10 cosas que solo hacen los papás y mamás

10 cosas que solo hacen los papás y mamás
comparte

Cuando no somos padres miramos asombrados cómo nuestros amigos que ya tienen hijos o nuestros hermanos hacen ciertas cosas. Y años después, cuando ya nos hemos convertido en madres y padres, nos descubrimos a nosotros haciendo exactamente lo mismo, cosas a veces que jamás pensamos que haríamos.

1- Oler el culete de los niños


Aunque hay otras formas de saber si nuestro hijo se ha hecho caca o no, como abrir un poco el pañal para ver si hay algo dentro que perturbe el ambiente, los papás y mamás se acostumbran a coger a sus retoños del culete y acercárselo a la nariz para ver si hay sorpresa o no. Y no es ni mucho menos agradable, pero aún así todos los hacen.


2- Despertar al bebé al comprobar si duerme


No hay nada más ilógico que entrar en la habitación el bebé para comprobar si se ha dormido o no y, en ese momento, despertarle. Y es que el sueño de los bebés es muy ligero en sus primeros meses de vida y cambian de ciclo de sueño más a menudo, por lo que entrar en ciertos momentos puede hacer que el pequeño se despierte, lo cual te hará querer teletransportarte a cualquier otro sitio -o época-, sobre todo si tardaste horas en dormirlo.


3- Tratar de atrapar el vómito con las manos


Los bebés son muy considerados y avisan de cuándo van a vomitar emitiendo una serie de arcadas y ruiditos que hacen que los padres se vuelvan alarmados y corran a intentar atrapar el vómito de sus bebés antes de que caiga. Y no es por querer recuperarlo, sino para evitar que manche el sofá, el suelo o la ropa recién cambiada del pequeño. Y es que esa es otra de sus mayores habilidades: mancharse cuando los acabas de cambiar.

10 cosas que toda madre debe saber sobre la lactancia

10 cosas que toda madre debe saber sobre la lactancia

Los especialistas señalan que la lactancia debe iniciar lo más pronto posible, de preferencia, de 30 a 50 minutos después del parto, momento en el cual el bebé ya es capaz de encontrar el pecho materno e iniciar la succión.


4- Comer alimentos que odias


Los niños aprenden con el ejemplo, eso todos los padres y madres los saben. Por lo tanto, a veces se ven obligados a comer ciertos alimentos que odian (judías verdes, brócoli) con una sonrisa para conseguir que los bebés quieran probarlo.


5- Alegrarse de cuando el bebé hace caca


Si tu bebé está estreñido y lleva días sin hacer caca, seguro que montas una fiesta para decirles a todos que por fin ha soltado lastre. La invitación quedará un poco rara y los que no tengan hijos creerán que estás loco, pero los otros papás sabrán de qué va el tema.


6- Salir a comprar el pan con una bolsa repleta de cosas


Por si llueve, por si se moja, por si se hace pis, por si se hace caca, por si tiene hambre, por si tiene sed, por si tiene sueño… con tantos “por si” es casi imposible que la bolsa de paseo no pese más de 8 kilos. Y te la llevas contigo vayas donde vayas, aunque sea a comprar el pan debajo de casa.


7- Cantar todos los éxitos infantiles


Antes de que naciera tu bebé seguro que apenas conocías alguna canción para niños, como mucho alguna que recordaras de tu infancia como “Hola Don Pepito, hola Don José”. Sin embargo, ahora te pasas el día cantando los grandes éxitos infantiles… ¡pero lo peor es que lo haces incluso cuando vas solo en el coche!


8- Preparar la apertura de un museo de historia natural


Sí, los padres tienen un gran sentido de la conservación. Siempre al acecho, conservan cuidadosamente las huellas de pollitos: el cordón umbilical, el mechón de pelo arrancado por el hermano mayor, el primer diente de leche que se cae, las primeras uñas de los pies… de todo puedes encontrar en esto museos de historia viva.


9- Limpiar el chupete lamiéndolo


Es una guarrada, y no solo porque intentes limpiar el chupete de tu hijo con tus babas, que pueden tener todo tipo de bacterias, sino porque lo chupes sin pensar después de que se haya caído al suelo y tu hijo lo haya arrastrado por todas partes. En otras circunstancias, si te dieran algo del suelo para que lo chuparas, ¿lo harías?


10- Hacer manualidades


Tú, que siempre odiaste pintar, recortar y pegar, ahora te encuentras a menudo preparando el disfraz de Carnavales, el proyecto del mes, el distintivo para el babi… La imaginación que creías que no tenías aparece y no te queda más remedio que ponerte a hacer todo tipo de trabajos artísticos.



Redacción: Irene García

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×