×
  • Buscar
Publicidad

Cómo reconocer los piojos

Cómo reconocer los piojos

Cuando los niños van al colegio o la guardería, es habitual que cada cierto tiempo les llegue un aviso a los padres sobre la presencia de piojos en clase, lo que significa que toca buscar en la cabeza de los niños por si acaso se han contagiado. ¿Sabes reconocer los piojos y las liendres?

Publicidad

Indice


Pasos para encontrar las liendres y piojos

Los piojos son unos pequeños insectos que se alimentan de la sangre humana al picarnos a través de la piel, generalmente en la cabeza. Se reproducen rápidamente ya que cada hembra puede llegar a poner entre 100 y 500 liendres y se contagian muy fácilmente ya que los piojos adultos saltan de una cabeza a otra o a objetos en los que pueden sobrevivir hasta 24 horas.

La buena noticia es que su ciclo de vida dura varias semanas, por lo que si se detecta a tiempo, se puede tratar antes de que se reproduzca masivamente. Pero, para ello, es necesario saber buscar y reconocer las liendres y piojos en la cabeza del niño.

No te puedes perder ...

Cómo cuidar a un bebé hiperactivo

Cómo cuidar a un bebé hiperactivo

Los bebés hiperactivos son aquellos que no paran quietos ni un segundo, ni siquiera dormidos, lo que puede resultar agotador para sus padres. Con paciencia y unos cuantos trucos, cuidar a este tipo de bebés puede ser más sencillo.

Y tambien:

1- Saber cómo son

Los piojos son unos insectos que suelen medir entre 2 y 4 mm las hembras y unos 6 mm los machos. Tienen 6 patas. Su cabeza es más pequeña que el cuerpo y son de color marrón. Puede resultar difícil verlos ya que son muy rápidos.

Las liendres, es decir, los huevos de los piojos, miden 0.8 mm y son de color blanquecino, por lo que a veces pueden confundirse con caspa. Para distinguirlos de esta, verás que las liendres están fuertemente adheridas a la raíz del cabello, cuesta mucho separarlas con el dedo. Y es que producen una sustancia pegajosa e insoluble en agua, por eso es tan difícil desprenderlas del cabello.

2- Dónde suelen encontrarse

Si la infestación está muy extendida estarán por toda la cabeza, pero al principio suelen situarse detrás de las orejas y en la nuca, sus sitios favoritos de la cabeza humana. Empieza mirando por ahí.

3- Conocer su ciclo de vida

Para encontrar y acabar con los piojos es necesario saber cuál es su ciclo de vida y cómo se desarrollan.

El periodo de incubación de la liendre es de 7 a 10 días. Después nace un piojo en estado de ninfa, un individuo joven que aún no es capaz de reproducirse. A los 15 días se convierte en adulto y ya empieza a reproducirse. Las hembras ponen entre 4 y 8 huevos al día hasta llegar a poner unos 150. A los 15 días mueren.

Por lo tanto, aunque es cierto que su capacidad de reproducción es muy elevado, desde que se ponen los huevos hasta que estos son capaces de poner nuevos huevos pasan 15 días. Por eso es importante revisar la cabeza del niño periódicamente, aunque no haya avisos del colegio, para descubrir la infestación en sus primeras fases, antes de que se extienda por todo el pelo.

4- Usar un peine especial y una lupa

Si te han avisado de que hay piojos en clase de tu hijo, o si sospechas que puede haberse contagiado porque se rasca mucho la cabeza, lo primero que tienes que hacer es cerciorarte de si tiene piojos o no.

Como decíamos, empieza buscando por detrás de las orejas y la nuca. Usa un peine especial de púas anchas para separar cada mechón e ir mirando cabello a cabello. Si ves cosas blancas o amarillentas adheridas cerca de la raíz, intenta quitarlas con el dedo, si no puedes, son liendres; si se sueltan fácilmente, es caspa o cualquier otra cosa.

Puedes usar una lupa para ayudarte ya que así conseguirás ver más fácilmente a los piojos, aunque estos se mueven muy rápido y es más fácil encontrar las liendres.

Puedes revisar el pelo con el cabello seco o mojado.  

También es posible que veas llagas o sarpullidos causados por el niño al rascarse. Señal de que sí hay piojos.


¿Cómo acabar con los piojos y las liendres?

Si la infestación se ha confirmado, no te alarmes, es posible acabar con los piojos de manera rápida si sabes bien lo que debes hacer. Es fundamental seguir todos estos pasos y no saltarte ninguno para acabar con ellos de una vez por todas:

1- Aplica en la cabeza de tu hijo una loción o champú especial antipiojos con permetrina al 1%. Úsala siguiendo escrupulosamente las indicaciones del envase para que funcione.

2- Pasa un peine con púas especiales (lendrera) por su pelo para ir quitando todos los piojos y liendres.

3- Vuelve a revisar al día siguiente en busca de liendres. Los piojos es probable que hayas acabado con ellos y los hayas quitado todos ya que suele haber unos 10 o 12 por infestación, pero liendres puede haber cientos y, si alguna sigue viva, en 15 días se transformará en adulto, pondrá huevos y la infestación comenzará de nuevo. Por eso, durante las siguientes 2-3 semanas debes revisar la cabeza de tu hijo cada 3-4 días y, si ves liendres, quitarlas con un peine especial. Puedes ayudarte de un producto natural como vinagre de manzana. Mézclalo con agua, aplícaselo a tu hijo por todo el cabello, tápale con una toalla el pelo y déjale la mezcla unos 30 minutos. Aclara bien con agua caliente y péinale el pelo mechón a mechón quitando las liendres.

4- A veces se siguen viendo liendres en el pelo pero ya están muertas, con lo que no haría falta hacer nada. Para saber si están vivas o muertas fíjate en tres cosas:

- Dónde están situadas: si están a más de 2 mm de la raíz del pelo, ya se han muerto.

- Si son de color gris blanquecino, siguen vivas. Si son blancas, están muertas.

- Si al aplastarlas entre tus dedos suena un chasquido, está viva. Si parece vacía, es que lo está y no tiene dentro embrión.

5- Repite, por si acaso, el tratamiento a los 7 días. Así te aseguras de matar a los “supervivientes”.

6- Lava toda la ropa de cama, gorros, bufandas, jerséis, camisetas, peines, etc., que hayan estado en contacto con el niño al menos a 60 ºC. Los piojos pueden vivir fuera del cabello hasta 40 horas, por lo que es la única manera de asegurarse de que ninguno vuelve al pelo tras el tratamiento.


¿Se pueden prevenir los piojos?

Hay muchos productos en el mercado, champús, lociones, sprays… que sirven para prevenir el contagio de piojos. Los más recomendables son los elaborados a base de aceites esenciales de carbol del té, un olor que desagrada a los piojos. Úsalos de vez en cuando en tu hijo para evitar que se contagie.


Fecha de actualización: 23-07-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.