×
  • Buscar
Publicidad

¿Es normal estar congestionada durante el embarazo?

¿Es normal estar congestionada durante el embarazo?

A lo largo del transcurso del embarazo es frecuente notar sensaciones nuevas que en mayor o menor medida pueden llegar a inquietarnos y hacernos dudar de su gravedad.

Publicidad

Indice

 

Congestión en el embarazo

Un simple catarro, un retortijón, o un común dolor de cabeza pueden hacernos preocuparnos por el estado del bebé.

¿Estás congestionada, te moquea la nariz, pero no es tiempo de catarros?

Se calcula que una persona de cada cuatro padece alergias en nuestro país y se presenten en algún momento del embarazo no es excepcional. Incluso mujeres que no han sufrido alergias antes pueden padecer sus síntomas en este periodo.

La rinitis alérgica, por ejemplo, es bastante frecuente. Se conoce como rinitis gestacional y se caracteriza por una congestión nasal, esto es, por la sensación de tener la nariz taponada, y por una excesiva secreción nasal. En ocasiones también incluye ojos llorosos, tos, picazón de garganta, estornudos, etc. Generalmente los síntomas aparecen después de estar en contacto con sustancias irritantes (polvo, polen, moho, etc.).

No te puedes perder ...

¿Es normal tener agruras en el embarazo?

¿Es normal tener agruras en el embarazo?

En el embarazo tendremos bastantes cambios fisiológicos, por lo que se presentarán distintos síntomas que nos harán sentir disgustadas o dejarán con un mal sabor de boca. Las mujeres suelen presenciar las agruras por primera vez durante la gestación. Es esa sensación de ardor que va desde el pecho, específicamente el esternón, hasta la garganta.

Y tambien:

El origen de este malestar suele estar en un desequilibrio hormonal que causa la congestión de las mucosas y obstruye las fosas nasales.

 

¿Qué hacer en estos casos?

El tratamiento más aconsejado para las gestantes es evitar aquello que desencadena esta alergia y tratar de atenuar los síntomas. Para descongestionar la nariz puedes hacerte lavados nasales con suero fisiológico ya sea comprada en farmacia o preparándola tú misma con un vaso de agua caliente, media cucharadita de sal y una pizca de bicarbonato. Otra opción son los vahos. Solo tienes que hervir agua en una olla y respirar su vapor.

Evita la administración de antihistamínicos, aerosoles descongestionantes u otros fármacos que podrían ser perjudiciales para el feto. Consultar siempre con el ginecólogo sobre la idoneidad de cualquier tratamiento.

Imagen: Ambro. FreeDigitalPhotos.net


Fecha de actualización: 11-06-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.