×
  • Buscar
Publicidad

¿Cómo es el cerebro del bebé?

¿Cómo es el cerebro del bebé?

Los bebés nacen con el cerebro inmaduro, mucho más pequeño de lo que será cuando sean adultos y con muy pocas conexiones neuronales, lo que hace que los recién nacidos apenas puedan hacer nada de lo que serán capaces de hacer al crecer. La mejor manera de estimular su cerebro es dándoles amor y afecto.

Publicidad

Indice

 

¿Por qué se nace con el cerebro inmaduro?

Los bebés al nacer son inmaduros… no pueden andar, hablar… casi nada de lo que serán capaces de hacer a medida que crezcan. Esto se debe a varios motivos:

- Por una parte, muchos estudiosos piensan que la gestación de los humanos es muy corta y que 9 meses son insuficientes para su cerebro se desarrolle, pero sería imposible un embarazo más largo ya que un bebé con una cabeza más grande no podría salir por el canal de parto. La bipedestación, es decir, caminar de pie, hizo que la pelvis de la mujer se estrechara por lo que el cerebro del bebé cuando nace mide solo el 25% de lo que llegará a medir.

No te puedes perder ...

Cómo saber si será niño o niña

Cómo saber si será niño o niña

La forma de la tripa, el latido cardiaco, los tipos de antojos, la forma de tu cara… muchas son las leyendas que afirman que se puede averiguar el sexo del bebé que se espera de acuerdo a alguno de estos parámetros. ¿Hay algo de cierto en ello?

Y tambien:

- Además, aunque el cerebro está totalmente desarrollado al nacer, aún es inmaduro y apenas tiene conexiones neuronales formadas. Nacemos con todas nuestras neuronas, pero apenas hay conexiones entre ellas. Estas conexiones se van formando a medida que el bebé recibe estímulos y tiene experiencias.


¿Cómo ayudar al desarrollo del cerebro del bebé?

Nuestro cerebro tiene una capacidad que se llama “plástica” y hace referencia a que cambia cada día. Todas nuestras experiencias y aprendizajes lo modifican, especialmente en los primeros años de vida.

Por eso, es labor de los padres ayudar a que los cerebros de sus hijos hagan el mayor número de conexiones neuronales posibles ya que eso les permitirá ser más inteligentes (en todos los aspectos) de mayores. ¿Cómo? Principalmente dándoles amor y afecto, pero también proporcionándoles estímulos y vivencias felices.

Asimismo, es muy importante evitar, todo lo posible, las situaciones de estrés y no dejarles llorar y sufrir por ningún motivo ya que el estrés libera cortisol, una hormona tóxica para las neuronas.

Costumbres que antes se llevaban a cabo pensando que eran buenas, como dejarles llorar para que se acostumbraran a frustrarse o no cogerles mucho en brazo porque era malo, se ha descubierto que son perjudiciales para su desarrollo. Es necesario satisfacer sus necesidades lo antes posible, sobre todo las afectivas.

El apego en la infancia es la base de una buena salud mental futura.


Desde el primer momento…

Un reciente estudio publicado en la revista JAMA Neurology, en que se escaneó el cerebro de 87 bebés, ha permitido descubrir que el cerebro del bebé cuando más rápido crece es en las horas y días posteriores al parto, por eso es fundamental que, a no ser que haya algún problema de salud, no te separes de tu bebé en esos primeros días y le tengas casi todo el tiempo en brazos pegado a ti ya que eso favorecerá su desarrollo y ayudará a establecer vuestro vínculo.

La investigación también explicaba que el cerebro humano logra alcanzar la mitad de su tamaño a los 3 meses de vida. En esos primeros meses crece un promedio de 1% al día y, a partir de los 3 meses, un 0,4% diario. También observaron que el cerebro de los niños crece más rápido que el de las niñas y que las zonas involucradas en el desarrollo del movimiento lo hacen más rápido que las relacionadas con la memoria.

Esta parte, el cerebelo, cuya función principal es integrar las vías sensitivas y las motoras, duplica su tamaño en los 90 primeros días de vida del bebé. Mientras que el hipotálamo, la parte encargada de la memoria y la coordinación de conductas esenciales vinculadas al mantenimiento de la especie (mantener la temperatura corporal, organizar conductas como la alimentación, apareamiento…) es la que crece más despacio.

Desde el nacimiento el cerebro comienza a funcionar a todo ritmo para que el bebé se pueda adaptar cuanto antes a su nuevo mundo. Por eso es tan importante estimularle desde que nace hablándole, cantándole, con caricias, muestras de afecto, masajes, etc.


Fuente:

Structural Growth Trajectories and Rates of Change in the First 3 Months of Infant Brain Development https://jamanetwork.com/journals/jamaneurology/fullarticle/1893442?resultClick=1

 

Fecha de actualización: 24-07-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.