×
  • Buscar
Publicidad

Tetanalgesia: quitar el dolor dando el pecho

Tetanalgesia: quitar el dolor dando el pecho

Este término con un nombre tan curioso hace referencia al efecto calmante que les produce a los bebés darles el pecho. ¿Quieres saber cómo funciona?

Publicidad

Indice

 

¿Qué es la tetanelgesia?

Si eres mamá y le das el pecho a tu hijo habrás comprobado cómo muchas veces que llora sin motivo, le pones al pecho y se calma. Esto es lo que se conoce como tetanalgesia, es decir, el efecto de alivio y consuelo que provoca en el lactante pequeño el mamar cuando sienten dolor.

Y es que las sensaciones que experimenta al pecho (calor, seguridad, amor, protección…) disminuyen el dolor o el miedo que pueden estar sintiendo. Asimismo, la lactosa, uno de los componentes de la leche materna, ayuda a reducir la sensación de dolor.

No te puedes perder ...

Parto con anemia

Parto con anemia

Durante el embarazo es normal que la mujer desarrolle anemia debido al incremento del volumen de sangre para satisfacer las necesidades del feto. Por eso, no es raro que muchas lleguen al parto con anemia, condición que se puede ver agravada tras este por la pérdida de sangre ocasionada durante el mismo.

Y tambien:

De hecho, en cada vez más centros médicos acompañan ciertos actos dolorosos que hay que realizar al pequeño, como la prueba del talón, las extracciones de sangre para análisis o la vacunación, del amamantamiento. Así, el pequeño notará menos dolor y llorará menos.

Por otra parte, las mamás se sentirán más tranquilas y seguras al ver que contribuyen a reducir el sufrimiento de sus pequeños. Y será más sencillo para los pediatras llevar a cabo la prueba que tengan que realizar.

Por lo tanto, la tetanalgesia solo ofrece ventajas; pero eso sí, no es mágica, por lo que el bebé seguirá notando dolor, simplemente se calmará más rápido y llorará menos y durante menos tiempo.


¿Es una técnica novedosa?¿Tiene efectos secundarios?

Esto no es una técnica novedosa. En realidad, es algo que se conoce desde hace siglos y que las madres que le dan el pecho a sus hijos practican habitualmente. Muchas madres saben que amamantar no sólo alimenta, también reconforta y provoca un efecto balsámico especial en el bebé o niño pequeño.

Además, la tetanelgesia no tiene ningún efecto secundario, todos los efectos son beneficiosos.
 

¿Qué produce la tetanalgesia?

- Para el bebé: la tetanalgesia para el bebé supone consuelo y alivio aparente e inmediato del dolor.

- Para la madre: produce una actitud activa ante los posibles problemas de su bebé, le proporciona una sensación de servir de ayuda y consuelo directo para su hijo. Además, aumenta la confianza en la capacidad para el cuidado de su hijo y en la lactancia natural.

Para el personal sanitario: en el caso de los recién nacidos, facilita la supervisión de una toma para verificar si la técnica de amamantamiento y así corregir los posibles errores y reforzar a la madre.

- Para la sociedad: promueve la lactancia materna.

 

¿Por qué se practica poco?

Es raro que algo tan sencillo, barato y sin efectos secundarios para nadie se practique tan poco en los hospitales y centros de salud. Esto se debe al desconocimiento (tanto del personal médico como de los padres) y a los protocolos rígidos de algunos centros sanitarios.

Un estudio realizado en Sevilla (estudio) sobre la evaluación de los conocimientos de la tetanalgesia y de su aplicación en una unidad de neonatología vislumbró que, de los 51 profesionales sanitarios entrevistados, solamente el 45% conocía el término de tetanalgesia y su aplicación.

Lo más llamativo y curioso es que del 45% de los sanitarios que lo conocía, sólo lo estaba aplicando el 22%. Muchos de los profesionales se escudaban en no aplicarlo debido al pensamiento de que la tetanalgesia les costaría tiempo (algo absurdo ya que esto ahorra tiempo en las pruebas). Esto lleva a pensar que solamente no se realiza debido al desconocimiento y desinformación.
 

¿Por qué la tetanalgesia funciona?

Succionar produce relajación, libera endorfinas en el bebé que hace que se sienta a gusto y, además, hace que se reduzca la sensación dolorosa. Asimismo, la leche materna, al contener lactosa, ayuda a la liberación de sustancias que hacen que el bebé tenga menos dolor.

De esta manera, el trabajo de los profesionales les resulta mucho más sencillo, ya que el bebé permanecerá más quieto.
 

¿Existe la tetanalgesia en los bebés que toman biberón?

Existe algo parecido, en estos casos se denomina “maternoanalgesia”. Esto es que el bebé tome el biberón en el regazo de la madre mientras están en unas pruebas que pueden ser dolorosas o invasivas.
 

¿Cómo puedo reducir el dolor de mi bebé durante la vacunación?

Esto es algo que suele preocupar a los padres, por lo que la OMS ha hecho oficial la “tetanalgesia” al decir que es conveniente dar el pecho a los lactantes durante la vacunación o inmediatamente después.

La OMS ha publicado un documento de posición de reducción del dolor que causa la vacunación. En este documento se establecen unas medidas generales que se recomiendan incluir en los programas nacionales de vacunación (aplicables a todos los países y grupos de edad). Estas medidas generales son:

- El personal que lleve a cabo la vacunación debe estar bien informado y tener una actitud calmada y cooperativa. Por ejemplo, se debe tener cuidado a la hora de utilizar expresiones como “ahora te voy a pinchar”. Es preferible utilizar expresiones como “ahora se la voy a poner”.

- Hay que tener en cuenta la edad del paciente para colocar la vacuna correctamente. Si es un lactante o un niño pequeño, es conveniente que lo sostenga la persona que les cuida. Para el resto de pacientes, lo más adecuado es que se sienten con la espalda recta.

- No se recomienda la aspiración (tirar hacia atrás del émbolo de la jeringa) durante las inyecciones intramusculares, esto puede aumentar el dolor.

- Cuando se pongan varias vacunas de forma secuencias en la misma visita, deben administrarse de menor a mayor posibilidad de causar dolor.

Además de estas medidas generales, existen otras más específicas para niños pequeños y lactantes:

- La persona que cuida al niño debe estar siempre durante y después de la inyección.

- Es conveniente dar el pecho a los lactantes durante la vacunación o inmediatamente después, siempre que no resulte contrario a las costumbres locales.

- Se recomienda distraer a los niños menores de seis años con un juguete, un vídeo o música.


Te puede interesar:

Las medidas de biberón para recién nacidos deben ser definida por el propio bebé tal y como se hace con la lactancia materna, que es a demanda. De esta manera, el bebé se regula en función de las necesidades de cada momento.

Fuentes:

Asociación Española de Pediatría, https://www.aeped.es/rss/en-familia/tetanalgesia-quitar-dolor-dando-pecho

Fecha de actualización: 01-05-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.