×
  • Buscar
Publicidad

Anemia infantil

Anemia infantil

La anemia es una enfermedad muy común que padece hasta un 50% de los menores de 3 años. Para prevenir y tratar esta enfermedad, lo mejor es llevar una dieta adecuada rica en hierro y vitamina B12.

Publicidad

Indice

 

En la mayoría de los casos, se cura simplemente suministrando más hierro el bebé; sólo en casos muy graves, con serias complicaciones, se recomienda una transfusión. La prevención es fundamental para hacer disminuir este porcentaje de afectados
 

Anemia fisiológica de los lactantes

No te puedes perder ...

¿Qué es bueno para la tos en niños?

¿Qué es bueno para la tos en niños?

La tos es una reacción natural del cuerpo del niño que puede deberse a varias causas y que puede llegar a ser bastante molesta, por ello es bueno que sepas cómo ayudar a tu hijo si la presenta. ¿Conoces algún remedio casero para la tos?

Y tambien:

Es el descenso de la hemoglobina durante los primeros dos meses de vida del niño. La hemoglobina es una sustancia presente en los glóbulos rojos de la sangre, que se encargan de transportar el oxígeno a todos los tejidos del cuerpo.

Las causas más conocidas de este descenso son, por un lado, la brusca interrupción del mecanismo de formación de los glóbulos rojos al nacer y el comienzo de la respiración; por otro lado, la corta vida de los hematíes fetales posparto; y, por último, la rápida ganancia de peso durante los primeros meses de edad, que se acompaña de la gran expansión del volumen sanguíneo.

Cuando se trata de un niño prematuro, intervienen los mismos términos que en el lactante a término, pero de forma más exagerada, ya que las cifras de hemoglobina pueden llegar a requerir una transfusión.
 

Anemia infantil

Cuando la anemia se produce después de los primeros meses de vida, las causas y los síntomas varían ligeramente de la anemia del lactante. Esta enfermedad preocupa a muchas madres, ya que, según los últimos estudios, casi un 50% de los niños menores de 3 años la presentan.


Los síntomas más frecuentes de la anemia 

- Cansancio

- Palidez en la piel, en la parte interna de los párpados y en la raíz de las uñas

- Sensación de frío

- Falta de apetito

- Somnolencia

- Debilidad muscular

- Decaimiento

- Aumento de la frecuencia de los latidos cardíacos

- Microcitosis
 

Causas de la anemia en los niños

1. Deficiencia de hierro. Es la principal causa de la anemia infantil, causada por una alimentación pobre en este mineral.

 

2. Parasitosis intestinal. Esta enfermedad parasitaria puede provocar pérdidas de sangre, ya que estos gusanos se alimentan de ella.

3. Empleo de leche entera de vaca. Los niños menores de seis meses no deben tomar leche entera de vaca u otros animales, pues la digestión de ésta no es adecuada y se puede producir una enteropatía perdedora de glóbulos rojos, enfermedad en la cual se produce una salida de los hematíes y con el tiempo, anemia.

4. Infección: La anemia también puede ser producida por una infección urinaria, tuberculosis, paludismo, tumores, fiebre tifoidea, leucemia…

5. Antibióticos. Algunos pueden provocar anemia si se usan demasiado tiempo.

6. Deficiencia de vitamina B12 o ácido fólico. Ocurre cuando la dieta es pobre en estas sustancias.
 

Tratamiento de la anemia infantil

Una vez hallada la causa exacta que provoca esta patología en el niño, a través de diferentes pruebas -la principal de ellas un análisis de sangre en el que saldrá reflejado el nivel de hemoglobina, hematocrito, etc.- el médico determinará como primer paso del tratamiento asegurar una dieta adecuada rica en hierro y vitamina B12.

 

Después, puede recetar suplementos vitamínicos que contengan hierro y otras vitaminas. La duración del tratamiento depende de la respuesta del niño, normalmente se administra un suplemento durante tres meses después de que se haya normalizado el valor de hemoglobina.

Si la anemia es severa y no responde al tratamiento, se realizará una transfusión de sangre. Sólo se recurre a ello en determinados casos -anemia severa, anemia más neumonía o asma con insuficiencia respiratoria moderada o severa- por los riesgos que ésta implica.
 

Alimentos ricos en hierro

Lo principal, tanto para la prevención como para la cura, es llevar una dieta rica en hierro. Se puede encontrar hierro en alimentos como:

- carne de vaca, pollo y pescado

- alubias, garbanzos, lentejas

- yema de huevo

- guisantes, espinacas, coliflor, brócoli, remolachas

- frutas (uvas, mango)

- mariscos de concha (mejillones, almejas)

- carne rojas y vísceras

La absorción de hierro es más efectiva cuando es ingerido con el ácido ascórbico o ácido cítrico, encontrados por ejemplo en la naranja y en el limón.
 

Prevención de la anemia

La prevención comienza durante el embarazo, a través de un buen control prenatal para asegurarse de que la madre no sufre anemia. Los niños cuyas madres, durante la gestación, han presentado anemia, tienen el triple de riesgo de padecerla en el primer año de vida.

Una vez que el niño nace, lo mejor es darle leche materna, ya que ésta contiene la cantidad de hierro que el lactante necesita. A partir de ahí, hay que controlar que la alimentación sea rica en hierro. Una alimentación adecuada es la base de un buen crecimiento y desarrollo. Sólo se administrarán suplementos vitamínicos de hierro en los siguientes casos: niños prematuros a partir de la 2ª semana de vida, niños sin lactancia materna a partir del tercer mes.

Otras medidas serían el descarte periódico de parasitosis intestinal y el tratamiento oportuno de las infecciones.


¿Qué complicaciones puede generar la anemia en niños?

La revista Pediatrics publicó un estudio, dirigido por Matthew J. Burden, que indicaba que la anemia en los niños representa un factor de riesgo para desarrollar déficit de atención y retrasa el desarrollo de la memoria.

A través de un estudio realizado a 15 niños con anemia y 19 con suficiente hierro en el cuerpo, observaron que los pequeños con suficiente hierro mostraban, a los nueve meses, una mayor capacidad de atención y tenían más memoria para recordar caras que ya habían visto que los niños con anemia.


Otras complicaciones generadas por la anemia 

- Fatiga física y mental continua.

- Disminución del rendimiento escolar o del trabajo intelectual.

- Insuficiencia cardíaca.

- Mayor riesgo de mortalidad en caso de infecciones respiratorias graves.


Te puede interesar:

La cantidad de leche para un bebé de 6 meses debe ser definida por el propio bebé tal y como se hace con la lactancia materna, que es a demanda. De esta manera, el bebé se regula en función de las necesidades de cada momento.

Fuentes:

Ajram, Dr. Jamil, Tarés, Dra. Rosa María (2005), El primer año de tu hijo, Barcelona, Ed. Planeta.

Dr. Jose A. Ponce Ceballos. Revista Pediatrics. 

Anemia por falta de hierro https://enfamilia.aeped.es/vida-sana/anemia-por-falta-hierro

Fecha de actualización: 21-05-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.