Quiero un bebé

Quiero un bebé
comparte

Desde que somos niñas nos imaginamos toda nuestra vida, desde qué vamos a estudiar, a qué nos vamos a dedicar, a qué edad nos vamos a casar, etc. Puede que hayas seguido tu plan de vida o no, pero seguramente has llegado al momento en realmente que deseas un bebé.

La llegada de un bebé

La llegada de un bebé

¿Cómo te cambia la vida? El nacimiento de un bebé, sobre todo del primero, supone una serie de cambios rascendentales: económicos, laborales, afectivos… De repente, un nuevo miembro llega a la familia y ocupa el centro de atención de los padres, pasando su relación de pareja a un segundo plano. Esto puede suponer una serie de problemas para los que conviene estar preparados

¿Cómo sé si estoy lista para tener un bebé?

 

Es increíblemente bajo el porcentaje de personas que no quieren tener un bebé en estos días. A lo largo de las últimas décadas ha disminuido el porcentaje de hijo por familia en las nuevas generaciones, pero siguen teniendo hijos naturales y adoptados.

 

Claro que puedes tener todo el deseo del mundo para concebir vida, pero primero es recomendable hacer una evaluación clara sobre si es conveniente tanto para ti, como para tu pareja y para el bebé.

 

Saber si estás lista para tener un bebé involucra hacer un análisis en distintos temas:

 

1.- Estabilidad socioeconómica. No se trata de verlo como una inversión, pero a fin de cuentas en esta vida todo tiene precio. Por ello debes analizar si cuentas con los recursos monetarios para satisfacer las necesidades que tiene un bebé para su desarrollo pleno.

2.- Edad fértil. Deberás considerar si tu cuerpo cuenta con las mejores condiciones fisiológicas y biológicas para tener un bebé.

 

3.- Salud. Existen distintas enfermedades que pueden conllevar distintos peligros en el embarazo, por lo que deberás estar segura de que no tienes ninguna.

 

4.- Inseminación artificial. Existen casos en los que, por infertilidad o por querer ser madre soltera, se puede tomar este recurso.

 

 

Estabilidad socioeconómica para tener un bebé

 

Si te encuentras con el deseo de tener un bebé deberás analizar tu nivel socioeconómico, para así considerar si puedes brindarle una vida sin escasez a tu bebé.

 

Algunos de los aspectos socioeconómicos vitales para poder tener a un bebé con buen desarrollo, son los siguientes:

 

- Que tú y tu pareja hayan concluido su educación.

 

- La madre o la pareja cuenten con un ingreso monetario suficiente para satisfacer sus necesidades y las de su bebé.

 

- Que tengan un plan de vida.

 

- Que no haya problemas en la relación.

 

- El bebé sea por deseo y no para salvar la relación.

 

 

¿Cuál es la mejor edad para tener un bebé?

 

A nadie se le puede impedir el deseo de tener un bebé, pero claro que debes considerar las mejores condiciones para concebirlo. Dentro de las condiciones se encuentra la edad para tenerlo.

 

Desde que una niña tiene su regla, su cuerpo puede concebir vida, sin embargo, esto puede ser increíblemente peligroso debido a que el desarrollo de su cuerpo no está listo para soportar la gestación.

 

En cuanto a los hombres sucede parecido, desde cierta su cuerpo podrá producir espermatozoides y eyacular. Sin embargo, a pesar de poder ser padres biológicamente, no será recomendable por su situación socioeconómica y corta edad.

 

La edad fértil óptima de una mujer y un hombre es cerca de los 25 años de vida. Esta es la etapa en la que sus cuerpos se encuentran en las mejores condiciones para tener un bebé sin complicaciones.

 

 

¿Existen enfermedades que afecten el embarazo?

 

El tema de salud que mencionábamos anteriormente es igual de importante ya que puede ocurrir que la mujer tenga alguna condición que pueda afectarla o al bebé durante el embarazo.

 

Las siguientes son enfermedades que podrían resultar perjudiciales en un embarazo:

 

- Rubéola

 

- Toxemia

 

- Infecciones urinarias

 

- Hipertensión arterial

 

- Toxomoplasmosis

 

- Estreptococo

 

- ETS

 

La inseminación artificial

 

Existen parejas en las que el hombre tiene problemas de infertilidad, por lo que podrían buscar otras opciones como la adopción o la inseminación artificial.

 

En cuanto a la última opción, se trata sobre la inducción de una muestra de semen, la cual podría ser de la pareja o de un donante. Esta muestra se coloca en el útero de la mujer cuando se encuentra en ovulación, para así buscar que esta quede embarazada.


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
Cerrar