×
  • Buscar
Publicidad

Juegos de sumas para niños

Juegos de sumas para niños

A partir de los 2 años los niños descubren el mundo de los números.  Realizar actividades lúdicas que les estimulen les ayudará en el aprendizaje de sus primeras operaciones matemáticas

Publicidad

Tiro los dados. + 3 años

Consigue dos cajas de cartón en forma de cubo. O dos tacos de madera o de cualquier otro material que sirva para construir un par de dados. Pinta en cada lado de ambos, puntos o figuras del 1 al 12. También puedes jugar con dos dados normales, pero el niño se involucrará más si los hacéis vosotros mismos. Haz que tu hijo tire los dados y te diga de qué números se trata, cuál es mayor que otro y cuánto suman. 
 

Gusano gigante. + 2 años

Para este juego necesitarás los dados anteriores u otros normales que tengas por casa y un motón de fichas iguales, o algo similar (botones, piedrecitas, tapones, caramelos, garbanzos…), que se repartirán a partes iguales entre cada participante. Cada jugador tirará los dados en su turno y deberá poner, en fila, tantas fichas como le haya salido en el dado. Quien antes se quede sin ellas y haga el gusano más grande, gana.

Puedes imprimir previamente el dibujo de un gusano o una serpiente en dos folios (o más según los jugadores) y colocar sobre este las fichas. Quien antes complete el dibujo gana.
 

Ordenando las cartas. + 3 años

No te puedes perder ...

Y tambien:

Recorta 10 cartones iguales y pinta en cada uno puntos del 1 al 10 (1 punto, dos puntos, 3 puntos…). O dependiendo de la destreza artística que tengas, anímate con otras figuras. Cuando estén terminados, desordénalos y pide al pequeño que los ordene de mayor a menor. Y al revés. Si no te quieres complicar, utiliza una baraja de naipes.
 

Adivinar los números. + 4 años

Coge una cantidad determinada de garbanzos (o botones o judías o piedras…), que seas capaz de sostener y esconder en las manos. Por ejemplo 8. Haz que el pequeño cuente los garbanzos. Ahora guárdalos en las manos y escóndelos en la espalda. Repártelas entre las ambas, por ejemplo dos en una y seis en otra, y muéstrale las que tienes en una mano. El niño tendrá que adivinar cuantas tienes en la mano oculta. Sigue jugando usando distintas combinaciones.
 

Matemáticas en la cocina. + 2

En la cocina, mientras haces la comida, pídele a tu hijo que te ayude sacando 3 tomates de la nevera, que te acerque 1 barra de pan, que saque 5 zanahorias de la bolsa… ¡Las oportunidades para aprender los números son infinitas! Después puedes decirle que cuente o sume todos los ingredientes.   
 

Dominó gigante. + 2 años

Guarda las cajas de cereales y cuando tengas suficientes píntalas en forma de fichas de dominó. Buscad una superficie grande y… ¡A jugar! Igualmente puedes colocarlas boca abajo e ir dándoles la vuelta. Pregúntale cuánto suman los puntos de cada ficha que descubráis.
 

Asociando números. + 3 años

Imprime o dibuja números del 1 al 10 en 10 hojas de papel, es decir, en cada folio un número. Deberán ser grandes, preferiblemente que ocupen toda la superficie de la página. Necesitarás también piedrecitas, botones, legumbres, gominolas, chapas, bolitas de papel… o cualquier objeto pequeño que puedas tener en grandes cantidades (al menos 55). Pide al niño que ponga sobre el número tantas fichas como la cifra que aparece en cada papel. (3 bolitas en el 3, 8 gominolas en el 8, etc.) También puede pegarlas y hacer bonitos cuadros. Esto les ayudará a asociar el número con las cantidades.
 

Números escondidos. + 3 años

Coge un cubo, un bote o un recipiente mediano y llénalo de arroz. Introduce en ellos números de foam o goma-eva, y revuelve bien para esconderlos. Puedes recortar tú mismo los números o adquirirlos ya hechos en cualquier bazar, papelería o tienda de manualidades. El juego consiste en meter la mano y sacar un número. El niño tendrá que decir de qué número se trata e ir ordenándolos del 1 al 10 según vaya sacándolos.
 

Contar comiendo. + 2 años

Coloca varios platitos y en ellos pon distintas cantidades de pasas, tomatitos, fresas, taquitos de queso, colines de pan, gusanitos, gominolas, trozos de manzana, onzas de chocolate, galletitas… Pídele que vaya contando a medida que se zampa cada alimento.  
 

Cuéntame…  + 3 años

Cualquier objeto cotidiano puede servir para jugar a sumar, o restar. Lo importante es que llame la atención de los más pequeños. Lápices, bloques de juegos de construcción, fichas de colores, palomitas, chuches… Mirad a vuestro alrededor  en busca de ellas y aprovechad cualquier ocasión para practicar las sumas y los números. 


Fecha de actualización: 17-06-2020

Redacción: Irene García

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.