¿Por qué se mete el dedo en la nariz?

¿Por qué se mete el dedo en la nariz?
comparte

A todos los padres les da apuro ver cómo sus pequeños se meten el dedo en la nariz delante de todo el mundo, pero con un poco de paciencia y haciéndoles entender lo perjudicial que es, poco a poco se quitarán esa fea costumbre.

Es de lo más normal ver a niños pequeños meterse el dedo en la nariz para aliviar su congestión nasal. Los pequeños suelen tener muchos mocos pero como aún no saben limpiarse con un pañuelo, utilizan los dedos en un intento de sentirse más cómodos. El mayor problema es que si no se les explica a tiempo lo negativo de este comportamiento, podría convertirse en una mala costumbre que puede ocasionar desde irritaciones hasta malformaciones en los huesos nasales.

 

Por otra parte, muchos niños se meten el dedo en la nariz como un acto instintivo cuando están nerviosos o aburridos y no porque tengan un exceso de mocos pero, en cualquier caso, es una mala costumbre que se debe remediar cuanto antes.

 

Implicaciones de hurgarse la nariz

 

Aparte de que meterse el dedo en la nariz está mal visto, hurgarse de manera intensa puede provocar hemorragias nasales por la rotura de los vasos capilares, irritaciones, infecciones en la piel e introducción de gérmenes y fractura del septum, una sensible capa de piel que separa ambas fosas nasales y que puede perforarse por la fricción continuada de los dedos y las uñas.

No te puedes perder ...

Efectos en la salud de los fumadores pasivos

Efectos en la salud de los fumadores pasivos

Infecciones respiratorias, asma, problemas de sueño, alergias, caries, náuseas… son múltiples las patologías que se incrementan en los fumadores pasivos, sobre todo si hablamos de niños. A pesar de ello, las estadísticas reflejan que más de la mitad de los niños españoles viven en un ambiente con humo

 

Los pequeños no entienden de normas sociales ni del daño que se pueden hacer al sacarse los mocos con las manos; simplemente cuando se sienten incómodos recurren a la manera más práctica de aliviarse, así que será en ese punto donde comenzaremos a cambiar esta fea manía:

 

- Lo primero es averiguar las causas por las que el niño se mete el dedo: por incomodidad al tener mocos secos, por picor ante posibles alergias o por simple aburrimiento o manía.

 

- Es importante saber hacer frente a la situación hablándole tranquilamente y haciéndole comprender lo feo que queda hurgarse. Puedes hacerle una demostración metiéndote tú el dedo para que juzgue por sí mismo.

 

- Si lo hace por puro aburrimiento, lo mejor es observarle para ver en qué momento recurre más a esta práctica y darle algún tipo de entretenimiento a cambio.

 

- Si el problema viene porque está incómodo y no sabe cómo aliviarse, habrá que empezar a enseñarle a limpiarse los mocos él solito o a que pida ayuda para que se los sonemos por él.

 

- Si el ambiente está demasiado seco, los humidificadores pueden ser una buena solución para aliviar las molestias. Eso sí, su uso debe ser limitado y no deben estar puestos de manera continuada.

 

- Es importante que le acostumbremos a beber el líquido suficiente.

 

- Para aliviarle podemos lavarle la nariz con suero fisiológico, ayudará a disminuir la congestión nasal.

 

- Una manera de animarle a que utilice pañuelos es comprarlos de colores o con dibujitos. Llamarán más su atención y le hará más ilusión usarlos.

 

- Es importante premiar sus avances y cada vez que veamos que se suena los mocos con un papel darle una pequeña recompensa o la enhorabuena.

 

- Procurar que el niño lleve las uñas bien cortitas y las manos limpias para que no se provoque irritaciones o infecciones mientras siga manteniendo esta costumbre.

 

- Por último, es importante tener paciencia porque no es fácil eliminar una mala costumbre y menos, en niños pequeños.


Te puede interesar:
La previsión de la estatura de un niño puede hacerse de manera aproximada teniendo en cuenta la altura de los padres o de manera más precisa a través de una serie de pruebas médicas.


Fecha de actualización: 28-05-2015

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
*/?>