×
  • Buscar
Publicidad

¿Qué son los bebés índigos?

¿Qué son los bebés índigos?

En el contexto de la teoría pseudocientífica llamada “Corriente de la Nueva Era” (o New Age, en inglés) encontramos el término índigo. Los bebés o niños índigos representan un estado superior de la evolución humana.

Publicidad

Este término de 1982 viene de la mano de Nancy Ann Tappe, una parapsicóloga que desarrolló una técnica para clasificar la personalidad de las personas según el color de su aura. Nancy explicó que los seres humanos tenemos “capas áuricas”, lo que significa tener un aura con colores distintos, concibiendo aura como un campo energético que rodea a cada persona. Pero lo que descubrió esta parapsicóloga fue que existían algunos niños que tenían un color en el aura que todavía no había sido catalogado, es decir, que hasta el momento no había aparecido.


“Este nuevo color” en el aura de dichos niños oscilaba entre los colores añil o índigo (color que fluctúa entre el violeta y el azul), por lo que a estos niños se les conoce bajo el nombre de niños índigos, aquellos que muestran una nueva o poco habitual serie de atributos psicológicos con un patrón de comportamiento no documentado todavía. Se caracterizan por poseer una fuerte y alta autoestima y un evidente sentido de sí mismos. Además, suelen tener dificultades con la disciplina y la autoridad pues se niegan a seguir órdenes y se aburren con las tareas asignadas. Carecen de paciencia, son inconformistas y además no responden a mecanismos de culpa, precisan buenas razones para actuar.

No te puedes perder ...

¿Por qué se sienten los bebés fascinados por los espejos?

¿Por qué se sienten los bebés fascinados por los espejos?

Una de las actividades favoritas de los bebés es tan simple como observarse en un espejo. La razón principal es pura evolución. Los bebés nacen con una predilección innata de fijarse en los rostros humanos para, con el tiempo, poder reconocer aquellos familiares de los que no lo son. 

Y tambien:


Por un lado, los creyentes de su existencia afirman que estos niños poseen un fuerte sentimiento para generar una especie de “diferencia significativa” en el mundo y que se encuentran naturalmente vinculados a temas relacionados con la espiritualidad, el ocultismo y el esoterismo. Sin embargo, en el campo de la psiquiatría y la psicología se ha desestimado su veracidad, pues no se ha demostrado evidencia terrenal de su existencia.


Para los primeros, es decir, para los que creen en este término fehacientemente, los bebés índigos son bebés con unas capacidades especiales y distintas a los bebés de otras generaciones. “Son niños del futuro” y se basan en ello por los estudios que han realizado y en los que se indica que existen tanto bebés como niños capaces de alcanzar sus aprendizajes en edades cada vez más tempranas, ya sea sujetar la cabeza o agarrar objetos con la mano. De hecho, en referencia a esto último hay alguna que otra comprobación científica pues se ha analizado que mientras hace cincuenta años la mayoría de los bebés lograba sostener la cabeza a partir de las dos o tres semanas de vida, hoy algunos padres o madres recientes aseguran que sus hijos lo hacían casi desde el momento de su nacimiento por lo que algunos expertos deducen que no se trata de una mera sensación sino de que “los bebés de ahora” no son iguales a generaciones mayores de veinte años.


“Los bebés de hoy en día ya nacen sabiendo”. Seguro que hemos escuchado más de una vez esa frase tan habitual en padres y madres que afirman lo impresionante que es ver a sus hijos manejar ordenadores o tabletas, haciendo preguntas filosóficas o con algún talento especial, es decir, una aptitud muy relevante en algún área específica relacionada con, por ejemplo, campos académicos, artísticos o creativos, y lo mejor de todo: sin haberles enseñado.


Características principales de los bebés y niños índigos


- Poseen una gran capacidad creativa y tienen algunos talentos únicos y especiales.

- Tienen una excesiva energía en su día a día. Son muy inquietos.

- Poseen aptitudes especiales para manejar las nuevas tecnologías.

- Rechazan el autoritarismo y la disciplina. Prefieren solucionar temas con la argumentación y el diálogo.

- Son niños emocionalmente maduros, algo sensibles y con una gran capacidad de empatía.

- En cuanto a los temas que tratan predominan los espirituales. Dios, el universo, el alma o la reencarnación podrían ser algunos de ellos.

- En ocasiones pueden mostrar síntomas de déficit de atención o hiperactividad, aunque la realidad es que los niños índigos pueden concentrarse cuando quieren.


Además, otros autores van más allá y añaden a esto que los bebés índigos poseen un ADN diferente e incluso que son inmunes a algunas enfermedades, como el cáncer o el SIDA, y que estos niños tienen unas características físicas algo similares: delgados, zurdos o ambidiestros y con los ojos más bien grandes. En ocasiones también pueden presentar un abultamiento en el lóbulo frontal.


Lo que está claro es que, con base científica o no, según los expertos lo más recomendable si los padres notan algunas de estas características en sus hijos es criarlos con amor y respeto como a cualquier niño, pero con una atención e interés especial en dar las explicaciones oportunas si han hecho algo mal ya que no aceptan la autoridad excesiva ni el castigo. Este último no funcionará con ellos puesto que está basado en la culpa, al contrario que la reprimenda que se basa en un crecimiento o mejoramiento personal. No obstante, si se da este caso habría que analizar la situación generadora de ésta. Hay que respetar sus habilidades y facilitar que desarrollen otras completamente diferentes.


Finalmente, también es muy importante estimular su cerebro manteniéndolo siempre ocupado y alimentar sus capacidades y talentos ya que el aburrimiento puede llevar a estos niños a ser muy arrogantes.


Foto: Creado por Senivpetro - Freepik.com


Te puede interesar:

Muchos padres se preguntan "¿cómo predecir la estatura de un niño?". De manera orientativa se puede calcular la estatura final tomando en consideración la altura de los progenitores. Pero si se desea un resultado más preciso, es necesario realizar una serie de pruebas prescritas por un médico.


Fecha de actualización: 16-04-2018

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Publicidad