×
  • Buscar
Publicidad

Torsión de hidátide de Morgagni en niños

Torsión de hidátide de Morgagni en niños

La torsión de hidátide es la causa más común de dolor agudo hemiescrotal en niños en la infancia y adolescencia, siendo mucho más común desde los siete hasta los catorce años y en el lado izquierdo. Pero ¿qué provoca exactamente la torsión de hidátide de Morgagni? ¿Cómo diagnosticarla? ¿Se puede tratar? Te lo contamos todo sobre la torsión de hidátide de Morgagni en este artículo.

Publicidad

Índice


La palabra hidátide en realidad es un término empleado en biología y medicina que significa vesícula. La hidatiditis propiamente dicha es la inflamación de la hidátide, un cuadro clínico doloroso provocado por el compromiso inflamatorio y la torsión afectada a la parte del tendón infratesticular. En muchos casos esta puede referirse a la hidátide de Morgagni, que son pequeños quistes o anexos testiculares. Los anexos testiculares son estructuras vestigiales embrionarias que aparecen en el 80-90% de los testículos. La hidátide de Morgagni es, por tanto, es un remanente embrionario del conducto Müller formado por tejido fibroso recubriendo un eje vascular.

La presentación clínica de la hidatiditis es bastante variada llegando incluso en algunos casos a tener una presentación muy similar a la de la torsión testicular, y esta suele tener un dolor elevado y permanente con edema de aparición insidiosa, y en periodos iniciales se puede palpar apreciándose como un punto más oscuro bajo la piel escrotal.
 

¿Qué es la torsión testicular de hidátide?

No te puedes perder ...

Cómo dar los medicamentos al bebé

Cómo dar los medicamentos al bebé

Si el pediatra le ha recetado alguna medicina a tu bebé, podrás comprobar que el momento de dársela llega a convertirse, en la mayoría de las ocasiones, en una verdadera lucha entre ambos, ya que cuando estamos enfermos lo exteriorizamos no estando receptivos, y más aún si no nos gusta lo que se nos ofrece; algo que también le ocurre ahora a tu pequeño.

Y tambien:


La torsión de hidátide son los apéndices o hidátides testiculares que se presentan como los restos embrionarios de pequeño tamaño con forma de lágrima que aparecen en los testículos y pueden estar en varias localizaciones. Y es justamente la torsión de hidátide de Morgagni la más importante pues está situada en el polo superior del testículo y existe hasta en un 90% de hombres y, aunque lo cierto es que en condiciones normales no causa ninguna sintomatología y no se puede ver, la torsión de hidátide es la más frecuente de dolor testicular en la infancia (45%) y puede aparecer a cualquier edad. Sin embargo, lo peor quizás de esta afección es que no existe una causa clara conocida que la ocasione.
 

¿Qué síntomas produce la torsión de hidátide?


La torsión de hidátide es un cuadro caracterizado por dolor en los testículos de comienzo leve que aumenta gradualmente de intensidad. No presenta una instauración tan brusca como la torsión testicular como tal, pero puede haber un enrojecimiento de la piel del escroto o bien un aumento de tamaño del lado afectado, aunque raramente se acompaña de otros síntomas como las náuseas o los vómitos.
 

¿Cómo se diagnostica la torsión de hidátide de Morgagni?


En este caso lo más importante sin duda es la exploración física. De hecho, en la torsión de hidátide de Morgagni la característica principal es la palpación de un nódulo duro y doloroso en el polo superior del testículo. En el caso de que la exploración sea característica no es necesario en absoluto realizar más pruebas, aunque si la bolsa escrotal está demasiado inflamada podría no verse la hidátide de una manera clara. No obstante, cuando hay dudas diagnósticas con otras patologías, como la epididimitis o la orquitis, se podría solicitar una ecografía testicular.
 

¿Cuál es el tratamiento más adecuado?


En realidad no hay un tratamiento como tal. De hecho, es el tratamiento sintomático, con reposo y antiinflamatorios durante varios días, lo más adecuado. Y, si todo esto se cumple, el dolor debería mejorar de manera progresiva y desaparecer en torno a cinco o diez días aproximadamente. No obstante, en los casos (excepcionales) en los que el dolor no mejora a pesar del tratamiento, estaría indicada la evaluación de un cirujano especializado en pediatría, que será el único que pueda valorar la necesidad de un tratamiento quirúrgico para extirpar la hidátide mediante cirugía. En dicha resolución quirúrgica se considera necesaria la exploración contralateral para realizar una hidatidectomía profiláctica.


Fuentes:

http://serau.org/2017/05/torsin-de-la-hidtide-de-morgagni-buscando-el-punto-azul/ A

EP EnFamilia, https://enfamilia.aeped.es/temas-salud/torsion-hidatide#:~:text=La%20hid%C3%A1tide%20de%20Morgagni%2C%20que,en%20la%20infancia%20(45%25).

https://www.pediatriaintegral.es/wp-content/uploads/2019/xxiii06/02/n6-283-291_AnaHuertas.pdf

Fecha de actualización: 16-11-2020

Redacción: Ana Ruiz

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.