¿Tu bebé se mueve mucho en la barriga mientras duermes?

¿Tu bebé se mueve mucho en la barriga mientras duermes?
comparte

Tranquila, es lo normal y le pasa a la mayoría de mujeres. Y es que ocurren dos cosas: que el bebé no sabe cuándo es de noche y su mamá quiere dormir; y que tumbada, tranquila y en silencio se notan más sus movimientos.

En torno a la semana 18 de embarazo se empiezan a notar los movimientos del bebé dentro de la tripa. Algunos se mueven más que otros ya que no todos son igual de activos ni duermen la misma cantidad de tiempo. Incluso hay bebés que se mueven mucho hasta estando dormidos.


Notar al bebé moverse dentro del útero es una sensación maravillosa, pero también puede ser incómoda o dolorosa algunas veces, sobre todo cuando es más grande y te da una patadita en las costillas, la vejiga… O cuando estás intentando dormir y no para dentro de ti ni un segundo.


Y es que eso es algo de lo que se quejan muchas embarazadas: de que su bebé se mueve mucho más por la noche que por el día, dificultando el sueño. ¿Por qué pasa esto?


1- Si bien es cierto que los bebés se pasan la mayor parte del tiempo durmiendo, y que muchos expertos afirman que sincronizan su sueño con el de su mamá, también es verdad que ahí dentro no distinguen entre el día y la noche, por lo que les da igual que fuera sea la hora de dormir de su mamá.

Tu bebé cumple seis meses

Tu bebé cumple seis meses

Con la llegada de los 6 meses tu bebé se mueve más y mejor, su habilidad manual ha mejorado, comienza a prestar atención a otros bebés, pronuncia cada vez más sílabas y explora constantemente el mundo que tiene alrededor. Aprovecha estos avances para jugar con él y estimularle en sus nuevos descubrimientos


2- Durante el día estás más activa, lo que hace que notes menos los movimientos del bebé, que quizá se mueve lo mismo de día que de noche, pero es más fácil notar sus pataditas tumbada en la cama y en silencio.


3- Los movimientos diurnos, especialmente andar, hacen que el bebé se balancee dentro del útero, haciendo que se duerma. Por eso, es posible que duerma más de día que de noche.


4- Los alimentos que consumes hacen que el niño se mueva más o menos, así que evita el azúcar o alimentos con mucha glucosa antes de irte a la cama o tu bebé no parará de dar saltos dentro de ti mientras recibe ese subidón de azúcar.

Unido al movimiento del feto, tu tripa también va adquiriendo un tamaño considerable y encontrar una postura cómoda no resulta nada fácil. Para que puedas descansar adecuadamente sigue las siguientes recomendaciones:


- Túmbate de lado, con tu columna vertebral en una posición paralela al suelo con un cojín entre las rodillas y otro debajo de la barriga. Gira la pelvis hasta que te encuentres cómoda.


- Otra postura es la semiprona. Consiste en colocarte ligeramente inclinada boca abajo y girar en parte el cuerpo hacia delante. En cuanto a las piernas, la que queda más abajo tiene que estar más extendida y la de arriba flexionada a más de 90º.


- Antes de irte a dormir, date un baño relajante, ventila la habitación o masajea las zonas de tu cuerpo que estén más sensibles en el embarazo.


Además, cuando estés cansada de no dormir por las pataditas de tu bebé, piensa que significan que está sano y feliz. Seguro que si te relajas y lo ves como una cosa buena, deja de molestarte, te acostumbras a ellas y te cuesta menos dormir.


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×