¿Una embarazada puede hacerse un tatuaje?

¿Una embarazada puede hacerse un tatuaje?
comparte

Hoy en día la diversidad en el pensamiento de una madre se ha expandido. Las madres ya no tienen por qué guardar un estilo y parecer oveja al seguir a la madre tradicional. Por eso ahora existen mamás con distintos gustos, como las que sienten atracción por los tatuajes. Es probable que, si ya tenías tatuajes antes de enterarte de tu embarazo, te preocupe si esto pueda repercutir en ti y en el hijo que cargas de alguna u otra forma. Tal vez incluso tengas ganas de hacerte un tatuaje, pero no sepas si exista algún riesgo o debas tomar ciertos cuidados en tu embarazo.

No te puedes perder ...

La tinta en la piel

 

Es sencillo de entender el proceso para que se impregne de manera permanente un tatuaje en ti. Simplemente se trata de inyectar tinta directamente en tu piel y listo. Evidentemente esta tinta perderá notoriedad por el remplazo constante de células que existe en todo humano.

 

La aguja de la máquina de tatuajes debe penetrar hasta la segunda capa de la piel, para que, al impregnar las gotas de la tinta en tu cuerpo, este no la elimine tan pronto y así tu tatuaje dure más tiempo sin tener que darle un retoque. Esto porque las células de la dermis, la segunda capa, muestran mayor estabilidad que las de la epidermis, la capa externa de la piel.

 

En pocas palabras eso es lo que pasa, sin embargo, tienes que entender que un tatuaje es una herida en tu cuerpo, lo que significa que tu cuerpo, de alguna forma, está siendo dañado al hacerse un tatuaje por lo que, a pesar de no existir estudios al respecto, la lógica nos dice que es mejor no arriesgarse en el embarazo.

 

 

Esterilización

 

Cualquier material que sea capaz de realizar heridas punzantes puede ser peligroso para tu cuerpo. Así, si un tatuaje es una herida, puede existir el riesgo de contraer algún tipo de infección mientras te tatúan a causa del material empleado.

 

Es necesario que, si decides hacerte un tatuaje, tengas conocimiento sobre la esterilización del material con el que te lo vayan a realizar. Aunque lo recomendable sea que te esperes mínimo al segundo trimestre de tu embarazo y en el mejor de los casos hasta después de recuperarte del parto.

 

Algunos materiales con los que se realiza un tatuaje son de un sólo uso, por lo que deben encontrarse contenidos en un sobre estéril, el cual deberán abrir enfrente de ti. Mientras que el tubo y la barra donde se inserta la aguja deben ser esterilizados previamente a tu tatuaje.

 

 

Estoy embarazada y quiero tatuarme

 

En caso de que realmente quieras hacerte un tatuaje durante tu embarazo, deberás tomar ciertas consideraciones para cuidar de tu salud y de la de tu bebé.

 

1.- El tatuador. Deberás estar totalmente segura de quien vaya a realizarte el tatuaje se encuentre registrado y siga las pautas de seguridad.

 

2.- Máquina autoclave. El lugar donde vayas a realizarte el tatuaje debe tener esta máquina, la cual sirve para esterilizar el material. Si no cuentan con ella, mejor ve buscando otro lado.

 

3.- Higiene. El artista debe utilizar guantes, además de que el lugar debe encontrarse limpio. También deberás asegurarte de que el material se encuentra sellado en su envase estéril.

 

 

Consideraciones de tatuarme en el embarazo

 

Además de buscar las condiciones más seguras para realizarte un tatuaje, deberás estar consciente de los riesgos que puedes afrontar al tatuarte durante esta etapa.

 

1.- Infecciones. Enfermedades como la Hepatitis B o VIH/Sida se pueden contagiar a través de fluidos, por lo que existe el riesgo de contagiarte a ti y a tu hijo en caso de utilizar material infectado.

 

2.- Tinta. No se sabe con certidumbre los efectos que pueden tener la tinta y los colorantes en el desarrollo del feto.

 

3.- Anestesia epidural. Esta anestesia se coloca en la espina dorsal, usualmente en la zona lumbar, por lo que debes tener en mente dejar libre esa área si decides tatuarte ya que, si no, es posible que no puedan ponerte la anestesia.

 

 

Estoy tatuada y me embaracé

 

No deberías preocuparte de que tus tatuajes afecten al feto si te los hiciste antes del embarazo, lo único que debes considerar será cuidar tu piel puesto que, debido al incremento que experimentarás, tus tatuajes podrán ser distorsionados o verse descoloridos.

 

 

El mejor consejo que te puedo dar al respecto es que te esperes hasta después de ser mamá si realmente deseas hacerte un tatuaje. Así sabrás si en realidad lo quieres o sólo fue un gusto pasajero, además de evitar los riesgos que puede ocasionar el tatuarte durante el embarazo.


Te puede interesar:
TodoPapás ha desarrollado una calculadora del color de ojos del bebé que arroja como resultado la probabilidad de tener uno u otro color en función del color de ojos de los padres.


Fecha de actualización: 07-11-2017

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
*/?>