• Buscar
Publicidad

¿Qué influye en la duración del parto?

¿Qué influye en la duración del parto?

Aún se desconoce con exactitud qué es lo que desencadena un parto, pero lo que está claro es que el organismo de una mujer embarazada sabe, de alguna manera, cuándo el bebé está listo para vivir fuera del útero y pone en marcha una serie de mecanismos que permiten el nacimiento del niño. Se inicia así el trabajo del parto.  

Publicidad

Cada nacimiento es diferente y el proceso puede variar de una mujer a otra y de un bebé a otro, incluso si son de la misma madre. Y es que durante el parto existen una serie de variables que pueden hacer que este sea más o menos corto. Por ello es difícil predecir cuánto tiempo pasará desde que comienza la dilatación del cuello uterino hasta que el niño ve la luz por primera vez. Ahora bien, existen algunos factores que influirán en que este dure más o menos:

 

Primíparas o multíparas: Cuando una mujer ha dado a luz previamente, los tiempos tanto de gestación como de parto suelen adelantarse. Esto ocurre especialmente en terceras y cuartas gestaciones. En estos casos es muy difícil que el cuello del útero pueda permanecer cerrado hasta el final como en los primeros. Dar a luz a un segundo bebé suele hacerse en la mitad del tiempo que el primero.

 

El tamaño del bebé: Aunque el cráneo de los recién nacidos no está completamente cerrado al nacer (fontanelas) para, al salir a través del canal del parto, poder moldearse, su tamaño también influirá en la duración del parto.

 

Forma y capacidad de pelvis: La estructura pélvica de una mujer puede provocar que el nacimiento sea más lento si esta es pequeña. Si bien lo normal es que el tamaño del bebé se adapte al de la madre, por distintos motivos algunos niños crecen demasiado pudiendo demorar su salida.  

 

La posición del bebé: Lo ideal es que, al final del embarazo, el bebé se acomode en una posición cefálica, esto es con la cabeza hacia abajo, pero por desgracia esto no siempre es así y el niño puede presentar otras posiciones (pélvica, de nalgas, podálica, etc.) lo que puede complicar y ralentizar el parto.

 

El cuello uterino: El cuello del útero a lo largo del periodo de dilatación va abriéndose para dejar paso al bebé durante su nacimiento. Aunque lo habitual es que lo haga como se esperaba, algunas mujeres dilatan más rápido que otras modificando los tiempos del parto.

Articulo relacionado: La primera ecografía de tu bebé

 

Administración de fármacos: Algunos fármacos para aliviar el dolor, como la anestesia epidural pueden ralentizar la fase del expulsivo hasta 4 horas en mujeres primíparas, y 3 horas en las multíparas.

 

La forma física y la capacidad de la madre para pujar: El estado físico de la mujer es importantísimo en este momento. Si esta está descansada, en forma física, tiene salud y energía podrá participar de forma activa durante el parto y acelerar el proceso. Igualmente si se ha preparado, conoce cómo actuar y mantiene una actitud positiva, sus pujos serán más eficaces y el parto avanzará mejor.

 

Personal médico: El respaldo y la ayuda sanitaria durante el trabajo del parto también contribuyen a que este se prolongue más o menos.


Fecha de actualización: 13-05-2013

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×