×
  • Buscar
Publicidad

¿Cómo son las bajas de maternidad alrededor del mundo?

¿Cómo son las bajas de maternidad alrededor del mundo?

En España contamos con una baja de maternidad de 16 semanas de baja remunerada al 100% para la madre. En Europa, donde encontramos algunos de los mejores permisos por maternidad del mundo, resulta una de las más bajas y con menos prestaciones, pero ¿cómo es en el resto del mundo?

Publicidad

Según un estudio de la Organización Internacional del Trabajo (ILO en sus siglas en inglés) más de 160 países en el mundo ofrecen algún tipo de baja maternal. Estas van desde algunas de cuatro semanas a otras de más de 50, y a remuneraciones del 100% del sueldo o ningún tipo de ayuda financiera durante la baja.

Según el estudio, 74 países en el mundo proporcionaban una baa maternal con una remuneración igual o superior a dos tercios del sueldo (61 de ellos, entre ellos España, el 100% de este), mientras que 93 eran los que no proporcionaban remuneración alguna o esta era inferior a dos tercios del sueldo.

A la cabeza en calidad de bajas de maternidad encontramos países como Noruega, con una baja por maternidad de 46 semanas al 100% de sueldo o de 56 al 80%. O Finlandia, cuya baja maternal remunerada empieza 50 días antes de la fecha revista de parto y continúa durante cuatro meses después de este; es decir, durante unas 34 semanas. Y a partir de entonces los finlandeses pueden percibir una ayuda del 70% del sueldo hasta los 9 meses del bebé.

No te puedes perder ...

Y tambien:

Alemania, con su ley Mutterschutz (algo así como Protección de la Madre), garantiza 14 semanas de baja, seis semanas antes de su parto y 8 de posparto. A esta se unen dos ayudas: el Kindergeld (literalmente, dinero de niño), una ayuda financiera que ronda los 200 euros hasta que los hijos tienen 18 años. Y el Elterngeld (dinero de padres), dirigido a ayudar financieramente durante el año posterior al nacimiento del bebé a padres o madres que se quedan en casa a su cuidado. Esta ayuda fluctúa entre los 300 y los 1.800 euros.

Croacia garantiza una baja de 24 semanas con el 100% del sueldo. Y Francia avala 16 semanas (seis previas al parto y diez después) de baja remunerada. Además, las familias con uno o más hijos reciben una ayuda mensual de unos 400 euros hasta alrededor de los 20 años (cuando el hijo no trabaja o gana menos de 898 euros mensuales).

Entre los países latinoamericanos, a la cabeza encontramos a Venezuela, con un permiso por maternidad de 26 semanas (182 días) con el 100% del salario; y a Chile y Cuba, con bajas maternales de 22 semanas (156 días) también al 100%. Y los permisos más cortos los encontramos en Ecuador, México o Uruguay, con 12 semanas de baja, o Puerto Rico, con una baja maternal de 56 días (8 semanas).

 

El otro extremo

Al otro lado tenemos países como Estados Unidos, donde solo en compañías de al menos 50 empleados se permite una baja laboral (no remunerada) de hasta 12 semanas. Y esa es la única ley federal que protege a las madres en su posparto. En la mayoría de casos, el tipo de permiso depende de la política de la empresa. Y en Túnez, por ejemplo, encontramos que la baja maternal sí está remunerada, pero solo al 100% en el caso de las empleadas del sector público, con una baja de 60 días. Para aquellas trabajadoras del sector privado, la baja se reduce a 30 días con el 50-67% del sueldo.


Fuente:

Organización Internacional del Trabajo

Fecha de actualización: 30-06-2020

Redacción: Irene Gómez

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.