×
  • Buscar
Publicidad

¿Por qué el feto se enreda con el cordón umbilical?

¿Por qué el feto se enreda con el cordón umbilical?

Aunque puede que parezca algo raro, en realidad sí es común que el feto se enrede con el cordón umbilical antes de nacer o durante el parto. Si se produce durante el parto podría tener alguna consecuencia grave como que el bebé se asfixie, pero no es lo más común.

Publicidad

Índice

 

¿Por qué se enreda el cordón?

Normalmente, no es algo por lo que los papás y las mamás se preocupan porque no suele escucharse demasiado, pero es cierto que cuando a alguien cercano le pasa y el bebé ha estado a punto de asfixiarse el tema se vuelve mucho más preocupante, pero, ante todo, calma.

Lo primero que debes saber es que, que el feto se enrede con el cordón umbilical al momento de nacer es algo común, pero que no es algo que pueda ocasionar problemas (exceptuando algunos casos, los más bajos). Además, se debe tener en cuenta también que esto no es culpa de nadie y que, además, se desconoce el motivo por el que algunos cordones se enrollan en diversas partes del bebé, aunque puede ser en algunas ocasiones que el motivo sea la longitud del cordón umbilical.

No obstante, lo que sí hay que tener en cuenta es que en el momento del parto las enfermeras van a estar controlando el corazón del bebé, sus latidos y, por supuesto, cerciorándose en todo momento de que el bebé va a recibir suficiente oxígeno. Además, cuando hay un problema con el cordón lo más probable es que los latidos del corazón cambien y los profesionales puedan darse cuenta. La longitud del cordón umbilical es lo suficientemente larga como para enredarse en cualquier parte del cuerpo del feto, llega a medir hasta 55 centímetros y podría permanecer enroscado al bebé hasta el momento del parto. Sin embargo, es cierto que existen diversos motivos que es importante conocer:

- el cordón podría ser más largo de lo habitual

No te puedes perder ...

¿Es normal si mi bebé se mueve mucho?

¿Es normal si mi bebé se mueve mucho?

Cuando estamos embarazadas todo nos preocupa, y es posible que te preguntes si es normal que tu bebé se mueva tanto dentro de ti o si puede estar ocurriéndole algo que le haga moverse tanto. No te preocupes, los movimientos siempre son signo de bienestar.

Y tambien:

- existe una mayor cantidad de líquido amniótico haciendo que este tenga más espacio libre

- los movimientos del bebé dentro del útero

¿Cómo es el cordón umbilical y para qué sirve?

El cordón umbilical tiene la función básica y simple de transportar los nutrientes que filtra la placenta y la sangre fetal para que se produzca así el intercambio de gases, es decir, que lleva la sangre poco oxigenada del feto a la placenta y después devuelve la sangre una vez oxigenada al feto. Este va a tener una longitud variable, aunque la media normalmente es de unos 55 centímetros. Suele tener dos arterias y una vena que son las que se hayan rodeadas por la gelatina (conocida como gelatina de Warton) cuyo aspecto es más bien escurridizo. La gelatina de Warton es la que va a proteger los vasos y a evitar que se compriman. Esto va a dificultar que se pueda plegar en forma de L e impedir la circulación sanguínea.

¿Puede ahogarse el bebé dentro del útero materno con el cordón?

El bebé no va a poder ahogarse dentro del útero materno con el cordón umbilical ya que este se encuentra recubierto por esa sustancia gelatinosa que va a amortiguar cualquier tipo de presión y va a evitar también que se interrumpa la circulación sanguínea entre el bebé y la madre. Es esa gelatina de Warton de la que hablábamos lo que va a hacer que el cordón sea resbaladizo y se deslice por el cuerpo del bebé.

¿Cuándo podría enredarse el cordón?

Lo cierto es que el cordón umbilical va a poder enredarse en cualquier momento durante el embarazo y en varias partes del cuerpo del bebé alrededor, por ejemplo, del cuello o de una pierna. De hecho, y tal y como afirman algunos profesionales ,“alrededor del 25% de bebés nace con el cordón umbilical enredado y son muchas las mamás que no se enteran hasta pasado el parto”.

¿Es necesaria la cesárea?

Muchas mujeres y hombres piensan que el tener el cordón enrollado en el cuello va a obligar a una cesárea, pero no tiene por qué ser así. Puede ser un parto vaginal o uno por cesárea, dependiendo siempre de la situación que se dé. Los expertos aseguran que la cesárea es recomendable cuando el cordón está enredado de tal manera en el cuello que el ritmo cardiaco del bebé podría indicar falta de oxígeno. Es por eso por lo que resulta tan importante que las mujeres estén lo suficientemente atentas a los movimientos fetales del bebé pues se trata de la mejor señal para verificar que todo va bien, aunque siempre teniendo en cuenta, eso sí, que cada bebé se mueve de manera diferente por lo que no hay un patrón de movimiento fetal ideal.

Lo que más preocupa: que el bebé se asfixie

Uno de los miedos más frecuentes en las mujeres embarazadas es que el cordón umbilical se enrolle en el cuello del bebé hasta el punto de poder asfixiarlo dentro del útero. Por suerte, cuando el cordón, por ejemplo, presenta vueltas en el cuello la matrona suele ponerle solución con facilidad en el momento del parto. Sin embargo, cuando este se desplaza y sale antes que el feto, entonces ya sí estaríamos hablando de una urgencia obstétrica que requiere cesárea. No obstante, lo mejor es estar tranquila ya que suele ser, como veíamos, una complicación infrecuente que solo se produce en el 0,2% de los partos.

Los casos más extremos…

Y sí, por desgracia, se pueden producir como sucede con otras muchas cosas de la vida algunos casos extremos en relación con el cordón umbilical y el bebé. En algunas ocasiones puede que el cordón umbilical esté muy apretado alrededor del cuello. En ese caso, se corta antes de que nazca el bebé. Serán el doctor o la enfermera quienes metan la mano dentro de la vagina y coloquen dos ganchos en el cordón. Se corta en medio de estos con mucho cuidado y, aunque pueda pasar en ocasiones, es cierto que se trata de casos muy poco frecuentes. De hecho, suelen realizarse solamente en menos de un uno por ciento de los casos. Son, por tanto, eso, casos aislados en los que quizás el cordón umbilical enredado tuvo complicaciones, pero por suerte no es lo más común.


Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.