×
  • Buscar
Publicidad

Causas del hematoma coriónico en el embarazo

Causas del hematoma coriónico en el embarazo

También llamado decolamiento de corión, es la acumulación de sangre entre el corión y la pared uterina que puede causar sangrados en el primer trimestre de embarazo y aumenta el riesgo de un aborto espontáneo. Se recomienda reposo hasta que el hematoma se reabsorba.

Publicidad

El corion es una envoltura externa que recubre el embrión y que colabora en la formación de la placenta. Es una membrana concéntrica al amnios, envolviéndolo, así como a las demás membranas fetales.


Durante el desarrollo del embrión en las primeras semanas de embarazo, hay veces que se produce una acumulación de sangre entre el corión y la pared uterina, causando lo que se conoce como hematoma coriónico o decolamiento de corión.


Sucede en un 3% de todos los embarazos y es una de las causas de sangrado en estas primeras semanas, aunque no siempre produce este síntoma.


Los hematomas se clasifican en diversos grupos según dónde estén situados:


1- Hematomas subcoriónicos, el más común, situados están entre el corion y el endometrio.


2- Hematoma retroplacentar, situado detrás de la placenta, sin tocar el saco gestacional.


3- Hematoma subamniotico o hematoma preplacentar, situado en el amnios y corion. Son raros.


Muchas mujeres que tienen un hematoma subcoriónico no presentan síntomas y se descubre el problema en una ecografía rutinaria. Sin embargo, también puede causar sangrado vaginal, dolor abdominal y amenaza de aborto.

No te puedes perder ...

La importancia del agua en el embarazo

La importancia del agua en el embarazo

Las recomendaciones que hacen los médicos acerca de la necesidad de la toma constante de líquidos durante el embarazo van más allá de la función de hidratación del organismo. Así, el agua se convierte en el compañero ideal de las futuras mamás, aportándoles diversos beneficios… ¡Conócelos!<

Y tambien:


El hematoma es pequeño si está por debajo del 20% del tamaño del saco y grande si está por encima del 50%. Según su tamaño sus síntomas serán más o menos visibles y graves.


¿Se puede tratar?


La mayoría de hematomas coriónicos se reducen naturalmente y se reabsorben, sin causar complicaciones graves al embarazo. No obstante, depende de su tamaño y localización. Así, los hematomas pequeños sin síntomas tienen un pronóstico muy bueno y, a medida que el embarazo avanza y la circulación sanguínea se estabiliza, desparecen.


Pero los hematomas grandes situados en sitios comprometidos pueden dar lugar a un desprendimiento de placenta o rotura prematura de la bolsa, dando lugar a un parto prematuro o un aborto espontáneo.


No existe un tratamiento concreto para este tipo de problemas, aunque sí se recomienda reposo hasta que el hematoma desaparece, abstenerse de mantener relaciones sexuales y, en algunos casos, la administración de progesterona mediante óvulos para evitar que se produzca la pérdida del embrión. 


Te puede interesar:

TodoPapás ha desarrollado una calculadora de nombres para niños en función de cuatro criterios para facilitar al máximo la dificil tarea de encontrar el nombre perfecto para cada bebé.


Fecha de actualización: 24-01-2018

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Publicidad