×
  • Buscar
Publicidad

¿Influye el estrés para quedarse embarazada?

¿Influye el estrés para quedarse embarazada?

El estilo de vida marcado por el estrés influye de forma negativa en la fertilidad de hombres y mujeres.

Publicidad

La crisis ha contribuido a elevar los niveles de estrés, uno de los principales factores que influye negativamente a la hora de tener un hijo, junto con otros hábitos como la mala alimentación o la falta de sueño, frecuentes  en el ritmo  de vida actual. “Estos factores inciden en distintos procesos orgánicos, entre ellos la capacidad fértil. Si a esto se añade el retraso de la edad para concebir, que actualmente tiende hacia los 38 años de media para un primer embarazo, cada vez es mayor el número de personas que tiene problemas de fertilidad”, explica la Dra. Enriqueta Garijo, Jefa de Servicio de la Unidad de Reproducción Asistida en el Centro Médico Milenium Sanitas de Alcobendas.

La ansiedad no solo puede causar alteraciones de ovulación sino que también interfiere en la frecuencia de la actividad sexual, lo que disminuye los encuentros y la energía para realizarlo.
 

¿Dejar de trabajar, tranquilizarse y coger vacaciones ayuda a concebir?

No te puedes perder ...

Y tambien:

Dejar de lado el estrés puede facilitar el embarazo, pero generalmente esta causa de infertilidad, como veíamos, suele ir unida a otros factores. Estas recomendaciones sólo retrasan más un tratamiento adecuado y está demostrado que sólo aumentan la carga emocional.

Los expertos en fertilidad aconsejan acudir a un centro especializado si tras un año de relaciones sexuales sin anticonceptivos no se ha logrado un embarazo. Si la pareja tiene más de 35 años, se aconseja hacerlo a los seis meses.


Fecha de actualización: 04-04-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.