazar y discriminar las vocales. Esto es fundamental para dar comienzo a la lectoescritura.

No te puedes perder ...

¿Cómo enseñar las vocales a los niños?

¿Cómo enseñar las vocales a los niños?

El aprendizaje es el proceso por el cual se modifican y se adquieren habilidades, conocimientos, conductas y valores. Está relacionado con la educación y también con el desarrollo personal. Pero ¿qué es lo más asombroso en este proceso de aprendizaje? La capacidad tan asombrosa que los niños tienen de hacerlo.

Y tambien:


¿Qué son las vocales?


Las vocales son los sonidos que pronunciamos con la voz sin que le acompañe ningún sonido de las consonantes. Son letras que pertenecen a nuestro abecedario, y en total hay cinco: /a, e, i, o, u/. Estas, en compañía de las consonantes, van a formar las sílabas. Las vocales a su vez se dividen en dos grupos: las vocales fuertes y las vocales débiles. Las vocales fuertes se diferencias de las débiles, aunque alternativamente se las conoce como vocales abiertas y vocales cerradas, por su fonética.


Una vocal fuerte es una vocal que fonológicamente solamente puede hacer de núcleo silábico, es decir, que fonéticamente tienen un grado de abertura mayor, y son la /a/, la /e/ y la /o/. Sin embargo, una vocal débil es una vocal que puede formar diptongos cuando es átona y adyacente a una vocal fuerte. Las vocales débiles del español son la /i/ y la /u/. Desde un punto de vista estrictamente fonético las vocales fuertes no son siempre abiertas. La vocal /e/ y la vocal /o/ son realmente vocales semiabiertas y la /a/ una vocal abierta en términos fonéticos.


¿Cómo enseñárselas a los niños?


Lo primero que debes hacer como maestro, o como padre o madre, es presentar la letra al niño. Las presentaciones siempre son fundamentales y mucho más lo serán en el aprendizaje de otras cosas nuevas. Apoyarse en un método de lectoescritura siempre es una buena idea. Normalmente suele ser un cuento con un personaje principal asociado a una letra haciendo que todos los personajes de los cuentos tengan asignados un personaje cuyo nombre comienza con la letra elegida, y cada letra asignada tiene una imagen que representa su sonido.


Una vez se haya hecho la adecuada presentación de la letra lo que harán ellos será trazarla. El primer juego aquí irá encaminado al aprendizaje de la grafía de la letra. Lo que deseamos es que consigan el trazo y la direccionalidad correcta. Ese será uno de los objetivos primordiales. Además, para ello, lo bueno que tenemos es que uno se podrá apoyar en diferentes soportes para aplicar dicha metodología:


- escribir el trazo de la vocal grande en el suelo. En ese momento lo que el niño o la niña debe hacer es caminar o conducir un coche de juguete y seguir el camino correcto de la letra.


- utilizar un punzón o pegar plastilina en el trazo de cada una de las letras.


- utilizar la pizarra digital o física y un poco de papel continuo para ir encaminándole la escritura en sí misma. Primero repasando la letra que escribamos y, posteriormente, sin ningún tipo de apoyo ya.


Tras esto, hay que aprender a distinguir ya la letra escogida de las del resto, pero dependiendo de si lo que queremos enseñar es una vocal suelta, o una dentro de una palabra, optaremos por distintos tipos de juegos. Para enseñarles a aprender letras sueltas podemos jugar a estos tres juegos:


- dictado al revés: habrá que pedirles una letra en concreto, pero en lugar de escribirla deberán rodear la correcta de entre todas las que haya escritas en la pizarra.


- sopa de letras adaptada: dentro de una sopa de letras deberán tachar la vocal que se las ha pedido. Además de trabajar esa discriminación de la letra, aprenderán también a ser constantes.


- juego de la silla: en el colegio, mientras están en clase, también pueden jugar, pero con las sillas. En el respaldo de cada una de estas se coloca una letra totalmente al azar. Se pone música y se va colocando en cada bolsillo un tapón con una letra, pero hasta que no paré la música no podrán sacar el tapón y ver la letra que les ha tocado para dirigirse a la silla que tiene esa letra en el respaldo.


Finalmente, si lo que se quiere enseñar es la letra de dentro de la palabra, optaremos por otro tipo de juegos como:


- detective de palabras: buscar la letra que se les pida en un texto sencillo y con lupa incluida.


- cartero por un día: en este juego se deberán colocar cinco buzones (uno por vocal) y se les irán repartiendo sobres con una palabra escrita. Deberán fijarse, por tanto, en la vocal que contiene porque será la pista para dejarlo en el buzón correspondiente. Deberán fijarse bien, sobre todo, en la vocal que contiene porque será la pista para dejarlo en el buzón correspondiente.


- a recoger: tenemos que tener dos cajas: una de ellas con la vocal que queremos consolidar, y otra con la caja vacía. A los niños se les entregará después una serie de palabras y estos deberán guardarlas en una caja idónea dependiendo de si llevan o no vocal.


Tras estos tres pasos, el de la presentación de la letra, el del trazado, y el de la discriminación visual, pasaremos ahora a la discriminación auditiva. Este podría ser un proceso algo más complicado que los anteriores, pero es probable también que para los peques sea el más divertido: se puede jugar a la rayuela de las letras o a los aros saltarines.


La rayuela de las letras consiste simplemente en cambiar los números por las letras. Cuando lo hagamos, los niños han de recorrer el camino, lo que, en función de su equilibrio, podrán hacer a la pata coja o con los pies juntos. Mientras tanto, irán diciendo en voz alta el fonema de la grafía en la que se encuentren. Si, por el contrario, decidimos optar por los aros saltarines, lo primero que habrá que hacer será colocar un aro en el suelo y dentro de cada aro escribir una letra. Habrá que poner música también y, cuando esta deje de sonar, diremos en alto una de las vocales. Los niños lo que deben hacer es buscar el aro que contenga la letra y saltar en ella.


¿Y tú? ¿Todavía tienes dudas de cómo enseñar las vocales a tus hijos?


Fuentes:

¿Empezamos por las vocales? Trucos para aprender a leer y a escribir https://beneylu.com/pssst/es/empezamos-por-las-vocales-trucos-para-aprender-a-leer-y-escribir/

Aprendizaje y enseñanza para niños https://aprender.cuidadoinfantil.com/

Foto: Freepik.com

Fecha de actualización: 10-04-2019

Redacción: Ana Ruiz

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.