Fecha de nacimiento del bebé

Fecha de nacimiento del bebé
comparte

Ahora que sabes que estás embarazada el siguiente interrogante suele ser la fecha del nacimiento de tu futuro bebé. Sería sencillo conocer la respuesta si se conociese el momento de la concepción. Sin embargo esto no es tan fácil.

En muchos casos, podemos asegurar cuándo se produjo la fecundación, bien porque la mujer ha estado midiendo su ovulación (temperatura basal, pico de hormona LH,…) o bien porque el embarazo es fruto de una única relación sexual. Sabiendo esto, lo más simple sería sumar a este día nueve meses: el resultado nos daría la fecha en la que nacería el bebé. Claro que esto no sería más que un primer cálculo elemental aproximado, útil para conocer el mes en el que esperamos dar a luz. Si queremos precisar más el momento los expertos recurren a otros métodos en el que no se utiliza el día de la concepción como fecha de partida. Pues aun conociendo el día de la ovulación (lo que además no es muy habitual) tampoco podríamos fiarnos al cien por ciento, ya que hay que tener en cuenta que un espermatozoide vive dentro del cuerpo de la mujer varias horas e incluso días, por lo tanto la concepción pudo producirse días después.

 

Adicionalmente, en numerosas situaciones, es aún más complicado hacer las cuentas porque coinciden otras variables que pueden alterar la fecha de ovulación: ciclos irregulares, cortos, largos, uso de anticonceptivos, circunstancias emocionales, hábitos poco saludables, etc.

 

Por esta razón para calcular la edad gestacional y prever el nacimiento del bebé, se utiliza otro método más exacto, especialmente para poder llevar a cabo un seguimiento médico del embarazo.

 

En primer lugar supone medir el embarazo en semanas y no en meses. Esto es así porque no todos los meses tienen siempre las mismas semanas. En segundo, se marca como primer día el que tuvo lugar la última regla (FUR), una fecha mejor conocida que la de la ovulación. Y a partir de aquí, teniendo en cuenta que un embarazo a término tiene una duración media de 38 semanas (desde el día de fertilización), se suman dichas semanas + 2, que corresponderían a los 14 días que pasaron desde la FUR hasta la ovulación, esto es 40 semanas. Y ese día sería el día previsto de nacimiento del bebé.

 

De todas formas, las probabilidades de que el bebé nazca en la fecha exacta son pocas. Ya que sabemos que intervienen numerosos factores. Pero la mayoría sí lo hacen en torno a ese día; otros nacerán mucho antes y otros mucho después. A pesar de ello este pronóstico siempre servirá para hacer una previsión y controlar el correcto crecimiento del feto.

 

En casos particulares en los que no se conozca la FUR o haya dudas, la edad gestacional puede medirse a través de un estudio ecográfico. En él se observarán y medirán diferentes partes del cuerpo del feto y en función de esto se determinará su edad en semanas. De este modo la fecha de nacimiento del bebé también puede corregirse a lo largo del embarazo. Estas ecografías, especialmente si se realizan al principio, tienen un gran valor a la hora de calcular este dato. El cálculo de la fecha de parto con una ecografía puede tener un margen de error de entre 1 y 3 semanas, dependiendo de cuando se haga el estudio.

 

Imagen: FreeDigitalPhoto.net


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×