El primer campamento de tu hijo

El primer campamento de tu hijo
comparte

Una de las mejores opciones para las vacaciones escolares son los campamentos de verano. Una gran forma de aprender nuevos valores al mismo tiempo que se divierten.

Son muchos los padres que no saben qué hacer con sus pequeños durante las vacaciones escolares. Sin duda, una de las mejores opciones son los campamentos de verano y aunque te dé apuro tenerle lejos de ti, sobre todo si no os habéis separado nunca, esto le hará más maduro e independiente de vosotros.

 

Las vacaciones escolares no solo traen buenos momentos, sino también preocupaciones para los padres a la hora de buscar ayuda para cuidar de sus hijos, teniéndose que apoyar en los abuelos, cuidadores, guarderías o los conocidos campamentos de verano. Los campamentos, que suelen ofertar plazas a partir de los cinco años y durar entre quince días y un mes, son una buena opción para divertirse al mismo tiempo que aprenden a relacionarse con otros niños, abriendo sus mentes y haciéndoles más tolerantes.

 

Sin embargo, aunque en el último momento puedan surgirnos miedos pensando en si estará preparado, es necesario tener en cuenta que estos campamentos que combinan actividades de ocio y deporte con otras pedagógicas, representan valores predominantes durante la infancia, como son el compañerismo, la educación o la amistad. Asimismo, los expertos aseguran que estos contribuyen decisivamente a la maduración de los niños, estimulando su autonomía y su responsabilidad, además de fortaleciendo sus vínculos con el entorno y ayudando a desarrollar sus habilidades sociales, enseñándole a convivir con otras personas. Por eso, si no tienes con quien dejar a tu pequeño durante las vacaciones, olvida tus miedos y sigue una serie de consejos para llevarle al campamento; seguro que se convierte en una experiencia nueva e increíble para él:

5 claves para el primer Smartphone de tu hijo

5 claves para el primer Smartphone de tu hijo

Los smartphones son una realidad para la mayoría de la sociedad y los niños, nacidos en la era de los “nativos digitales”, son también usuarios de estos dispositivos que permiten la conexión a internet. Pero ¿cómo puedes gestionar el contacto de los más pequeños con un Smartphone?

 

- Para valorar si está preparado, ten en cuenta si tiene ilusión o va obligado, si controla sus esfínteres durante la noche, si duerme con facilidad, su capacidad para relacionarse con otros niños, si come de todo más o menos bien, etc.

 

- Antes de enviarle al campamento, habla con él para conocer sus gustos y expectativas con el fin de encontrar el que más se adapte.

 

- Ambos podéis visitar las instalaciones del campamento antes de que este comience. Los dos estaréis más tranquilos al conocer dónde va a estar realmente.

 

- Es normal, sobre todo durante los primeros días, que llore si habla contigo por teléfono. Se le pasará a los cinco minutos, en cuanto vuelva a jugar con los demás. Por eso, no debes decirle que si no le gusta, podrías ir a por él, ya que estará más pendiente de marcharse que de adaptarse.  

 

Proponle que hagáis la maleta juntos, así podrá elegir aquellas prendas que más le gusten y con las que más cómodo se encuentre. Recuerda que debes marcar todas sus pertenencias con su nombre y apellidos. Eso sí, no le cargues con cosas solo “por si acaso”; los organizadores te orientarán en lo que deben llevar y en todo aquello que suele hacerles falta. Puedes dejarle una cámara de fotos sencilla, que hará que el campamento sea más atractivo, sobre todo a la hora de enseñarte todo lo que ha hecho y fotografiado.

 

Explícale las actividades que se hacen en los campamentos, la cantidad de amigos que hará,… Si tú fuiste a uno, puedes contarle tus propias experiencias. Así, tendrá más ganas de conocer y disfrutar de esta nueva experiencia y de todas las aventuras que le esperan.


0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
Cerrar