×
  • Buscar
Publicidad

Cómo estimular los pies del bebé

Cómo estimular los pies del bebé

La estimulación es una parte esencial para el desarrollo de tu bebé. Aunque con el paso del tiempo y el aumento de las capacidades del bebé, esta estimulación es combinada ya que usa a la vez vista, gusto, tacto… Al principio es más limitada debido a que aún no maneja sus movimientos. Estimular los pies del bebé ayudará a que quiera usarlos más para andar, y más tarde correr, saltar…

Publicidad

Índice

 

Los pies del bebé


De forma instintiva, una de las cosas en las que más nos fijamos de los bebés es en los pies. Tan pequeñitos y regordetes, dan ganas de hacerles cosquillas a todas horas.

Los pies del bebé normalmente parecen planos porque los niños nacen con una almohadilla de grasa en el área del arco. Además, los músculos de sus pies y piernas no están lo suficientemente desarrollados para sostenerse. De hecho, el arco del pie no suele ser aparente hasta aproximadamente los dos años y medio.

En el momento del parto, tu ginecólogo, y luego su pediatra o profesional de la medicina, buscarán anomalías obvias en los pies y piernas del bebé. Revisará sus caderas para asegurarse de que no estén dislocadas, le hará cosquillas en la planta del pie para verificar la respuesta neurológica adecuada (los dedos deben abrirse en abanico) y contará para asegurarse de que haya diez dedos. Ocasionalmente, un bebé nace con un undécimo (o incluso el duodécimo) dedo del pie, llamado polidactilia.

Aunque es alarmante para los padres, esta afección simplemente requiere la extracción quirúrgica del dedo adicional para evitar problemas con el uso de zapatos y caminar, así como por razones estéticas. El procedimiento generalmente se realiza antes de que el bebé comience a caminar, pero se puede realizar casi en cualquier momento desde la infancia. Una vez que se quita el dedo, el pie se desarrollará normalmente y correrá, saltará y jugará como cualquier otro niño de su edad.

Los dedos palmeados son mucho más comunes que los dedos múltiples, pero a menudo pasan desapercibidos para los padres porque las palmeadas pueden ocurrir en diversos grados. Los dedos palmeados se deben a que la piel no se separó entre dos dedos durante el desarrollo fetal, lo que hace que el área parezca palmeada, similar a la pata de un pato. Los dedos de los pies se pueden separar quirúrgicamente por apariencia estética o si interfieren con el movimiento normal del dedo esencial para caminar.

Hay que tener en cuenta que los pies de un recién nacido son mucho más sensibles que los de un adulto ya que al no haber caminado, todavía no han creado esa capita dura que protege de lo que pueda haber en el suelo.
 

¿Cómo estimulo sus pies?

No te puedes perder ...

¿Cuándo empezar a preparar las cosas del bebé?

¿Cuándo empezar a preparar las cosas del bebé?

La noticia de un embarazo trae una gran alegría, nervios y preparativos. Queremos tener todo preparado para cuando nazca el bebé, lo cual causa una gran preocupación a la futura mamá, quien prácticamente desde el comienzo de su embarazo empieza a pensar en todo lo que va a necesitar y lo que tiene que preparar.

Y tambien:


Según la edad que tenga tu bebé, variarán mucho sus capacidades y las formas de estimulación.

Cuando todavía no tenga la fuerza para mantenerse de pie dale masajes a sus pies, hazle cosquillas, caricias… tu bebé reaccionará de manera divertida, y buscará sus pies para ver de dónde viene esa sensación. Puedes hacer lo mismo cuando lo estés bañando, volcar un poco de agua en los pies y moverlos suavemente.

- Cuando ya pueda mantenerse de pie, deja que vaya descalzo o con un calcetín si hace frío. El simple contacto con el suelo es todo una nueva experiencia para él ya que está definiendo la pisada. En este momento empezará a agarrarse a todo lo que pueda para ponerse de pie, como por ejemplo a los barrotes de la cama, ahí sentirá el mullido de las sábanas que le contratará con el duro del suelo. Hará el amago de saltar, pero en realidad solo doblará las piernas.

- Cuando empiece a andar un nuevo mundo se presenta ante sus ojos… y sus pies. Le encantarán los sitios en los que note sensaciones distintas, como el césped o la arena de la playa. En casa le gustará andar por alfombras y tocarlas también con las manos. Si va descalzo, asegúrate que la superficie está a una temperatura adecuada y no presenta irregularidades que puedan lastimarle.
 

Ponerle zapatos, ¿sí o no?


Es difícil resistir la tentación de ponerle zapatitos bonitos a tu bebé, pero pueden ser un obstáculo para el crecimiento de sus pies. Los zapatos que son demasiado restrictivos no permiten el movimiento normal de los dedos y los pies.

Ponle calcetines que no sean restrictivos (asegúrate de que el calcetín y el elástico alrededor de la parte superior no estén demasiado apretados) y zapatos de cuna, esos botines de cuero suave y flexible. Guarda los zapatos resistentes, como los de un adulto, para fotografías u ocasiones puntuales. Incluso cuando los niños están aprendiendo a caminar, los zapatos solo son necesarios para protegerse de suelos resbaladizos, una superficie astillada o del suelo de la calle. De lo contrario, deja que tu hijo camine descalzo o con botines antideslizantes. Esto permitirá que los dedos de los pies se agarren al suelo y que sus pies se equilibren mejor.

Cuando compres zapatos para cuando está comenzando a caminar, busca unos que sean livianos y flexibles, y que se doblen fácilmente. Asegúrate de que la forma del zapato sea recta; los diseños de zapatos a veces se ensanchan hacia adentro o hacia afuera en la punta. El tamaño del calzado del bebé cambiará cada pocos meses al principio, por lo que no es necesario que inviertas en muchos pares a la vez, ya que pronto no podrá utilizarlos. Y recuerda que siempre es mejor calidad que cantidad.


Fuentes:

Ajram, Dr. Jamil, Tarés, Dra. Rosa María (2005), El primer año de tu hijo, Barcelona, Ed. Planeta.

Fodor, Elizabeth; Morán, Montserrat (2009), Todo un mundo de sonrisas, Madrid, Ed. Pirámide.

Silveira, Dr. Manuel (2011), 50 cosas que debes saber sobre un recién nacido, Barcelona, Libros Cúpula.

Fecha de actualización: 12-09-2020

Redacción: Laura Abad

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.