“No hay límite de edad para los trastornos alimentarios”, Victoria Lozada

“No hay límite de edad para los trastornos alimentarios”, Victoria Lozada
comparte

Sobre el estigma social a las personas con un trastorno de alimentación, sobre ciertas señales de alarma o sobre la importancia de trabajar en una relación sana con la dieta y la imagen corporal. La nutricionista y especialista en trastornos alimentarios Victoria Lozada responde a nuestras dudas.

Victoria Lozada es nutricionista y especialista en Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA). Desde su web Nutrition is The New Black difunde consejos e información sobre nutrición, vegetarianismo y sobre trastornos alimentarios. Hoy, hablamos con ella sobre este último tema, que, como nos explica en esta entrevista, puede estar presente a cualquier edad.

 

Los TCS más conocidos son la anorexia y la bulimia, pero hay otros. Como nos explica Victoria en esta entrevista, los TCA se asocian con personas muy delgadas que rechazan comer, pero sus síntomas son, en realidad, mucho más diversos y entre personas con multitud de tipologías corporales.

 

Como resumen, se tratan, en esencia, de una relación obsesiva y destructiva con el propio cuerpo y la alimentación. Sus síntomas pueden ir desde la dificultad para comer en lugares sociales, la dismorfia corporal (magnificación de algún defecto -real o imaginado- de nuestra imagen corporal), rechazo selectivo de algunos alimentos, manipulación excesiva de los alimentos…

 

Y conviene conocer ciertos comportamientos insanos respecto a la comida y la relación con el propio cuerpo para detectar cualquier comportamiento tóxico cuanto antes y trabajar con el niño o adolescente en la imagen corporal y una relación sana con su cuerpo, la autoestima o la relación con la comida.

No te puedes perder ...

 

 

¿A qué edades pueden aparecer los trastornos alimentarios?

 

Se pueden presentar desde los 6 años (o menos), y hasta los 70, no hay límite.

 

 

Hay un cierto desconocimiento en torno a los trastornos de alimentación. Tenemos una generalizada de una persona muy delgada que rechaza comer. Pero la realidad es más variada ¿Cómo definirías qué es un trastorno de alimentación?

 

Exactamente. El tener un TCA es un estigma social, la gente no lo entiende, sobre todo porque no hay educación al respecto. Un trastorno alimentario se define como una serie o conjunto de síntomas que afectan la alimentación y la imagen corporal, pero cuya raíz no tiene nada que ver con ellas. Se acompaña de distorsión corporal, autoestima disminuido, y muchos otros signos que pueden variar de persona a persona.

 

¿Algunas señales de alarma o indicadoras?

 

La persona no suele comer en público, o si lo hace, tiende a acudir al baño enseguida, dependiendo de qué trastorno presente. Dismorfia corporal, obsesión con la calidad de los alimentos y sus calorías, aislamiento, comportamientos sospechosos o misteriosos con la alimentación. Pueden variar dependiendo de cada caso.

 

¿Cómo crees que se puede promover una relación sana con la dieta y el cuerpo desde la infancia?

 

Primero y principal, sin dar alimentos ultra-procesados, usando alimentos de calidad, involucrando al niño en su alimentación, explicándole la importancia de los mismos por salud, no por estética, y que nos acompañe al súper o cocine con nosotros. Segundo, sin premiar, ni recompensar con alimentos. Tampoco castigar. Esto suele hacer que el niño tenga una relación extraña con la alimentación al crecer. Si se recompensa, el niño verá los alimentos como un refuerzo positivo cada vez que algo malo le pase. Y, por último, no forzar. Obligar a los niños a comer es una de las formas más comunes en que lo adolescentes o adultos toman aversión a ciertas comidas.

 

¿Qué recomiendas a un padre o madre que sospecha que su hijo/a puede sufrir un trastorno de alimentación?

 

Que lo apoye, hable con él, no lo juzgue, no se culpabilice ni a él ni a nadie en la familia, y que vayan a terapia JUNTOS como familia. Una terapia familiar asegura el éxito del tratamiento.


Te puede interesar:
Una de las primeras preguntas que se realiza una embarazada al conocer su estado es "¿cuántos kilos debe subir una embarazada?" ya que más allá de las razones estéticas, engordar más kilos de los debidos puede ocasionar problemas de salud tanto a la madre como al feto.


Fecha de actualización: 21-11-2016

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>