• Buscar
Publicidad

Datos curiosos sobre la influencia de los hermanos

Datos curiosos sobre la influencia de los hermanos

No cabe duda de que los hermanos son unas de las personas que más nos marcan en la vida. Para bien o para mal, pasamos gran parte de nuestra infancia y adolescencia con ellos, crecemos con ellos, discutimos con ellos y aprendemos con ellos. 

Publicidad

Hay toda una ciencia detrás de la relación única de los hermanos. Ya os hablamos de la curiosa Teoría del Orden de Nacimiento, que defiende que el lugar que ocupamos respecto a nuestros hermanos tiene implicación en cómo somos.

Pero hay más. No cabe duda de que ninguna relación es similar a la que se tiene entre hermanos. Independientemente de cómo sea el vínculo fraternal, se trata de unas personas con las que pasamos muchísimas horas; casi más que con cualquier otra, especialmente en los decisivos años de la infancia y adolescencia. Son unas personas con las que se suele establecer una curiosa combinación de amor y competencia, de consejeros y guardianes al mismo tiempo que tormentos y archienemigos. Una relación que casi no se da con nadie más.

Y, sobre todo, son las únicas personas que realmente comparten contigo tu historia: tu crianza, entorno, padre y madre, condiciones socioeconómicas y familiares…Casi nada, ¿no? Por todo esto, no es de extrañar que el hecho de tener hermanos tenga tantas implicaciones y que la influencia de los hermanos sea una de las más decisivas. Aquí van algunos datos:

 

Los niños pasan más horas con sus hermanos que con cualquier otra persona.

En general, los hermanos son la principal compañía de los niños, por encima de los padres, profesores o amigos. En el momento en que los niños alcanzan los 11 años, han pasado alrededor de un tercio de su tiempo libre con sus hermanos.

 

Los hermanos se pelean. Mucho.

Seguro que este punto ya lo sabes. Bien porque tú mism@ tienes hermanos o porque sufres las discusiones y peleas de tus hijos. Lo cierto es que los datos son bastante sorprendentes: se estima que los hermanos y hermana entre 3 y 7 años se pelean o discuten una media de 3-4 veces ¡cada hora! ¿Lo bueno? Si algo se pone en práctica y se aprende con los hermanos es la resolución de conflictos.

 

Tener un hermano del sexo contrario hace que tanto los chicos como las chicas se adhieran más a las normas de género.

En otras palabras, es común que entre los hermanos se produzca un fenómeno llamado desidentificación, que se produce cuando uno de los hermanos se diferencia conscientemente del otro en un intento por establecer una identidad propia en la dinámica familiar. Ciertos estudios sugieren que este fenómeno lleva en muchos casos a que, en hermanos de diferentes sexos, los chicos busquen actividades y comportamientos tradicionalmente masculinos y las chicas aquellos tradicionalmente femeninos. Es decir, se adhieran a las normas tradicionales de género.

 

Tener un hermano del sexo contrario ayuda a la interacción mixta.

Diversos estudios han demostrado también que aquellos con hermanos del sexo contrario encuentran más fácil iniciar y mantener interacciones con una persona del otro sexo.

 

Cuanto más cercanos están los hermanos en edad, menos probable es que uno emule al otro.

La influencia de los hermanos es muy importante, pero se ha determinado que es menor cuanto más pequeña es la distancia de edad entre los hermanos. Diversos investigadores creen que esto se debe a que la cercanía de edad hace que cada uno busque maneras de diferenciarse del otro, en lugar de imitarle.

 

Imagen: Jenn Richardson


Fuentes:

Family Patterns of Gender Role Attitudes. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3270818/

Siblings of Influence. http://news.psu.edu/story/140583/2000/05/01/research/siblings-influence

Family Relationship Project. http://hhd.psu.edu/hdfs/frp/research#sibling

Fecha de actualización: 10-07-2020

Redacción: Irene Gómez

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×