Mi bebé babea mucho

Mi bebé babea mucho
comparte

A muchos padres les preocupa que su hijo babee bastante una vez pasados los primeros meses de vida. Se tiene la creencia de que cumplido el año de edad, dejará de salivar; sin embargo, el babeo es algo totalmente normal hasta los dos años, momento en que comienzan a aprender a tragar su saliva.

No te puedes perder ...

¿Es normal si mi bebé se mueve mucho?

¿Es normal si mi bebé se mueve mucho?

Cuando estamos embarazadas todo nos preocupa, y es posible que te preguntes si es normal que tu bebé se mueva tanto dentro de ti o si puede estar ocurriéndole algo que le haga moverse tanto. No te preocupes, los movimientos siempre son signo de bienestar.

Los bebés empiezan a salivar en abundancia a partir del segundo o tercer mes de vida. Hasta entonces, las glándulas salivares permanecen inmaduras y aún no segregan. Desde ese momento, emiten una gran cantidad de babas.

 

La novedad y la falta de habilidad del bebé para tragar su saliva provocan que salgan al exterior y que le manchen constantemente la cara, sobre todo alrededor de la boca. Consiguientemente, esto produce una gran humedad en todo el perímetro de los labios, siendo especialmente delicada la zona de la barbilla, que tiende a irritarse debido al roce continuado del chupete y al contacto con la comida.

 

Es recomendable, por tanto, mantener la zona de la barbilla muy seca, utilizando toallitas de algodón, lo que muy probablemente evite irritaciones. Y, sobre todo, esperar pacientemente a que el pequeño crezca y aprenda a tragar.



Fuente:

Ajram, Dr. Jamil, Tarés, Dra. Rosa María (2005), El primer año de tu hijo, Barcelona, Ed. Planeta.

Blog EnFamilia de la AEP: "Babeo", https://enfamilia.aeped.es/edades-etapas/babeo

Fecha de actualización: 22-06-2010

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>