¿Qué es la trombofilia en el embarazo?

¿Qué es la trombofilia en el embarazo?
comparte

La trombofilia es una de las causas por las que puede existir un aborto espontáneo, inclus un aborto de repetición, en cuyo caso el médico realiza un análisis para detectar si realmente existe este trastorno.

Hay muchas razones por las que un embarazo pueda acabar de manera triste, usualmente se debe a varias complicaciones que provocan un aborto espontáneo.

 

A veces no se sabe la razón por la que una mujer que estaba embarazada tuvo complicaciones y por lo tanto sufrió un aborto, incluso a veces se llega a culpar a hábitos como hacer ejercicio o tener sexo en esta etapa.

 

Un aborto espontáneo es aquel que ocurre antes de la semana 20 de la gestación. En ocasiones se debe a problemas genéticos, que provocan que el embrión no sea compatible con la vida.

 

Los síntomas de un aborto espontáneo comienzan con un sangrado vaginal abundante, además de contener coágulos, cólicos más dolorosos que los de la regla y la ausencia de actividad del embrión.

 

Existen tres tipos de aborto espontáneos y los podemos clasificar según el tiempo en el que ocurren de la siguiente manera:

 

1.- Aborto precoz. Suceden antes de la semana 12 del embarazo, ocurre en un 80% de los casos e incluso muchas mujeres no sabían que estaban embarazadas hasta este punto.

 

2.- Aborto tardío. Este tipo de aborto ocurre entre la semana 12 y 20 del embarazo.

 

3.- Aborto completo. Es cuando se expulsa de manera natural el contenido del útero.

 

 

¿Qué es la trombosis?

 

La trombofilia es un trastorno en el sistema de coagulación de la sangre. Esta sucede como una alteración a la hora de formar o deshacer coágulos, por lo que se pueden formar coágulos en las arterias o las venas.

 

Este trastorno se da en un 10% de la población total, tanto en hombres como mujeres, pero existe un mayor riesgo de generar trombosis en ciertos casos como el embarazo, mientras se está tomando anticonceptivos con estrógeno, uso de hormonas que estimulen los ovarios en fertilización asistida y con el remplazo de hormonas durante la menopausia

 

Existen dos tipos de trombosis, la adquirida, que tiene distintas causas, en la cual una actúa de manera autoinmune y otra se relaciona con los cuadros de malabsorción. La trombofilia hereditaria ocurre por mutaciones en ciertos factores sanguíneos, los cuales provocan hipercoagulabilidad o deficiencias en inhibidores coagulantes.

 

 

¿Cómo afecta la trombofilia al embarazo?

 

El cuerpo de las mujeres embarazadas tiende a la formación del coágulo, debido a que su cuerpo responde de esa forma como un mecanismo de defensa para detener las posibles hemorragias que experimenta durante el parto.

 

Cuando no hay un alto a este mecanismo, los coágulos pueden provocar una obstrucción en los vasos sanguíneos, administrando una mala oxigenación y nutrición al bebé.

 

La trombofilia suele ser analizada después de un primer episodio de aborto, al realizar un estudio de sangre.

 

Los síntomas de la trombofilia son coágulos de sangre en lugares donde no debería haber, por lo que se pueden detectar en las piernas, además de provocar hinchazón, enrojecimiento y malestar. Un ultrasonido es suficiente para diagnosticar este caso.

 

 

¿Es posible tener un hijo si se padece trombofilia?

 

Si se detecta este problema en una mujer tras un primer embarazo malogrado, en la siguiente gestación se puede administrar un anticoagulante llamado heparina para evitar que se formen coágulos en la sangre.

 

Con un tratamiento adecuado, no tiene que causar ninguna complicación y el embarazo podrá llegar a término sin problemas.


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×