×
  • Buscar
Publicidad

Lactancia materna y adopción

Lactancia materna y adopción

¿Sabías que es posible dar el pecho a un niño adoptado? Solo es necesario tener mucha paciencia e invertir tiempo para conseguir inducir la producción de leche materna. ¿Quieres saber cómo?

Publicidad

Indice

 

Amamantar siendo una madre adoptiva

Aunque aún es algo desconocido, lo cierto es que es posible inducir la producción de leche materna en una mujer que nunca haya estado embarazada, para que así pueda dar el pecho si decide adoptar un bebé.

Es un proceso complejo y que requiere mucho tiempo ya que su éxito depende muchos factores, pero ya se conocen experiencias de madres que lo han conseguido.

Algunas de las claves de las que depende el éxito de este tipo de inducción son:

No te puedes perder ...

Y tambien:

- Las ganas que tenga la madre de dar el pecho

- La confianza en sí misma

- Que no exista ningún tipo de patología que pueda afectar a la producción de leche

- Que el proceso de estimulación y de inducción sea correcto

- La disposición del bebé para mamar y su edad ya que cuanto más pequeño sea, más fácil le resultará

- La forma en la que haya sido alimentado hasta que llega a sus padres adoptivos

 

¿Cómo se realiza la inducción?

Existen diversos tipos de inducción:

- Farmacológica: se basa en el uso de ciertos medicamentos que inducen la producción y en la estimulación del pecho. Así se consigue imitar el crecimiento de la glándula mamaria que se produce en el embarazo, el aumento de prolactina en sangre que surge tras el parto y la estimulación que produce el bebé al ponerle a mamar.

Los fármacos pueden producir efectos secundarios, por lo que siempre deben ser recetados por un médico y controlados por él.

Es un proceso muy largo que debe iniciarse meses antes de la llegada del bebé y requiere mucha perseverancia.

- Inducción exclusiva con estimulación: la estimulación del pecho es absolutamente necesaria, puede completarse o no con fármacos pero sin ella, nunca se logrará inducir la producción de leche.

Para que sea exitosa se deben realizar extracciones frecuentes para estimular la glándula mamaria. Puede hacerse con un sacaleches eléctrico, uno manual o masajean do con las manos.

 

El proceso paso a paso

Es un proceso muy lento, hacen faltan meses para que se pueda ver la primera gota de leche, por lo que deberá empezarse mucho antes de que el bebé llegue a casa con sus nuevos papás. Aunque no siempre se puede saber con exactitud la fecha en la que esto pasará, se debe empezar el proceso entre 4 y 6 meses antes.

Las primeras semanas se recomienda estimular el pecho de manera manual. Al menos dos veces al día se debe dar un masaje sobre el pecho, poniendo énfasis en el pezón y la aréola. También se pueden realizar tracciones suaves sobre el pezón.

Después se puede empezar con el sacaleches. Lo mejor es usarlo cada 3 horas de día y cada 4 de noche, todos los días. No es necesario estar más de 5 minutos, al menos al principio. Cuando se empiecen a ver las primeras gotas de leche se pueden ampliar los tiempos de extracción. Toda la leche que se obtenga se puede conservar y congelar para usarla cuando llegue el bebé.

Una vez tengamos al pequeño en casa será él quien realice la extracción. Habrá que ponerle al pecho siempre que tenga ganas, lo más frecuentemente que sea posible.  Si el niño mama poco, puedes seguir con la extracción de leche con el sacaleches. Es importante que el agarre del bebé sea el adecuado. Cuanto más mame, más leche se producirá.

En estos casos, la mayoría de las veces la leche materna no es suficiente, y hay que completar la alimentación con leche de fórmula. Sin embargo, es importante que no se la des con biberón ya que puede interferir en el proceso.

Así, puedes ofrecerle la leche con jeringas, cucharas o, lo que es mejor, un relactador. Este aparato contiene leche de fórmula que le llega al bebé a través de una sonda que pasa por el pecho. Así, el bebé tiene que succionar del pecho de la madre para que le llegue la leche. De esta manera estimula la producción natural de leche a la vez que se alimenta y, mientras más leche produzca la madre, menos leche de fórmula se extraerá del recipiente que la contiene.

En resumen, dar el pecho a bebés adoptados es posible, pero es un proceso muy duro y exigente, que requiere una gran dedicación de la madre durante meses. Eso sí, las estadísticas dicen que el 36% de las mujeres que lo intenta, a los dos meses está dando el pecho a su hijo de manera exclusiva, y el otro 64% produce leche pero ha de completar con leche artificial.
 

¿Qué factores están relacionados con el éxito de la inducción de la lactancia materna?

Los factores básicos que se relacionan con el éxito en la inducción de la lactancia materna son:

- Que la madre desee amamantar al niño

- Que la madre tenga confianza en sí misma y en su capacidad de producir leche

- Que tenga acceso a información y conozca el funcionamiento del proceso de la inducción de la lactancia materna

- Que realice de manera correcta la estimulación del pecho y del pezón

- Que la madre disponga de un sistema de apoyo, tanto que la ayude como que refuerce su confianza

No sólo afectan factores de la madre, el bebé también tiene un papel importante en estos factores:

- Su disposición a mamar

- Su edad: cuanto más pequeño sea el niño, es más probable que sepa mamar

- La forma en la que ha sido alimentado en el intervalo de tiempo desde el nacimiento hasta el momento de llegada

- Su habilidad para mamar con eficacia para seguir estimulando el pecho
 

¿Por qué se debe amamantar al bebé?

A pesar de que no hayas estado embarazada de ese niño, la lactancia materna sigue siendo el alimento más completo para el bebé, especialmente en su primer año de vida. Además, la lactancia materna no solo alimenta al pequeño, también estimula el vínculo afectivo entre madre e hijo.

Si has intentado amamantar a tu bebé y no has sido capaz, no te sientas culpable, hoy en día la la leche en fórmula está muy desarrollada y ofrece los nutrientes indispensables para el desarrollo del niño. Recuerda que, aunque no ha salido de tu vientre, él ha nacido para ser tu hijo.


Fecha de actualización: 19-06-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.