×
  • Buscar
Publicidad

Causas y tratamiento para los pezones agrietados

Causas y tratamiento para los pezones agrietados

Durante los primeros días de lactancia es habitual que  salga alguna grieta en el pezón, pero si se extiende más allá de los primeros 10 días, probablemente se deba a un mal agarre.

Publicidad

Índice

 

¿Por qué me salen grietas?

Las grietas en los primeros días son frecuentes, aunque no siempre se producen, y están causadas por un mal agarre del bebé. Para evitar daños en el pezón y que la toma sea efectiva, el bebé debe tener su boca bien abierta abarcando toda la aréola, no coger solo el pezón. Para lograrlo, debes acercar al bebé al pecho y no al revés. Controla que su boca esté bien abierta.

Si te duele mucho, el bebé no está bien agarrado. Retírale de tu pecho con cuidado, colocando uno de tus dedos por el lado de la boca del bebé, entre las encías, y después mete tu dedo meñique en su boca para romper la succión. Hazlo con cuidado o te hará más daño.

Es posible que el mal agarre se deba a un frenillo lingual corto, consulta con tu pediatra. En estos casos también es posible la lactancia pero te costará un poco más.

Además, una mala postura también puede favorecer la aparición de grietas. Hay muchas posturas diferentes para dar el pecho, tumbada con el bebé tumbado a tu lado, sentada con el pequeño puesto encima de un cojín de lactancia delante de ti, con su cuerpecito hacia atrás… Cualquiera es buena siempre que estéis cómodos, no te hagas daño en la espalda y el bebé no tire de tu pecho.

También puede deberse al uso excesivo de un pecho, intenta que coma de los dos alternativamente y el mismo tiempo. Así asegurarás también la producción de leche en ambos.

No debes acortarle las tomas ni espaciárselas más por mucho que te duela ya que podría provocarte una mastitis o una obstrucción.

Otras causas de los pezones agrietados son: mala higiene del pecho, piel muy seca, eccemas, candidiasis en los senos o la boca del bebé, mastitis o mal uso de los sacaleches.

No te puedes perder ...

Síntomas de la anemia infantil

Síntomas de la anemia infantil

La anemia infantil es una enfermedad bastante común en menores de 3 años. Para prevenirla y tratarla, es necesario asegurar una alimentación rica en hierro desde que el bebé está en el útero materno.

Y tambien:

 

¿Se puede prevenir?

Es más sencillo prevenir las grietas que tratarlas, así que ten en cuenta estos consejos cuando comiences a dar el pecho:

- Asegúrate de que su agarre es correcto. Si no, quítalo al momento y vuelve a colocarle.

- Después de cada toma puedes aplicarte unas gotas de tu propia leche sobre el pezón, es la mejor “crema”.

- Ofrécele primero el pezón menos dañado ya que la succión después de un rato y cuando no tiene tanta hambre suele ser menos vigorosa.

- Prueba diferentes posturas para dar el pecho.

- Si es posible, coloca las zonas agrietadas o doloridas del pezón en la esquina de la boca del bebé para que ejerza menos presión sobre ella.

- Lávate los pezones a diario con agua tibia y jabón neutro para eliminar los gérmenes y evitar infecciones. Sécalos bien, dando suaves toquecitos.

- Usa discos de lactancia transpirables y de tela, mejor de algodón orgánico.

- Los sujetadores deben ser de lactancia y de tela suave y transpirable, como el algodón.

- Si tienes los senos muy hinchados, extráete leche antes de la toma ya que si están muy llenos, el bebé puede agarrarse mal.


Tratamientos y remedios naturales

Si las grietas no se pasan en unos días y te duelen cada vez más, consulta a tu médico por si sufres infección u otro problema. Mientras, los mejores tratamientos y remedios para los pezones agrietados son:

1- Aplicarse unas gotas de leche materna después de cada toma y dejar secar al aire. Pasados 5 minutos, lávate los pezones con agua para evitar que salgan hongos.

2- Colocarse compresas frías en la zona del dolor para disminuir la inflamación y el dolor.

3- Haz una mezcla de agua con media cucharadita de sal y lávate los pezones con esa mezcla durante 3 minutos. Luego enjuaga bien con agua estéril.

4- Existen muchas pomadas en el mercado que ayudan a cicatrizar las grietas y alivian el dolor. Las mejores son las que tienen lanolina ya que no necesitas enjuagarla antes de darle el pecho al bebé. Debes dejarla actuar al aire unos 10 minutos.

5- La membrana de huevo, es decir, la telilla viscosa y transparente adherida al interior del mismo, tiene muchas propiedades curativas. Colócate un poco sobre el pezón, deja secar bien y enjuaga antes de la siguiente toma.

6- Siempre que puedas, deja los pezones al aire para que se sequen bien y no les roce el sujetador ni la ropa.

7- El aceite de oliva, de almendras dulces o de coco ayudan a mantener la piel hidratada y reducen las grietas. Recuerda aplicártelo después de cada toma con movimientos circulares suaves. No hace falta enjuagar ya que se absorben.

8- La crema de caléndula también ayuda a aliviar el dolor y curar las grietas.

9- La manzanilla tiene muchas propiedades antiinflamatorias y cicatrizantes. Puedes hacer una infusión con 2 cucharadas de flores secas de manzanilla y una taza de agua. Calienta bien el agua, añade las flores cuando hierva y deja cocinar unos 10 minutos. Deja que se enfríe y aplícatela con un algodón empapado. No enjuagues ni seques, no es malo para el bebé.

10- El aloe vera tiene propiedades cicatrizantes, antisépticas y analgésicas. Además, no es tóxico si entra en contacto con la boca de tu bebé. Eso sí, usa aloe vera puro, de una planta.


¿Qué no se debe hacer?

- No se debe dejar de dar el pecho, aunque las grietas sangren ligeramente. Si se deja de dar el pecho puede ocurrir una obstrucción mamaria y provocar una disminución en la producción de leche. Puedes extraerte la leches con un sacaleches y ofrecérsela al niño.

- No es necesario aplicar pomadas antibióticas o cicatrizantes ya que no aceleran la curación, esta se produce de manera espontánea.

- No se debe exagerar con la limpieza o desinfección del pezón, si te excedes en esto puedes llegar a eliminar las defensas naturales de la piel.


Fuente:

Guía de lactancia materna, Asociación Española de Pediatría. http://www.aeped.es/sites/default/files/7-guia_baleares_esp.pdf

Fecha de actualización: 30-07-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.