• Buscar
Publicidad

Celiaca y embarazada

Celiaca y embarazada

Casi todas las futuras mamás que son celiacas se preguntan si es posible transmitirle esta enfermedad a su bebé. Lo cierto es que no influye ni aporta riesgos a la gestación, pero hay que tener cuidado si la madre desconoce su intolerancia. Es decir, la carente absorción de determinados nutrientes en los momentos previos y durante el embarazo podría causarles daños irreparables al feto, e incluso existe la posibilidad de aborto.

Publicidad

Indice

 

¿Qué es la celiaquía?

La Enfermedad Celíaca (EC) es una intolerancia permanente al gluten. Es la enfermedad crónica intestinal más frecuente en España. Produce una atrofia de las vellosidades del intestino que conlleva una mala absorción de los nutrientes (proteína, grasas, hidratos de carbono, sales minerales y vitaminas).

Los orígenes de la celiaquía son en gran parte hereditarios: los hijos de padres celíacos corren un riesgo elevado, en torno al 10%, de manifestar intolerancia al gluten. Otros factores, todavía poco conocidos, contribuyen a la aparición del problema.

Algunos síntomas que nos hacen pensar que una persona padece celiaquía son:

- Retraso del crecimiento

No te puedes perder ...

Los celiacos podrán identificar los alimentos sin gluten

Los celiacos podrán identificar los alimentos sin gluten

Un lector especial de código de barras permitirá reconocer fácil y rápidamente, a partir de noviembre, si hay o no gluten entre los ingredientes que figuran en la etiqueta de los alimentos que compren estos pacientes en supermercados y grandes superficies.

Y tambien:

- Poco apetito

- Diarreas crónicas

- Anemia por deficiencia de hierro

- Dolor abdominal

- Distensión abdominal

- Irritabilidad

Para asegurarse, los médicos practican una biopsia intestinal. Si el resultado es positivo, el único tratamiento posible una dieta sin gluten.
 

¿Cómo impacta la celiaquía en la fertilidad y el embarazo?

La celiaquía no diagnosticada dificulta el intento de quedarse embarazada y la gestación. En cuanto a la fertilidad, afecta a hombres y mujeres. En el primer caso, hay un problema hormonal que provoca que la calidad del semen se vea reducida. Y para la mujer, el déficit de absorción de algunos nutrientes daña la formación de la placenta, lo que podría provocar un aborto.

El mecanismo por el que estos problemas se producen no está del todo claro, pero podría estar relacionado con mecanismos inmunes, deficiencia de nutrientes o alteraciones placentarias como consecuencia de anticuerpos que se unan a la placenta y mutaciones genéticas que favorezcan la formación de microtrombos.

Las alteraciones reproductivas descritas en medicina hasta el momento con relación a la enfermedad celiaca serían las siguientes:

- menarquia tardía

- amenorrea

- menopausia precoz

- menor tasa de embarazo

- abortos de repetición

- parto pretérmino

- crecimiento intrauterino restringido

- bajo peso al nacer

- anomalías en la función placentaria

- en el puerperio: activación de la enfermedad celiaca por cambios hormonales e inmunológicos

Para evitar esta situación, lo primordial es reconocer los síntomas que presenta la celiaquía que, sobre todo, se potencian en la gestación:

- Pérdida de apetito

- Vómitos y náuseas

- Cansancio

- Diarrea

- Fatiga o dolores

Aunque estos síntomas sean muy parecidos a los del embarazo, es conveniente realizarse una prueba, como una biopsia intestinal, análisis de sangre o gastroscopia, por si se podría llegar a dar el caso.

Por lo tanto, la enfermedad celiaca no diagnosticada ni tratada puede ser un factor de riesgo para tener problemas de infertilidad en las mujeres o en la gestación, pero si se elimina el gluten y la mujer sigue ciertos controles, puede quedarse embarazada y tener un bebé sin problemas.

Por ejemplo, un estudio realizado por investigadores del Policlínico Gemelli, en Italia, y publicado en el American Journal of Gastroenterology afirma que si las mujeres con celiaquía no siguen una dieta estrictamente sin gluten, se enfrentan a un riesgo triplicado de aborto espontáneo en las primeras semanas del embarazo. Parece que la reacción inmunitaria estimulada por el contacto del gluten con la mucosa intestinal inhibe la capacidad del embrión de establecerse y anidar en las paredes del útero.

Todavía cabe señalar que, a medida que han ido pasando los años, ha ido aumentando la intolerancia al gluten. Esto es debido al incremento del conocimiento y concienciación de esta enfermedad, no a que cada vez haya más personas afectadas.


Consejos si se es celiaca y se está en período de gestación

Si ya sabes que eres celiaca lo único que tienes que hacer es seguir con la dieta equilibrada que seguías anteriormente sin gluten combinando alimentos naturales: fruta, hortalizas, carne, cereales sin gluten y pescado.

Si el diagnóstico se conoce durante el embarazo, el médico debe determinar las carencias de hierro y calcio de tu organismo y averiguar si es necesaria la suplementación de estos minerales. Este mismo tratamiento se realiza a las madres que han descubierto ser celiacas en la lactancia.

Se recomienda aumentar el consumo de hierro,  calcio, ácido fólico, yodo y a veces también zinc.

Finalmente, si te preocupa transmitir esta enfermedad a tu hijo, es cierto que puede ser hereditaria, pero sólo ocurre en el 10% de los casos. Sin embargo, todavía no se ha desarrollado un estudio que establezca precauciones a tener durante el embarazo y tras el parto para que el pequeño no desarrolle una tolerancia al gluten. Por ahora, el único método que puede haber es el retraso en la ingesta de gluten, aunque los expertos no se ponen de acuerdo acerca de este punto.


Fuentes:

Enfermedad celiaca materna no diagnosticada y el riesgo de tener hijos con bajo peso al nacimiento http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1130-01082008000600004

Fecha de actualización: 16-10-2020

Redacción: Esperanza Pavón

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×