Si deseas tener un hijo, es tu momento: Inseminación Artificial para madres solteras

Si deseas tener un hijo, es tu momento: Inseminación Artificial para madres solteras
comparte

Inseguridad, incertidumbre, frustración… Miles de preguntas surgen en la mente de toda mujer que quiere tener un bebé y no puede hacerlo, o no sabe cómo. Antes, durante y tras el parto estas incógnitas se irán transformando e incrementando, pero serán menos estresantes con tu pequeño en brazos. Gracias a los cuantiosos avances médicos cualquier mujer que desee ser madre tiene la posibilidad de hacer realidad su sueño. Técnicas como la inseminación artificial, con semen de un donante masculino, puede ayudar a madres solteras u homosexuales a quedarse embarazas.

Si te sientes identificada con alguno de estos casos y quieres informarte más a fondo sobre esta y otras opciones médicas que te ayudarán a ser madre, no dudes en consultar con tu especialista o en una clínica de fertilidad antes de comenzar un proceso. Pero si, por el contrario, ya has recabado información y estás convencida de someterte a un tratamiento de inseminación artificial, estos son los primeros pasos que debes seguir:


Pasos previos a un proceso de Inseminación Artificial en madre soltera

 

- Acude a una clínica de Inseminación Artificial: informarte es el primer paso para comenzar el tratamiento. En la clínica te contarán en detalle en qué consiste, cómo se va a realizar y qué posibilidades reales tendrás de concebir, en función de un análisis previo de tu historial clínico. A la hora de iniciar el tratamiento de inseminación se realizará un diagnóstico sencillo, teniendo en cuenta la edad y el estado del útero y los ovarios.

 

- Consulta a psicólogos y profesionales en gestión del estrés: en la clínica URH García del Real ofrecen este servicio con objeto de guiar a la paciente desde el minuto uno de su decisión, aclarar sus dudas o afrontar el tratamiento.

Tener un hijo para salvar a otro

Tener un hijo para salvar a otro

El año pasado el Gobierno aprobaba la ley de Reproducción Asistida, una polémica ley que por primera vez permitía la selección genética de preembriones con fines terapéuticos para terceros, es decir, escoger embriones sanos y compatibles con un hijo ya nacido para sanar la enfermedad que éste padezca. El Partido Popular y diversas asociaciones familiares y cristianas alzaron la voz contra la ley. A pesar de la oposición, la ley se aprobó y ya se han permitido los primeros casos para curar a un hijo enfermo

 

- Rodéate de gente que te apoya y te quiere: es fundamental sentirte arropada en tu decisión de ser madre soltera. Tu familia, tus amigos más cercanos… toda aportación positiva es beneficiosa para ti y para tu futuro bebé. Si además quieres conocer casos como el tuyo, resolver dudas o conocer la experiencia de otras madres solteras que, seguramente, pasaron lo mismo que tú, existen asociaciones como Masola o Madres solteras por elección, que te ayudarán y apoyarán en todo lo que puedas necesitar.

 

Proceso de Inseminación Artificial en madres solteras


La inseminación artificial se puede hacer con o sin estimulación ovárica. En ambos casos el número máximo de intentos no debe superar los 6, si se alcanzara el sexto intento de inseminación y no se conseguiera el embarazo, se debería realizar un análisis más profundo de la paciente y de su fertilidad.

 

Pero empecemos por el principio. Si una mujer joven, sin antecedentes de esterilidad y con una reserva ovárica normal, se somete a un tratamiento de inseminación artificial será sin estimulación ovárica, por recomendación. En este caso, el tratamiento consiste en realizar entre 1 y 3 ecografías para localizar el momento cercano a la ovulación, cuando la paciente se inyecta una medicación que, 40 horas después, provoca la ovulación. En ese momento se introduce el semen del donante en el útero femenino y, dos semanas después, se comprobará si existe embarazo.

 

Si, por el contrario, la inseminación se lleva a cabo con estimulación ovárica, la mujer se inyecta medicación desde el inicio de la menstruación, con objeto de obtener entre 1 y 3 óvulos. En estos casos existe un mínimo riesgo de embarazo múltiple.


Con respecto a la muestra de semen de donante, debe ser anónima y su elección se hace teniendo en cuenta las características físicas de la madre: color de ojos, complexión, altura, grupo sanguíneo, etc. (Ley de Reproducción Asistida 14/2006).

 

En definitiva, también la mentalidad social evoluciona y cada vez son más las mujeres solteras que deciden someterse a un tratamiento de inseminación artificial, con semen de un donante masculino, para ver cumplido su mayor deseo, ser madres. Porque, hoy en día, y gracias al avance científico, es posible disfrutar de las ventajas de ser madre soltera y feliz.

 

Colaboradora: Dra. Laura Blasco Gastón – Ginecóloga especialista en Reproducción Asistida en URH García del Real


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×