Tratamiento de la sialolitiasis

Tratamiento de la sialolitiasis
comparte

La sialolitiasis es la inflamación de las glándulas salivales causada, generalmente, por un cálculo salival (sialolitos) que se encuentra obstruyendo el conducto de la salida de la glándula salival, haciendo que se multipliquen las bacterias en la zona. 

Los cálculos de las glándulas salivales aparecen, generalmente, por una composición alterada de la saliva causada por ciertas enfermedades como paperas, fibrosis quística, citomegalovirus u otras enfermedades autoinmunes, como el síndrome de Siögren. Estos cálculos producen un estrechamiento de las vías de salida de las glándulas salivales, lo que causa la inflamación de las mismas al acumularse en la zona bacterias y virus.


También puede producirse esta inflamación a causa de un estrechamiento, cicatriz o tumor, que producen el mismo efecto que un cálculo. Además, la inflamación de la mucosa oral o la higiene deficiente favorecen la aparición de infecciones.


Algunos medicamentos también pueden reducir el flujo de saliva, como algunos diuréticos, antidepresivos o antihistamínicos, causando esta inflamación.


Estos cálculos pueden aparecer en cualquier glándula, aunque son más comunes en aquellas de mayor tamaño, como la glándula parótida, el conducto de Wharton, la mandibular o la sublingual.

No te puedes perder ...


Los síntomas principales de la sialolitiasis o inflamación de estás glándulas son el dolor, la inflamación, fiebre, la piel situada sobre la glándula se enrojece y se calienta y, en ocasiones, puede aparecer pus o mal sabor de boca. Asimismo, si se produce en la glándula parótida puede producir dolor al masticar y problemas para abrir la boca.


Tratamiento de la sialolitiasis


El tratamiento depende de la causa de la misma y del grado de inflamación.


Normalmente se recomienda estimular la producción de saliva para limpiar las glándulas salivales y expulsar los cálculos menores mediante el consumo de chicles, caramelos o bebidas sin azúcar. También son recomendables los ácidos como el jugo de limón.


Si la sialolitiasis es bacteriana, será necesario el uso de antibióticos para acabar con las bacterias acumuladas. También se pueden recetar antiinflamatorios y analgésicos para tratar la inflamación y el dolor.


A veces, si se ha formado un absceso o el cálculo es muy grande, es necesario recurrir a la cirugía para drenar el pus o eliminar el cálculo. Incluso puede ser necesario extraer la glándula entera, sobre todo si se sospecha que puede haber un tumor, si se presenta más de un cálculo, o si el cálculo mide 1 centímetro o más.


Aplicar calor, masajear la glándula, seguir una dieta ligera y una buena higiene bucal pueden acelerar la curación y mejorar el dolor y la hinchazón.


Para prevenir la inflamación de la glándula salival se debe extremar siempre la higiene oral y beber mucho líquido a diario. 


Te puede interesar:
Con el fin de ayudar a los niños con altas capacidades a alcanzar su potencial es preciso que la relación entre la escuela y la familia sea muy fluida minimizando de esta manera cualquier conflicto que pudiera surgir.


Fecha de actualización: 04-01-2018

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
*/?>