Síntomas y tratamiento de la contractura isquémica de Volkmann

Síntomas y tratamiento de la contractura isquémica de Volkmann
comparte

La contractura isquémica de Volkmann es una deformidad de la mano causada por una lesión de los músculos del antebrazo que provoca atrofia muscular, disminución de la sensibilidad y deformidad de la muñeca, la mano y los dedos de la mano de tal manera que esta parece una garra.

La contractura isquémica de Volkmann aparece cuando hay un aumento de presión en el antebrazo debido a un síndrome compartimental, lo que hace que no llegue el flujo sanguíneo a la mano correctamente y se produzca una isquemia.


Cuando el músculo se acorta, tira de la articulación como si fuera una contracción normal, pero como el músculo está rígido porque no le llega bien la sangre, la articulación permanece doblada, creando una contractura. En conjunto, una contractura isquémica que causa deformidades en los dedos de la mano y la muñeca.


Existen diversos motivos que pueden causar este problema, como una lesión causada por un aplastamiento o fractura, una mordedura de animal, un trastorno hemorrágico, quemaduras o realizar ejercicio excesivo.


Existen tres niveles según la gravedad de la contractura:


- Leve: afecta solo a 2 o 3 dedos únicamente, sin o con poca pérdida de la sensibilidad.


- Moderada: todos los dedos están doblados y el pulgar se encuentra pegado a la palma de la mano. Generalmente hay algo de pérdida de sensibilidad en la mano.

No te puedes perder ...

Dar a luz en medio de la pobreza

Dar a luz en medio de la pobreza

Según la Organización Mundial de la Salud cada minuto una mujer muere a causa de su embarazo en alguna parte del mundo, lo que significa más de 10 millones de vidas perdidas en una generación. A pesar de los esfuerzos realizados por la comunidad internacional, el quinto Objetivo del Milenio, reducir la mortalidad materna en un 75% para 2015, es el que menos ha progresado hasta el momento


- Grave: están afectados todos los músculos del antebrazo y los dedos. Se produce atrofia y pérdida de sensibilidad y es incapacitante.


Los síntomas principales son:


- Disminución en la sensibilidad

- Palidez

- Debilidad y pérdida muscular

- Deformidad de la muñeca, la mano y los dedos de la mano


Para confirmar el diagnóstico se puede hacer una radiografía del brazo y exámenes de los músculos y nervios.


Tratamiento de la contractura isquémica de Volkmann


El tratamiento depende de la gravedad de la contractura. En los casos más leves se puede colocar una férula y hacer ejercicios de rehabilitación. También puede ser necesario cirugía para alargar los tendones.


En caso de contractura moderada, se realiza una cirugía para reparar los músculos, tendones y nervios.


Y si la contractura es grave, es necesario una operación que remueva los músculos, tendones o nervios que están engrosados o muertos para reemplazarlos por otros de otras partes del cuerpo.


El pronóstico generalmente es bueno para las personas con contractura leve, que puede recuperar la funcionalidad de la mano. En los casos más graves es posible que no se recupere totalmente ni después de la operación.


Contractura de Dupuytren


Otro tipo de contractura que puede surgir en la mano es la enfermedad de Dupuytren, una fibrosis en la fascia palmar. No se conoce la causa por la que aparece esta enfermedad que provoca el cierre progresivo de la mano por retracción de la aponeurosis palmar superficial (un tejido ubicado entre la piel y los tendones que tiene forma de triángulo que va desde la muñeca hacia la base de los dedos). No obstante, se piensa que hay ciertos factores de riesgo como usar maquinaria pesada, antecedentes familiares o sufrir ciertas enfermedades (diabetes, enfermedad hepática, epilepsia, tuberculosis pulmonar).


Los síntomas principales de esta contractura son la aparición de un nódulo duro en la zona de los pliegues de la palma de la mano que no duele aunque sí molesta. Si no se trata, se va extendiendo y provoca el cierre de la mano, afectando a la funcionalidad de la misma.


Los tratamientos más habituales en este caso son cirugía para remover la contractura; terapia de radiación en estadios tempranos para evitar que se extienda el nódulo; aponeurotomía de agujas para aflojar la contractura); inyecciones de colagenasa.


Muchas veces no es necesario realizar tratamiento a no ser que haya mucho dolor o pérdida de movilidad en la mano.

 

Foto: Freepik.com


Te puede interesar:
Tener un niño con altas capacidades supone, muchas veces, un reto. Por ello, familia y escuela deben trabajar en conjunto para crear el entorno preciso para que puedan desarrollar todo su potencial.


Fecha de actualización: 18-06-2018

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×
*/?>