×
  • Buscar
Publicidad

¿Se puede dar el pecho si te has infectado de COVID-19?

¿Se puede dar el pecho si te has infectado de COVID-19?

Ya sabemos que el nuevo coronavirus COVID-19 que ha creado una pandemia mundial de proporciones catastróficas es tremendamente contagioso, incluso puede contagiarse antes de que aparezcan los síntomas de la enfermedad. Pero ¿se contagia a través de la leche materna? ¿Si estoy contagiada, puedo darle el pecho a mi bebé?

Publicidad

No te puedes perder ...

¿Por qué se abandona la lactancia materna?

¿Por qué se abandona la lactancia materna?

La lactancia materna es de vital importancia para el desarrollo saludable del recién nacido. Sin embargo, a pesar de que muchos países apoyan la recomendación de la OMS de que los niños deben alimentarse exclusivamente con leche materna hasta los seis meses de vida, diferentes estudios demuestran que actualmente, tanto en países desarrollados como subdesarrollados, las tasas no son todo lo buenas que debieran.

Y tambien:

Índice

 

¿El COVID-19 se contagia a través de la leche materna?

En diciembre de 2019 surgió un nuevo coronavirus que afecta a la población humana. Al principio poco se sabía de este nuevo virus, pero su expansión a casi todos los países del mundo ha hecho que se lleven a cabo muchas investigaciones sobre cómo se transmite, qué síntomas causa, cómo afecta a cada segmento de la población, etc. También se han hecho estudios acerca de si se transmite o no a través de la leche materna para saber si una mujer contagiada por COVID-19 debe seguir dando el pecho a su bebé o no.

Estas son algunas conclusiones:

1- Teniendo en cuenta los beneficios de la lactancia materna y el papel insignificante de la leche materna en la transmisión de otros virus respiratorios, una madre podría continuar amamantando a pesar de haberse infectado de COVID-19. Eso sí, se recomienda a la madre usar una máscara médica para no contagiar al bebé mientras le da el pecho a través de sus gotas de saliva. Además, debe lavarse las manos antes y después de tener contacto cercano con el bebé. También deberá seguir las otras medidas de higiene recomendadas para los contagiados.

2- Los bebés nacidos de madres con COVID-19 sospechoso, probable o confirmado deben ser alimentados de acuerdo con las pautas estándar de alimentación infantil, mientras se aplican las precauciones necesarias. Como con todos los casos confirmados o sospechosos de COVID-19, las madres sintomáticas que están amamantando o que practican el contacto piel con piel o el cuidado de la madre canguro debe practicar la higiene respiratoria, incluso durante la alimentación (por ejemplo, el uso de una máscara médica cuando está cerca de un niño si la madre tiene síntomas respiratorios), realizar la higiene de las manos antes y después del contacto con el niño, y limpiar y desinfectar rutinariamente las superficies con que la madre sintomática ha estado en contacto.

3- Se debe proporcionar asesoramiento sobre lactancia materna, apoyo psicosocial básico y apoyo práctico para la alimentación a todas las mujeres embarazadas y madres con bebés y niños pequeños, ya sea ellas o sus bebés y niños pequeños los sospechosos o confirmados por COVID-19. Si la madre está grave y no puede amamantar directamente al bebé, se recomienda que se extraiga la leche y se la ofrezca otra persona al bebé para que la lactancia materna no se interrumpa y se pueda retomar en cuanto la madre se recupere.

4- Las madres y los bebés deben poder permanecer juntos y practicar el contacto piel con piel, especialmente inmediatamente después del nacimiento y durante el establecimiento de la lactancia materna, aunque ellas o los bebés sean sospechosos o confirmados de COVI-19.

Por lo tanto, está demostrado que el virus no se contagia a través de la leche materna, pero sí puede contagiar la madre si está infectada a través de sus gotitas de saliva, por eso debe usar una máscara médica cuando le dé el pecho y lavarse mucho las manos, además de desinfectar todo lo que haya tocado.

¿Y si el bebé se contagia de COVID-19 a pesar de todas las precauciones?

A pesar de tener mucho cuidado al dar el pecho al bebé, es posible, dado la gran transmisión de este virus, que el bebé se contagie, lo cual puede resultar muy preocupante para los padres, especialmente si el bebé es recién nacido o muy pequeño. Sin embargo, a pesar de que el sistema inmunológico de los bebés está menos desarrollado, todos los estudios realizados sobre la población infantil infectada afirman que los niños desarrollan síntomas en un porcentaje muy bajo, de entre el 1 y el 5%, que la enfermedad cursa con síntomas leves y que la mortalidad es muy baja, del 0,2% aproximadamente.

Además, es aún más baja en niños de entre 0 a 9 años que en niños de 10 a 19 años, por lo que la población que todavía se alimenta con lactancia materna, que está en ese primer grupo, tiene menos riesgos que los mayores.

En cuanto a los síntomas más comunes entre los niños fueron tos (48.5%), dolor de garganta (46,2%) y fiebre de al menos 37,5 grados C (41,5%). Otros síntomas fueron diarrea (8,8%), fatiga (7,6%), rinorrea (7,6%) y vómitos (6,4%). Solo 4 de 171 niños estudiados (2.3%) tenían bajas saturaciones de oxígeno de menos del 92%.

Así que, si quieres dar el pecho a tu bebé, hazlo sin problema aunque estés infectada de COVID-19, eso sí, tomando las medidas de precaución aconsejadas mientras el virus esté activo y puedas contagiar.


Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.