Ecografía del tercer trimestre de embarazo

Ecografía del tercer trimestre de embarazo
comparte

Entre la semana 32 y la 36 te realizarán la última ecografía de la gestación. En ella se comprueba el estado del bebé, de la placenta y del líquido amniótico para evaluar si hace falta adelantar el parto o programar una cesárea.

Normalmente esta ecografía que te realicen entre las semanas 32 y la 36 será la última, luego ya, si el parto no se adelanta, tendrán lugar las monitorizaciones a partir de la semana 38.

 

Esta ecografía no requiere un grado de especialización tan alto como la de la semana 20. Va encaminada a obtener información general sobre el estado del bebé y su entorno. Se estudian los siguientes parámetros:

 

- Peso y longitud del bebé: es muy importante ver si el bebé tiene un peso y tamaño adecuado para la semana de gestación o si está muy pequeño o muy grande.

 

- Posición del feto: en estas semanas ya tiene que estar colocado boca abajo. Si está en posición podálica o transversal  y no cambia en las semanas siguientes, habrá que realizar una versión cefálica externa para colocarle correctamente o plantear la posibilidad de una cesárea.

 

- Posición y estado de la placenta: si existe placenta previa probablemente no se podrá llevar a cabo un parto vaginal, por lo que habría que contemplar la posibilidad de una cesárea. Además, se estudia el grado de envejecimiento de la placenta ya que si está vieja o hipermadura no alimenta correctamente al pequeño.

No te puedes perder ...

 

- Funcionamiento y posición del cordón umbilical, por si se ha enrollado alrededor del bebé o no está funcionando correctamente, lo que limita la alimentación y oxígeno al bebé.

 

- Niveles del líquido amniótico. Si está disminuido implica pérdida de bienestar fetal o rotura prematura de la bolsa.

 

- Se valora también la frecuencia cardiaca del bebé, sus movimientos respiratorios y corporales.

 

- Longitud del cuello del útero. Si mide menos de 3 cm, significa que ha empezado a borrarse y que el parto puede adelantarse.

 

- Posibles anomalías fetales que hubieran pasado desapercibidas antes.


Te puede interesar:
Hay algunas parejas que exploran la idea de encontrar combinación de nombres para bebés con los nombres de los padres. Esta práctica tiene como ventaja que hace que el nombre resulte original pero, por contra, puede que el resultado no sea muy afortunado y no guste a todo el mundo.


Fecha de actualización: 15-04-2014

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>