×
  • Buscar
Publicidad

Los padres no reaccionan igual ante los hijos que ante las hijas

Los padres no reaccionan igual ante los hijos que ante las hijas

Aunque intentemos educar a nuestros hijos en igualdad, un nuevo estudio revela que el cerebro de los papás reacciona de manera diferente con sus hijas pequeñas que con sus hijos. Es decir, dependiendo del sexo de su hijo actúa de una manera o de otra.

Publicidad

El estudio, publicado en la revista Behavioral Neuroscience, sostiene que los padres con hijas utilizan un lenguaje diferente y muestran diferentes niveles de atención a las necesidades de sus hijas que los padres con hijos. Además, las respuestas de sus cerebros a los cuadros de sus hijos difieren de las de los papás con hijas.


Los hallazgos indican que las diferencias de comportamiento basadas en el género parecen aparecer cuando los niños son muy jóvenes, explica Jennifer Mascaro, profesora asistente de medicina familiar y preventiva de la Escuela de Medicina de la Universidad Emory en Atlanta.


El estudio se llevó a cabo con niños con edades entre el año y los 3 años de edad.


Investigaciones anteriores han demostrado que cuando los padres completan cuestionarios, rara vez afirman reconocen tratar a sus hijos e hijas de manera diferente, por eso era necesario observarlos directamente en su día a día.


Para ello, los investigadores reclutaron a 52 hombres de edades comprendidas entre los 21 y los 55 años que vivían en Atlanta y tenían un hijo de 1 o 2 años de edad. Treinta de los papás tenía hijas jóvenes, y el resto tenía hijos.

No te puedes perder ...

Y tambien:


A cada padre se le dio un dispositivo de grabación que llevaba en su cinturón durante un típico día laborable y uno de fin de semana. El dispositivo estaba programado para grabar fragmentos de sonido de 50 segundos cada 9 minutos, pero ni el padre ni el niño sabían cuándo el dispositivo estaba grabando.


"Las personas se comportaban de una manera increíblemente natural cuando usaban el dispositivo de grabación- explica Mascaro- ya que nunca saben cuándo está encendido o apagado”.


Al final, los investigadores obtuvieron un total de 2 horas de sonido de cada padre. Transcribieron las grabaciones y evaluaron la atención de los padres, los comportamientos y el lenguaje utilizados al interactuar con sus hijos o hijas.


Diferencias de género


Algunos de los resultados que se pudieron observar fueron que los padres con hijas les cantaban mucho más que los padres a sus hijos. Al hablar con ellos, los padres de niñas usaban un lenguaje más relacionado con la tristeza, usando palabras como "llorar", "triste", "lágrimas" y "solitario", así como más vocabulario relacionado con el cuerpo, como “pie" y "estómago", en comparación con los padres que tenían hijos pequeños.


Además, los papás usaban más palabras analíticas, como "más" y "mejor", con sus hijas que los papás con hijos. “Estas palabras pueden facilitar el desarrollo del lenguaje más complejo, dijo Mascaro, lo que contribuye a que, como norma general, las niñas sean más avanzadas en el lenguaje que los niños”.


Por otro lado, los padres con hijos usaban más palabras orientadas hacia el logro, como "ganar", "orgulloso" y "superior", y participaban en juegos más ásperos, como hacer cosquillas o dar vueltas alrededor de sus hijos.


Cuando se trataba de estar atentos, los padres con hijas eran más sensibles a las necesidades de ellas que los padres con niños, según los hallazgos.


Y cuando se les mostraban imágenes de sus hijos con diferentes expresiones faciales, los escáneres cerebrales mostraron que los padres tenían una respuesta neural más fuerte en las áreas del cerebro relacionadas con la recompensa y la regulación emocional ante caras felices en sus hijas que cuando hacían otras expresiones. Los cerebros de papás de hijos, por el contrario, tenían una respuesta más fuerte ante las expresiones neutras de los chicos que a otras expresiones.


“Resulta sorprendente comprobar que los padres respondieran más a una expresión neutral de sus hijos, dijo Mascaro, pero puede deberse a que les cuesta más distinguir lo que sus hijos están sintiendo, y por lo tanto pueden necesitar leer entre las líneas para entenderlo”.


Una posible explicación ante las diferencias de comportamiento de los padres según el sexo de sus hijos podría estar en la biología, es decir, que los padres estén “programados” para comportarse así. Pero también es posible que las normas sociales, culturales y de género sobre cómo se debe educar a niños y niñas todavía persistan en la mente de los padres y les “obligue” a comportarse de esa forma.


“O, podría ser una mezcla de ambas -afirma Mascaro. Es decir, podría haber pequeñas diferencias en la forma en que los niños y las niñas se comportan realmente, lo que provoca que los padres estimulen más ese comportamiento en sus hijos”.


No obstante, este estudio no sirve para hacer predicciones a largo plazo del desarrollo emocional, social o intelectual de los niños, aunque es importante para ayudar a los investigadores a entender cómo se desarrollan y refuerzan los roles de género.

 


Fuente:

Live Science, Dads' Brains React Differently to Sons and Daughters https://www.livescience.com/59282-dads-brains-react-differently-to-sons-and-daughters.html.

Fecha de actualización: 18-11-2019

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.