¿Cuándo puede comenzar a nadar un bebé?

¿Cuándo puede comenzar a nadar un bebé?
comparte

La actividad acuática tiene múltiples beneficios para el bebé. Entre otras, fomenta sus habilidades, enriquece su psicomotricidad, ayuda a desarrollar su capacidad de reacción, etc. Los ejercicios en el agua pueden practicarse durante todo el año, pero el verano además, es una estupenda ocasión para disfrutar junto al niño mientras combatimos el calor.

¿Es necesario que un bebé aprenda a nadar?

En primer lugar debemos distinguir entre nadar y realizar juegos y actividades en el agua. Obviamente hasta los 3 o 4 años, un niño no aprenderá a nadar. El objetivo de los ejercicios acuáticos antes de esta edad es la estimulación, el descubrir el placer del agua, el iniciarse y conocer un medio distinto, con sus límites y sus peligros, sin miedo, disfrutando y jugando.

Hay muchos niños que no entran en una piscina hasta los 3 años. Y no pasa nada. Pero es evidente que aquellos que han crecido en el agua tienen una actitud distinta ante el medio acuático, que los que comienzan a nadar más tarde. Los niños que han estado en contacto con el agua desde sus primeros meses de vida conocen la realidad del agua pero sin temerla, son más prudentes porque han adquirido unas normas a lo largo de ese aprendizaje, que ya forman parte de ellos, casi de forma natural.

Los niños y el agua

Un niño que por primera vez entra en una piscina necesita de varias etapas antes de aprender a nadar. Ocurre lo mismo que en tierra firme. Podemos tratar de enseñar a andar a un bebé, pero tendrá que pasar por una serie de fases previas antes de dar sus primeros pasos (volteo, gateo, ponerse de pie…). Del mismo modo en el agua, dicen los expertos, un niño antes de realizar sus primeras brazadas ha de pasar por cada una de las siguientes fases: Adaptación, reacción, movimiento, natación. Es decir, primero tendrá que adaptarse al nuevo medio, después aprender a reaccionar, luego logrará moverse ágilmente en el agua y por último, cuando haya conseguido desenvolverse con soltura, estará preparado para nadar.

¿A qué edad puede comer huevo un bebé?

¿A qué edad puede comer huevo un bebé?

La introducción de los alimentos sólidos empieza a los 6 meses, y se hace de manera gradual y lenta para evitar, o al menos reconocer, alergias alimentarias, ya que tomar antes de tiempo ciertos alimentos puede producir intolerancias o reacciones. Esto ocurre con unos alimentos concretos, especialmente alergénicos, como es el huevo. ¿Cuándo pueden comenzar a tomarlo?

Es un error bastante común pretender que un niño aprenda a nadar si es la primera vez que toma clases o entra en una piscina. Centrarse en que adquiera esta destreza demasiado pronto solo convierte el juego en el agua en algo obligatorio en lugar de en una actividad gratificante. Lo que puede perjudicar su aprendizaje.

Lo ideal por lo tanto, si tenemos la oportunidad, es permitir al bebé, desde sus primeros días, estar en contacto con el agua. Eso sí, tomando siempre las precauciones necesarias y sabiendo cómo hacerlo.

Beneficios de la actividad acuática

El medio acuático es un entorno excelente para desarrollar las capacidades del niño.

- Fomenta la agilidad corporal

- Despierta los reflejos y la capacidad de supervivencia

- Desarrolla la capacidad respiratoria

- Les ayuda a relajarse

- Ejercita y les permite mantenerse en forma

- Enriquece sus habilidades sensoriales, psicomotrices y el equilibrio

- Fortalece el vínculo padre o madre-hijo

- Les aporta seguridad en sí mismos

- Incrementa su resistencia


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
Cerrar