1 de cada 2 niños españoles pasa menos tiempo al aire libre que los presos

1 de cada 2 niños españoles pasa menos tiempo al aire libre que los presos
comparte

Un reciente estudio realizado por la marca de detergentes Skip revela que el 49% de los niños españoles de entre 5 y 12 años pasa menos de una hora al aire libre. Es decir, menos tiempo que el que puede pasar al exterior un preso de alta seguridad.

Casi la mitad de los niños españoles apenas pasa tiempo al aire libre; y de estos un 11% juega menos de media hora fuera de casa y un 5% no lo hace nunca. A estas alarmantes conclusiones ha llegado un estudio de la marca Skip realizado con 1.029 padres y madres de niños entre 5 y 12 años y que ha llevado a la realización del spot Liberad a los niños, grabado en una prisión de máxima seguridad de EEUU.

 

¿Las razones? La falta de tiempo de los padres para llevar a sus hijos a jugar fuera de casa, el clima y, en menor medida, la preferencia de los propios niños por jugar en casa. A pesar de esto, el 77% de los padres y madres españolas admiten que les gustaría que sus hijos jugasen más fuera de casa.

 

Ante esta tendencia de que los niños cada vez jueguen más frente a pantallas o en interiores, frente al aire libre, Skip y Ayuda en Acción han decidido lanzar el próximo 6 de octubre el Día de las clases al aire libre en las escuelas españolas, con el objetivo de potenciar las ventajas que aporta el aprendizaje en el exterior.

No te puedes perder ...

 

Junto a esto, Skip ha lanzado la campaña Ensuciarse es bueno, para poner el foco en los beneficios del juego al aire libre, exploratorio y vivencial, con el apoyo de figuras como sir Ken Robinson, uno de los mayores expertos en educación, creatividad y desarrollo del mundo.

 

Beneficios del juego al aire libre

 

Esencial para el aprendizaje. Son diversos los estudios que señalan que el juego activo es la forma principal de aprendizaje para los niños, a través de la práctica, la exploración y la observación directa de la relación causa-efecto.

 

Promueve una buena salud. El juego al aire libre implica mover los músculos, realizar un ejercicio cardiovascular y motor, recibir algo de sol (con su importante vitamina D), tomar el aire…Y todo ello tiene importantes beneficios en el desarrollo, energía, capacidad de concentración y sistema inmunitario de los niños.

 

Permite trabajar las habilidades sociales cara a cara. El juego en equipo, la observación de otros niños y sus dinámicas de socialización, compartir juguetes, toboganes o columpios con otros pequeños…todo ello aporta un aprendizaje social muy positivo.  

 

Desarrolla el juego creativo. Imaginarse un castillo en el tobogán del parque, ver un barco pirata en un banco, o reunir un tesoro en forma de palos. El exterior no siempre cuenta con tantos juguetes como podamos tener en casa, pero eso, precisamente, a veces es necesario para que los niños trabajen algo innato en ellos: su gran capacidad de imaginación.

 

Les permite explorar. Investigar, tantear, aprender sobre la marcha, superar miedos, mejorar su autonomía, experimentar…Todo ello viene de la mano del siempre beneficioso juego al aire libre.

 

Trabaja su resiliencia. Jugando al aire libre a veces te ensucias, te caes, pasas frío o calor, te mojas o discutes con otros niños. La capacidad de sobreponerse a situaciones que, a priori, no son muy agradables es algo básico para el desarrollo y crecimiento de los pequeños.

Imagen: Justin Peterson

 

 


Te puede interesar:
TodoPapás ha desarrollado una calculadora de estatura final que arroja como resultado una previsión orientativa de cuánto puede llegar a crecer tomando como base la altura de los padres.


Fuente:

Estudio de Skip y Edelman Intelligence, 2016 https://www.skip.com/es/liberad-a-los-ninos.html

Fecha de actualización: 13-11-2019

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>