La lactancia materna durante 2 meses reduce el riesgo de muerte súbita

La lactancia materna durante 2 meses reduce el riesgo de muerte súbita
comparte

Según un nuevo estudio publicado en la revista Pediatrics, la lactancia materna durante al menos dos meses reduce a la mitad el riesgo de muerte súbita del lactante, un problema que en los últimos años se ha reducido significativamente gracias a todos los estudios realizados al respecto, como este, que han conformado una serie de medidas preventivas que conviene conocer. 

El Síndrome de Muerte Súbita del Lactante es la muerte repentina e inesperada de un niño menor de un año sin causas aparentes. A pesar de los múltiples estudios e investigaciones al respecto, aún no se conoce con seguridad la causa de este fallecimiento, aunque se barajan muchas posibilidades: infecciones respiratorias, alteraciones en los centros del sistema nervioso que regulan la respiración y el funcionamiento del corazón, infecciones bacterianas, etc.

 

Lo que sí sabe es qué factores aumentan el riesgo de sufrir el SMSL, por eso en los últimos años se ha reducido considerablemente el número de muertes.

 

Y es que se han llevado a cabo muchos estudios como este publicado recientemente en la revista Pediatrics que afirma amamantar aunque solo sea durante dos meses reduce el riesgo del bebé de sufrir síndrome de muerte súbita infantil a casi la mitad.

 

La investigación analizó ocho estudios internacionales con datos de lactancia que examinaron más de 2.200 casos de SMSL y más de 6.800 casos de niños que sobrevivieron. El estudio de control de casos combinó datos entre lactantes vivos y fallecidos para encontrar diferencias.

Problemas para continuar con la lactancia materna

Problemas para continuar con la lactancia materna

La OMS recomienda que la lactancia materna exclusive dure, por lo menos, hasta los 6 meses. Sin embargo, diversos estudios, como el de “Hábitos de Lactancia Materna” llevado a cabo por el grupo de trabajo español de la Global Breastfeeding Initiative, muestra cómo la vuelta al trabajo y las dificultades para extraerse la leche representan los principales obstáculos para la continuación de la lactancia durante el tiempo recomendado.

 

Los investigadores encontraron que cualquier lactancia durante dos a cuatro meses reduce el riesgo en un 40%; cualquier lactancia durante cuatro a seis meses reduce el riesgo en un 60%; y más de seis meses redujo el riesgo en un 64%. La lactancia durante menos de dos meses no ofreció protección, encontraron los investigadores. Este es el primer estudio que determina el tiempo que una madre debe amamantar para la proteger contra la muerte súbita ya que ya se sabía hace tiempo que es fundamental para evitar este tipo de fallecimientos, pero no se sabía durante cuánto tiempo era necesario amamantar para que realmente fuera eficaz.

 

También sugiere que cualquier cantidad de lactancia materna, exclusiva o no, durante al menos dos meses puede reducir el riesgo. Estas son noticias alentadoras para las mamás que complementan con fórmula.

 

"No vimos ninguna diferencia en la protección en asociación con la lactancia parcial frente a la lactancia materna exclusiva", dijo el investigador Fern Hauck de la Facultad de Medicina de la Universidad de Virginia. "Si una madre solo está amamantando parcialmente, lo que significa que usa leche de fórmula en algunas tomas, todavía le brindará a ese bebé la misma cantidad de protección".

 

Además, estudios previos a este han puesto de manifiesto cómo se puede evitar o reducir el Síndrome de la Muerte Súbita, por lo que los padres deben tener en cuenta todos estos consejos:

 

- Amamantar al menos dos meses.

 

- No fumar durante el embarazo ni estar en ambientes con humo ni en la gestación, ni en los primeros meses de vida del bebé. Esto implica que el padre tampoco debe fumar cerca ni delante de la mamá embarazada ni del bebé recién nacido.

 

-   Practicar el colecho los primeros 6 meses de vida o tener la cuna del bebé al lado de la cama de los padres.

 

- Hasta que el bebé sea capaz de girarse solo, debe dormir siempre boca arriba por la noche. Solo se le puede cambiar de postura en las siestas diurnas para evitar problemas como la plagiocefalia.

 

- La cabeza debe estar siempre descubierta mientras duerme, por lo que no s ele debe tapar con mantas o sábanas con las que pueda enredarse y quedarse debajo.

 

- La temperatura del cuarto debe estar alrededor de los 20 ºC para que el bebé no se sobrecaliente.

 

- Algunos estudios también afirman que el uso de chupete reduce la incidencia de la muerte súbita, aunque no está 100% demostrado.

 

- El colchón de la cuna o cama debe ser firme y nada de cojines, almohadas o peluches mientras sea pequeño.

 

 

Fuente: “Duration of Breastfeeding and Risk of SIDS: An Individual Participant Data Meta-analysis”, Revista Pediatrics octubre de 2017, http://pediatrics.aappublications.org/content/early/2017/10/26/peds.2017-1324 sso=1&sso_redirect_count=3&nfstatus=401&nftoken=00000000-0000-0000-0000-000000000000&nfstatusdescription=ERROR%3A%20No%20local%20token&nfstatus=401&nftoken=00000000-0000-0000-0000-000000000000&nfstatusdescription=ERROR%3a+No+local+token

Foto: Creado por Yanalya - Freepik.com


1 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
  1. Anónimo

    "Sin duda, la lactancia materna tiene muchos beneficios. Creo que es algo que debería ser casi obligatorio. Entiendo a muchas madres que son rehacías a ello. Pero si piensas en los beneficios que tiene para el bebé tanto a nivel físico como emocional es incuestionable.".

    Responder
    ×


    ×
    ×
    ×