La emociones en el parto: ¿Qué se siente al dar a luz?

La emociones en el parto: ¿Qué se siente al dar a luz?
comparte

De todos es conocida que la revolución hormonal durante el embarazo afecta a las emociones que se sienten durante el mismo. Un interesante estudio sostiene que las mismas hormas que influyen en el embarazo también lo hacen en el parto, facilitando así este proceso ya que van variando según la fase en la que se encuentre la mujer.

De acuerdo al estudio de Dixon, Skinner y Foureur (2013), que recoge muchas investigaciones previas, las emociones más habituales que las mujeres suelen experimentar durante el parto son las siguientes:
 

- Al empezar el parto, excitación y anticipación.
 

- Estas emociones son seguidas por un periodo de calma y tranquilidad.


- A medida que el parto se hace más intenso (con la fase de contracciones más fuertes en el último periodo de la dilatación), las mujeres atraviesan un periodo que llaman “La Zona” en la que se centran en las contracciones, lo que hace que el tiempo pase de una forma diferente, se sienten como fuera de sí mismas, en otro lugar y tiempo.


- Después, algunas mujeres se sienten cansadas y soñolientas.


- En los últimos instantes la mayoría dicen sentirse abrumadas, temerosas y fuera de control.


- Después del nacimiento, sienten euforia, alegría, shock, incredulidad.


¿Qué papel juegan las hormonas en estos sentimientos?

No te puedes perder ...

¿Qué influye en la duración del parto?

¿Qué influye en la duración del parto?

Aún se desconoce con exactitud qué es lo que desencadena un parto, pero lo que está claro es que el organismo de una mujer embarazada sabe, de alguna manera, cuándo el bebé está listo para vivir fuera del útero y pone en marcha una serie de mecanismos que permiten el nacimiento del niño. Se inicia así el trabajo del parto.  


La hipótesis del trabajo de estos tres investigadores es que las hormonas encargadas de empezar y mantener el parto causan una serie de emociones, comportamientos y sentimientos en las mujeres durante el parto espontáneo. Sugieren que la situación emocional y las reacciones físicas al parto pueden conducir y ser los impulsores del mismo, mientras que la interrupción externa o la intervención en estos procesos instintivos pueden retrasar o dificultar el parto.


Y es que las neurohormonas son sustancias químicas secretadas por la sangre u otros fluidos que tienen un efecto psicológico en otras células del cuerpo. Así, estas hormonas influyen en nuestro comportamiento porque afectan a la manera en la que el cuerpo se adapta a los cambios físicos que se producen en él.


Durante el embarazo los estrógenos y la progesterona son los encargados de hacer que todo vaya bien. ¿Y durante el parto?


Aunque son muchas las hormonas que influyen en el parto, este estudio se centra en la oxitocina, la llamada “hormona del parto”, una de las más importantes para el correcto funcionamiento del mismo(de ahí que cuando este no empieza solo, se administre a la madre oxitocina artificial por vía intravenosa).


Efectos de la oxitocina en el parto


- Favorece la expulsión

- Reduce el estrés

- Fomenta las contracciones rítmicas

- Aumenta la frecuencia, amplitud y duración de los pujos

- Mejora los niveles de beta-endorfina

- Tiene un efecto analgésico e hipnótico

- Mejora el Reflejo de Férguson

 

Las neurohormonas, por tanto, son las estructuras moleculares que inundan el organismo durante el parto. Tienen una acción directa sobre las células y los tejidos, pero también influyen en las emociones y el comportamiento de la mujer durante el parto y después de él.


Estas investigaciones nos ayudan a entender cómo funciona el cuerpo durante el parto, y cómo las neurohormonas influyen y mejoran la capacidad del cuerpo de la mujer para adaptarse a las necesidades fisiológicas del momento.  Estas emociones y sentimientos, de hecho,  son probablemente representaciones de algunas de las pulsiones necesarias y de las funciones corporales biológicas que se producen durante el parto.


Si queremos que este transcurra lo mejor posible, hay que intervenir lo menos posible sobre el cuerpo y la mente de la mujer.

 


Te puede interesar:
Hay algunas parejas que exploran la idea de combinar dos nombres. Esta práctica tiene como ventaja que hace que el nombre resulte original pero, por contra, puede que el resultado no sea muy afortunado y no guste a todo el mundo.


Fuentes:

Dixon, Skinner y Foureur (2013).

Influencia de los factores psicológicos en el embarazo, parto y puerperio file:///C:/Users/Usuario/Downloads/422-Texto%20del%20art%C3%ADculo-1671-1-10-20150616.pdf

Fecha de actualización: 17-01-2017

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>