×
  • Buscar
Publicidad

Tai Chi en el embarazo

Tai Chi en el embarazo

Hacer deporte con moderación está totalmente recomendado para las embarazadas según su estado. El Tai Chi Chuan es una de las actividades preferidas en esta etapa porque suscita el bienestar físico y emocional de la mujer, muy importante para el momento del parto.

Publicidad

Índice

 

¿Qué es el Tai Chi?

Cada vez más el Tai Chi va teniendo más adeptos y es muy común que se reúna gente en parques u otros establecimientos públicos para practicarlo.  Se define principalmente como arte marcial chino milenario basado en la Medicina Tradicional China y en los conceptos de la filosofía taoísta –procedente de la antigua China–. Esta disciplina se ejecuta con movimientos normalmente circulares, muy relajados y armoniosos, que contribuyen a que la respiración y concentración se estimule. Es decir, se trabaja el equilibrio físico, mental y emocional, que puede equivaler a los beneficios y sensaciones que produce un masaje por todo el cuerpo.

Gracias a los beneficios de este tipo de arte marcial, que promueve el equilibrio físico, mental y emocional, es muy aconsejable para las mujeres gestantes porque su estado puede generar cambios hormonales que afecten a su estado de ánimo.

No te puedes perder ...

Y tambien:

El Tai Chi suele combinarse con otras artes orientales, como el yoga, Chi Kung, Qi Gong y Tui Na. El objetivo es que las madres actuales tengan la oportunidad de tener una preparación buena y específica para su estado. De hecho, el Qi Gong ayuda a fortalecer los músculos del suelo pélvico.

Así pues, el Tai Chi es una disciplina recomendable para mantenerse en forma física, aprender a relajarse y conseguir bienestar corporal y mental.


Beneficios del Tai Chi en el embarazo

- Ayuda a desarrollar la coordinación, equilibrar la postura y contribuye a que el dolor de espalda desaparezca

- Reaviva el movimiento de las articulaciones y logra tonificar los músculos sin apenas aplicar mucho esfuerzo

- Los movimientos de esta disciplina benefician al drenaje linfático, erradicando a su vez la hinchazón. Igualmente, con la coordinación consigues un control de la respiración que favorece a la actividad cardiocirculatoria

- La respiración y la actividad cardiocirculatoria estimula los pulmones y regula la presión arterial

- No tiene ningún riesgo ni para el feto ni para la madre

- Ayuda a mantener el peso de la madre

- Equilibra las emociones que sufre en el embarazo gracias a la relajación, reduciendo el estrés, los miedos, las preocupaciones…

- Ir a este tipo de clases le permite interactuar con otras futuras mamás y compartir experiencias

- Mejora la energía de la mujer

- Prepara al parto porque proporciona una correcta posición a las madres y refuerza el suelo pélvico

No obstante, siempre debe consultarse al ginecólogo antes de realizar cualquier ejercicio físico durante el embarazo.
 

¿Y en el posparto?

Por último, después del parto puedes reiniciar tus clases cuando hayan pasado aproximadamente dos semanas, pero si tu parto ha sido por cesárea hay que esperar un par de semanas más. Durante la lactancia, puede corregir tu postura a la hora de dar el pecho y aportarte la energía suficiente para superar con éxito la maternidad.


Fuente:

Federación de Matronas:https://www.federacion-matronas.org/revista/wp-content/uploads/2018/01/vol9n3pag21-27.pdf

Fecha de actualización: 19-10-2020

Redacción: Esperanza Pavón

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.